Como imagino que ha pasado en muchas casas, el paso del pañal al baño ha sido complicadillo para nuestros dos hijos. Aunque cada uno tuvieron dificultades distintas, los dos tuvieron en común la retención de heces, especialmente Bebé, que pasó un verdadero calvario. Así que entre uno y otro y encopresis de por medio en ambos, tenemos varios cuentos sobre la retirada del pañal.

Probablemente no os va a sorprender mucho la recopilación ya que la mayoría son libros son muy conocidos pero si os sirve de inspiración, ¡genial!

Nuestros imprescindibles han sido dos:

 

¿Puedo mirar tu pañal? de la Editorial SM

¿Puedo mirar tu pañal?, Editorial SM

Este ha sido el libro que más nos ha gustado, sin ninguna duda, y el que más nos ha ayudado con el tema de la retención de heces. Lo compramos justo cuando Bebé empezó con el problema y se convirtió en nuestro libro de cabecera durante meses, lo leíamos dos, tres veces diarias, a veces más. Creo que Bebé necesitaba ver las heces, hablar de las cacas, normalizar todo ese proceso, interiorizar que todos hacemos caquitas y precisamente eso es lo que consigue este libro, además con un toque de humor muy divertido.

Me gustan las ilustraciones, el texto, el hecho de ser un libro con solapas, el enfoque tan cómico… En fin, me encanta.

 

Edu ya no quiere llevar pañales, de la Editorial Juventud

Edu ya no quiere llevar pañales, de Editorial Juventud

Bebé se siente muy identificado con Edu. Ambos decidieron dejar el pañal por propia iniciativa pero, claro, querer dejar el pañal no significa que de primeras sepas qué hacer, así que al principio hay escapes, de pronto notas algo muy caliente que te moja los pantalones… Y es desagradable. Pero no pasa nada, porque mamá enseguida nos cambia la ropa y nos anima a que estemos más atentos para que no se nos pase ir al baño aunque estemos jugando.

Me parece una historia muy tierna y que a nosotros nos venía que ni pintada. Es un cuento que todavía hoy, habiendo superado (casi al 100%) la operación pañal, leemos en casa muchas veces.

Pertenece a una colección que trata temas como dejar el chupete, ir al pediatra sin miedo o vestirse. No tenemos ninguno de los otros porque tampoco son temáticas que nos hagan falta pero seguramente serán tan bonitos y amables como éste.

 

Otro libro muy bonito y que es todo un clásico es El topo que quería saber quién se había hecho aquello en su cabeza, de Alfaguara Infantil

El topo que quería saber quién se había hecho aquello en su cabeza

Este cuento nos lo leyó Valentina, de Crecer Juntos con Arte, cuando Mayor estaba pasando por el problema de retención de heces. Si alguna vez tenéis ocasión de asistir a la charla ¡Adiós Pañal! de Valentina, os lo recomiendo totalmente. Valentina no sólo es encantadora y una gran profesional sino que es una persona divertidísima. Y no es peloteo, lo digo de corazón.

Como el libro nos gustó mucho y es un auténtico clásico, pasó a incorporarse a nuestra colección. Es una historia graciosa y muy escatológica, ideal para niños en plena fase caca-culo-pedo-pis (¡nosotros llevamos ya una temporadita en ella!). A nosotros nos ha venido muy bien para hablar de cacas, porque en definitiva el problema de la retención de heces es un problema de normalizar el proceso de defecar, así que qué mejor que hablar de cacas con naturalidad, ¿no?

Otros libros que hemos usado bastante aunque me parecen menos atractivos son estos tres:

 

Libro-orinal, de la Editorial Bruño

Libro-orinal, Editorial Bruño
Fue el primero que tuvimos y uno de los más exitosos. Es curioso porque en casa el orinal lo hemos usado poquísimo. Ambos niños prefirieron enseguida usar directamente el WC, sin reductor ni nada. Sin embargo, el libro les ha eclipsado a los dos quizá porque tiene fotos reales de niños sentados en orinal o wáter, con sus braguitas o calzoncillos, el papel higiénico… Realmente es un libro súper sencillo, a mi no me parece nada del otro mundo, y no lo recomiendo especialmente, pero las imágenes a mis hijos les encantaban.

 

Ya he acabado, de la Editorial Combel

Ya he acabado, Editorial Combel

Es un libro que a nosotros como adultos nos gusta mucho pero a nuestros niños no les llamó mucho la atención más allá de pulsar una y otra vez la cadena del wc, que se puede apretar en cada página.

El cuento está escrito en verso, queda muy musical al leerlo y tiene unas ilustraciones bonitas pero creo que la historia no tiene gancho para niños tan pequeños como los que están con edad de dejar el pañal, no la entienden, por lo que al final lo único que les hace gracia es pulsar mil veces el botón del wc del cuento, para conseguir el sonido de tirar de la cadena.

 

Mi orinal es genial

Mi orinal es genial

Lo he estado buscando para poneros el enlace pero parece ser que se ha descatalogado. Tampoco me entusiasmaba y los niños nunca prestaron demasiada atención a su contenido pero traía unas pegatinas muy chulas que sí utilizamos. Cuando Mayor sufrió la retención de heces comenzamos a utilizarlas, no en el cuadro que traía el libro sino pegándolas en la pared del baño. También llevaba unos imanes que hasta hace poco han rondado por casa. La verdad es que al libro le sacaron un buen partido y de hecho lo tuve que tirar de lo destrozado que quedó tras pasar por dos niños.

 

Y vosotros, ¿tenéis libros sobre la retirada del pañal? ¿Habéis leído estos que comparto en este post?

Podéis encontrar más libros sobre la retirada del pañal en mi blog de literatura infantil, Pekeleke: 10 cuentos para dejar el pañal.

¿Compartís conmigo y con otros papás cuentos que os hayan gustado para hacer más fácil dejar los pañales?

Foto | BabyCenter