Mi abuela paterna

Quiero muchísimo a mi abuela paterna.
Cuando yo nací hacía muy poco tiempo que mi abuela acababa de quedar viuda, además siendo muy joven, tenía 54 años. Se volcó totalmente conmigo y ayudó mucho a mis padres, que en aquel entonces trabajaban mañana y tarde. Me recogía en el colegio, siempre me traía una merienda riquísima con su zumo de naranja natural y todo, o me la compraba en una tienda de comida hecha que había de camino a casa. Tengo más recuerdos jugando con ella que con mis padres.
Es una mujer que cuando íbamos por la calle yo nunca podía decir que algo que viera en el escaparate me gustaba porque al día siguiente me lo había comprado.
Con la edad nos fuimos distanciando. Tenemos caracteres muy parecidos y empezamos a chocar. Ella quería seguir mandando sobre mi y yo no estaba por la labor. 
Cuando cambié de ciudad dejé de verla con asiduidad y la relación era más distante.
Hasta que me quedé embarazada y se puso loca de contenta. Me llamaba muchos días para preguntarme qué tal estaba, algo que antes nunca hacía. Tenía ganas de salir a la calle, de comprar cosas para el niño. Rejuveneció 20 años. Parecería que en vez de ser bisabuela iba a ser abuela. Me hizo unos patucos aunque le dije mil veces que no me gustan nada los patucos y me dolió en el alma dejarlos guardados en el armario, sabiendo que no iba a estrenarlos.
Luego nació mi hijo y mi abuela se volvió más loca todavía. Me llama todas las semanas. Y no sólo pregunta por mi hijo, pregunta por mi, me pregunta cómo estoy, le interesa cómo me encuentro. Se acuerda de todos los cumple-meses de mi bebito, hasta de cuando hace los “medios-meses”. No nos vemos más porque la distancia, aunque corta, es puñetera, pero si estuviera mejor de los pies se que todos los días se cogería su tren y se haría dos transbordos para pasar la mañana con nosotros.
La semana pasada hizo ese camino con mi madre: autobús, dos trenes y autobús sólo para pasar hora y media conmigo y con el niño. Y nada más verme me dió un achuchón grande porque me sigue queriendo mucho.
A veces siento pena. Me siento triste por haber desperdiciado unos cuantos años de su vida sin prestarla mucha atención. Se que el día que falte me va a doler en el alma.
Y no se si quiero que dentro de unos días cumpla 81 años porque ya me parecen muchos y… no quiero perderla, no quiero que la pierda mi hijo.

Mamá (contra) corriente

Este mi blog personal. Hace ya nueve años que empecé a escribir sobre la increíble experiencia que la maternidad había supuesto en mi vida ¡y desde entonces aquí sigo! Soy autora del e-book "Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad", en el que reúno los conocimientos teóricos y prácticos que necesitas para entender tu ciclo menstrual, interpretar tus signos de fertilidad y utilizarlos para maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada. Además de este blog que lees, soy co-editora de Comer con Gusto y autora de otros tres blogs: Pekeleke, mi web de literatura infantil, Miss Cosméticos, mi blog de belleza y Mochilas-Portabebés.es, sobre mochilas ergonómicas.

30 comentarios sobre “Mi abuela paterna

  • el 01/06/2010 a las 8:13
    Permalink

    Pues en tal caso disfrútala los años que la quedan, haz que tu hijo tenga un recuerdo de ella, para que luego le puedas hablar de ella y recordad con tu hijo los buenos momentos que te hizo pasar, lo que te quiso, lo que te cuidó.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 8:26
    Permalink

    Me temo que eso nos pasa a muchos y sobre todo con los abuelos. Metiéndome donde no me llaman…supongo que el camino entre la case de tu abuela y la tuya puede recorrerse en los dos sentidos ¿no?

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 8:36
    Permalink

    Pues sí, Belén, sí.

    Lobo, efectivamente, el camino es bidireccional. Pero con un bebé de 8 meses y yo sola no lo veo fácil.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 9:35
    Permalink

    Yo me meto donde no me llaman también, pero creo que viajar con un bebé es igual de complicado que viajar teniendo 81 años. Es que yo no tuve problemas para ir con mi peque a todas partes, mi prima tiene dos niños y siempre ha ido con ellos igual, a todos sitios cogiendo transporte público.
    Dicho esto, que ya he avisado que es meterme donde no me llaman, yo creo que lo mejor que puedes hacer es disfrutar de tu abuela ahora. No te preocupes por lo que pueda pasar. De nada sirve angustiarse de antemano, y muchos menos angustiarse por el tiempo perdido. Lo que importa es el ahora y eso lo tienes, así que disfrútalo.
    En cuanto a los patucos, no los guardes mucho (no sé qué talla serán) porque mi peque ha empezado a ponerse para dormir unos que tenía que había hecho mi abuela y además como siempre va descalzo en invierno los usa también para estar por casa. Y yo ahora con eso de que estoy aprendiendo a hacer punto me he puesto a hacer otros patucos, pantuflas o lo que sea. Que seguro que los termino y se empeña en ponérselos aunque estemos a 40 grados.
    Así que no descartes que dentro de un tiempo le dé a él por quererlos. XDDDD

