¡Ten hijos para esto!

En nada de tiempo, apenas una semana y media, he superado la primera fase (¿cómo estará mi hijo?) en relación con la guardería. El primer día pasé tanto estrés que ni comí ni hice otra cosa más que comerme las uñas y los demás días he ido a todos lados con una bola de plomo en la boca del estómago. 
Sin embargo, todo parece ir bien. Taaaaaaan bien que estoy ya en plena fase dos: celos de la educadora. Sí, sí, yo pensaba que esto de que algunas madres terminaban ligeramente celosas de las educadoras era una coña marinera y que a mi no me iba a pasar. Pero no, reconozco que aunque no padezco un caso grave, cada vez que me cuenta que mi hijo allí ya no llora cuando le dejan en el suelo, que casi no pega gritos, que come fenomenal todo lo que le ponen por delante, ¡que se entretiene solo! y que hasta se echa la siesta sin armar un berenjenal, me pregunto ¿se guardará para mi todo lo malo?. Porque es salir de allí y venga gritos, irritabilidad a tope (fruto de la falta de sueño, sobre todo), lloriqueos, frustración al máximo… Por no hablar de que ya hemos tenido un par de tardes en las que no sólo no me ha echado los brazos sino que ha demostrado que estaba divinamente en los de V. ¡Bebito, que soy tu madreeeeee!.
Menos mal que no pierdo la chaveta y me alivia que esté así de bien con V. Eso es señal de que le trata bien y de que allí está contento. Es un alivio para mi dejarle allí tranquila.

Creo que esta actitud quejicosa de las tardes demuestra dos cosas. La primera, que por muy bien que esté en la guarde, todavía está en fase de adaptación, algo muy normal por otra parte dado los pocos días que lleva allí. Y, en segundo lugar, que si en algún momento me he planteado que con la actividad de las mañanas era suficiente para cansarle, estaba equivocada. Mi hijo tiene un nivel de energía muy alto y en casa se aburre. Yo no puedo darle ni la mitad de estímulo y de diversión de la que le dan allí, o la que le daban en matrontación. Le aporto otras cosas, está claro, pero tengo poca vena payasa y, además, inexcusablemente tengo que atender otras cosas, no sólo a él.

Teniendo claro que conmigo siempre ha sido con quien peor se ha portado, desde que nació, aguantaremos el tirón como buenamente se pueda. Todavía recuerdo las poquísimas veces que se lo ha quedado mi suegra, siendo casi recién nacido, como decía ella que habían pasado unas horas fantásticas en las que sólo sonreía mientras que conmigo era terriblemente demandante y exigente las 24 horas del día. ¡Para eso estamos las madres!.
Muchas tardes me estoy acordando de ese dicho que mi madre, con mucha guasa, aún sigue repitiendo: ¡ten hijos para esto!.

Mamá (contra) corriente

Este mi blog personal. Hace ya nueve años que empecé a escribir sobre la increíble experiencia que la maternidad había supuesto en mi vida ¡y desde entonces aquí sigo! Soy autora del e-book "Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad", en el que reúno los conocimientos teóricos y prácticos que necesitas para entender tu ciclo menstrual, interpretar tus signos de fertilidad y utilizarlos para maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada. Además de este blog que lees, soy co-editora de Comer con Gusto y autora de otros tres blogs: Pekeleke, mi web de literatura infantil, Miss Cosméticos, mi blog de belleza y Mochilas-Portabebés.es, sobre mochilas ergonómicas.

17 comentarios sobre “¡Ten hijos para esto!

  • el 10/09/2010 a las 18:21
    Permalink

    La verdad es que un poco de celitos si que tiene que dar, si…a mi me pasaría lo mismo!!

    De todos modos y como tu dices, al menos puedes quedarte tranquila de que está bien cuidado…

    Ya contarás como va evolucionando por las tardes dentro de unas semanas, si ya está mas tranquilo o no.

    Un abrazo fuerte y no te comas el tarro, que me pongo en tu situación y se que eso de que no te heche los bracitos pica!!

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 18:31
    Permalink

    jajajaja, yo también he dicho la frasecita muchas veces 😉 Creo que lo que cuentas es muy normal y muy humano, una mezcla de alivio, celos y de to. Es normal…

    YO estoy encantada con la guarde. Mencía se cansa bastante y como en la guarde no duerme, cae como no ha caído en su vida al mediodía. Y por primera vez en su vida se echa siestas de una hora y media. Flipando estoy … eso hace que esté mejor todo el santo día, porque al dormir está más contenta, más animada y más de todo.

    ¡Guay!

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 18:55
    Permalink

    Qué cosas que tienen estos bebés. Tal vez se porta así porque contigo está en confianza, y en la guarde no tanto, aún. Pero es natural que te dé celos, yo estaría igual, porque soy bastante acaparadora con mi niño.

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 19:03
    Permalink

    Es normal que se sienta un poquito de celos si además te cuentan que con las educadoras todo muy bien y luego contigo esta más rarito. Pero en el fondo creo que con ellas esta igual lo único que como son más niños pues le pueden hacer menos caso y al final se las tiene que apañar solo.
    Mi hijo se queda llorando todas las mañanas pero luego sale tan contento.

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 19:20
    Permalink

    yo menos mal que mi hijo le dejas con mis suegros 5 minutos solo es verme y sonreir de oreja a oreja (bueno y babear como pensando "comidaaa").. lo que a mi suegra le jode un huevo, asi que si le llevo a la guarde y me hace lo que a ti y le castigo sin chocolate una semana¡¡¡¡ upss plvidaba que no puede comer chocolate¡¡
    ultimamente conmigo se parte cuando le enseño los pies y hago como si fuesen marionetas con ellos.. no se si piensa que su madre es una payasa o que le cantan los tachines que es un primor¡

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 20:03
    Permalink

    Es normal que de un poco de celos, yo la verdad es que aun no me ha tocado porque le sigo dejando llorando y cuando le voy a recoger vuelve llorando a mi deseando salir de la guarde aunque cuando yo no estoy delante estos días ya no llora y me dicen que se lo pasa muy bien, pero en unas semanas seguro que me pasará lo que a ti.

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 20:15
    Permalink

    Yo tengo la suerte de que Alex no tiene un apego muy desmesurado a su educadora…Así que de celos nada, pero si me mosquea que con ella se coma bocatas y conmigo no. Pero claro, yo tengo otras cosas más interesantes que darle, como la teta…
    Lo de portarse peor contigo es normal. Son más exigentes con mama que con los extraños.

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 20:29
    Permalink

    Jajajajaja. Pues luego pasarás a la fase tres. "Aquí le tienes". Yo algún lunes después de un fin de semana "inaguantable" lo he hecho, aunque luego con remordimiento de conciencia claro está. Porque se les quiere tanto…
    Un besote,

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 21:09
    Permalink

    Ana, espero que se vaya acostumbrando a dormir menos durante el día, ayer y hoy ya parecía que estaba de algo mejor humor. Hay cosas que escuecen, siiiii! jaja

    Walewska, ¡es que somos humanas!. Yo estoy contenta también, bastante contenta. Y creo que mi hijo también lo está, no hay más que ver las sonrisas que le echa a V. Mejor así!

    Adry, ¡como son los niños!. Yo también creo que conmigo tiene más confianza y se permite más cosas, ya me conoce muy bien. En la guarde se ha debido dar cuenta de que hay cosas que no cuelan jajajaja.

    Treintañera con hijo, estoy contigo. El otro día le dije a V. que a ver si hacían un vídeo o algo, porque apenas puedo creerme lo que me cuenta. Ahora, que ya no llore cuando no le puede prestar atención, me lo creo, me lo creo. Porque mi hijo es de los que llora y cuando ve que no vas a volver, se calla jajajaja.

    Brujilla, jajajaja muy bueno!!

    Mis chicos y yo, ánimo, mujer, seguro que a finales de mes la cosa ha mejorado un montón y me estás contando otras cosillas, ya lo verás!!.

    Alex, mi hijo es que es de poco apego, por nadie. Ahora está tolerando más el estar en brazos porque hasta hace 3 semanas luchaba por bajarse y tener libertad. Además, V. está muy mullidita, le debe gustar lo mullido, que yo sólo tengo huesos y poca chicha donde apoyar la cabeza.

    Australia, jajaja, el otro día le dije a V. que me dió tan mala tarde que estuve por devolvérselo. La guarde está a 5 minutos de casa y abierta hasta las 18.30, como un día me de un ataque, se lo bajo y que aguante ella los gritos jajajajaja La de cosas que se dicen con la boca pequeña, eh?.

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 21:18
    Permalink

    Cómo son estos niños! NO me extraña que te sientas un poco celosilla pero hay que buscarle el lado positivo y es una gozada que se encuentre tan bien allí; si estuviese mal, tú estarías mucho peor. Y contigo se porta así porque, chica, ya sabes: donde hay confianza da asco!

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 21:28
    Permalink

    Puff y no nos queda nada, esto es lo mejor. Espera a que tengan 16 añitos y te digan, "mama, mama, que no te vean mis amigos conmigo" (como si hubieran nacido por ciencia infusa) Hay que ver lo jodios que son. Ley de vida hija mia!!!! De todas maneras te diré que yo estoy deseando que la mia empiece ya el cole, solo dos días!!!!

    Respuesta
  • el 10/09/2010 a las 22:45
    Permalink

    Claro que al principio dan celos…después te vas a sentir super feliz que se quede tan contento con sus maestras…ellos lo sienten como "su" lugar exclusivo!!
    En cuanto a la berrinchada solo te digo que al igual que los adultos…solo nos enojamos realmente con aquellas personas que más queremos, con quienes nos sentimos en confianza.
    Yo creo que es porque sabemos que nos van a saber contener.

    Respuesta
  • el 11/09/2010 a las 0:32
    Permalink

    No te preocupes, todos los niños se portan de diferente manera cuando están en la guarde. Y es muy bueno que esté encantada con su profe. Ánimo, que llegará el día que le cojas y le eche los brazos a la profe!!!

    Respuesta
  • el 11/09/2010 a las 8:14
    Permalink

    Jolín!

    Pues no se me había ocurrido pensar en "los celos a la educadora"… menos mal que tu tienes algo único y especial, tu eres … SU MADRE!

    Respuesta
  • el 11/09/2010 a las 11:10
    Permalink

    No te preocupes los peques se comportan de manera diferente segun con quien esten. POr ejemplo con mi madre el peque se duerme en 2 segundos y conmigo puede tardar hasta una a veces…

    Respuesta
  • el 11/09/2010 a las 16:09
    Permalink

    Creo que más de una vez te he contado que con quien peor se porta mi hijo es conmigo verdad??? Esto es como dice el dicho: "donde hay confianza da asco" :))

    Mira ayer estuvo con sus abuelos por la tarde. Se le llevaron al parque ellos solitos. Fue un ángel del cielo, se portó genial. Esta mañana se ha ido con ellos pero también con su padre, pues la cosa no ha ido tan bien. Mi madre alucinaba. Y es que es normal, no te preocupes.

    De lo que me alegro es de que V. esté resultando tan estupenda, y que el nene se sienta tan agusto con ella. Los niños no son nada tontos, si está así de bien es porque le trata a las mil maravillas, y eso es estupendo.

    MUAKSSSSS

    Respuesta
  • el 12/09/2010 a las 12:12
    Permalink

    jajaja, que bueno, la verdad es que si los niños son así…

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El RGPD me obliga a informarte de que al dejar un comentario en este post tus datos de carácter personal serán tratados conforme a la legislación vigente:

Responsable: Mamá (contra) corriente - Eva Gracia

Fin del tratamiento: Gestionar los comentarios y evitar el spam

Legitimación: Tu consentimiento (debes marcar la casilla que confirma que has leído y aceptas la política de privacidad)

Comunicación de los datos: No se comunicarán a terceros salvo obligación legal

Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido.

Contacto: hola @ mamacontracorriente.com