    —–
    http://lallavedelbaul.wordpress.com

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 10:09
    Permalink

    Yo me meto donde no me llaman también, pero creo que viajar con un bebé es igual de complicado que viajar teniendo 81 años. Es que yo no tuve problemas para ir con mi peque a todas partes, mi prima tiene dos niños y siempre ha ido con ellos igual, a todos sitios cogiendo transporte público.
    Dicho esto, que ya he avisado que es meterme donde no me llaman, yo creo que lo mejor que puedes hacer es disfrutar de tu abuela ahora. No te preocupes por lo que pueda pasar. De nada sirve angustiarse de antemano, y muchos menos angustiarse por el tiempo perdido. Lo que importa es el ahora y eso lo tienes, así que disfrútalo.
    En cuanto a los patucos, no los guardes mucho (no sé qué talla serán) porque mi peque ha empezado a ponerse para dormir unos que tenía que había hecho mi abuela y además como siempre va descalzo en invierno los usa también para estar por casa. Y yo ahora con eso de que estoy aprendiendo a hacer punto me he puesto a hacer otros patucos, pantuflas o lo que sea. Que seguro que los termino y se empeña en ponérselos aunque estemos a 40 grados.
    Así que no descartes que dentro de un tiempo le dé a él por quererlos. XDDDD

    —–
    http://lallavedelbaul.wordpress.com

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 10:09
    Permalink

    Mas o menos igual de facil que el que lo haga una mujer de 81 años…
    No te enfades, a mi solo me queda una abuela y tiene 91 años, ella no se mete en nada y es mas buena que el pan, pero tiene sus cosas, he aprendido que hay que saber mirar para otro lado con esas cosas porque luego las echas de menos y te arrepientes.
    Hazle una visitilla un dia, como si fuera una odisea a un centro comercial, la vas a hacer la mujer mas feliz del mundo y se te quitaran de la cabeza muchos remordimientos por cosas que no has hecho en estos años.
    Un beso.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 10:29
    Permalink

    Lo de los abuelos es muy muy tierno. Mis padres siempre han sido unos currantes y fueron mis abuelos maternos los que tuvieron que apechugar conmigo; mi madre me llevaba a su casa antes de irse a trabajar (a las seis de la mañana) y me pasaba con ellos todo el día hasta que volvía mi madre a las cuatro de la tarde. Me apuntaron a un cole justo al lado de su casa y mi infancia entera la recuerdo en su casa, con ellos… pero el año pasado perdí a mi abuelo y, por suerte, pude estar a su lado los últimos años de su vida, cuando ya estaba malito o cuando había que cuidar de él.
    Espero que tu niño crezca con su bisabuela cerca y tenga un buen recuerdo de ella, al fin y al cabo, se lo merecen los dos.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 11:19
    Permalink

    Me has emocionado y todo porque me has hecho recordar a mi abuela paterna. Por desgracia la mia ya no esta, murió hace cuatro años. Disfruta todo lo que puedas de la tuya mientras puedas.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 11:36
    Permalink

    Ojalá pudiera yo tener a mi abuela a mi lado en estos momentos, me encantaría poder compartir con ella mi embarazo y el nacimiento de mi niña. Ella murió siendo yo bastante pequeña, pero es curioso la cantidad de recuerdos amorosos que me han quedado de ella… Aprovecha ese regalo que te ha dado la vida, no son muchos los de nuestra edad que aún pueden contar con sus abuelos.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 12:19
    Permalink

    Pues aprovecha porque el tiempo pasa volando… los abuelos son geniales (la mayoria). Mi boliche conocio al mio un día (estaba perfecto) y al día siguiente se murió. Muchas veces pienso que hubiera pasado si no hubiera ido y eso que me parecía una paliza meterle al nene con 3 meses 500 km d ida y 500 km d vuelta para 3 dias, pero no queria esperar mas xq ya nos habia dado algun susto. Y acerté!, su ultima foto la tiene con mi boliche…uf! se me estan saltando las lagrimas. Disfruta de ella ahora que puedes.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 12:27
    Permalink

    Me has emocionado; a mi también me medio crió mi abuela materna; aunque era una mujer escepcional era muy distinta a la tuya.

    Pero lo que más me pesa es que tanto ella como mi madre se han perdido esos momentos importantes…

    Yo también me meto dondenomellaman y te digo que una visitilla te hará sentirte muuuy bien y a ella mejor!

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 14:08
    Permalink

    Mis abuela nos han conocido a mi niño y una de ellas ni siquiera a mi marido, ufff me entra una pena terrible. disfruta de ella y que ella disfrute del niño, son momentos que no van a poder repetirse, id a verla, menuda sorpresa!

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 14:27
    Permalink

    Yo a mi abuela materna no la conocí y a la paterna poco, así que no tengo el recuerdo de apego con las abuelas, pero los niños rejuvenecen a los abuelos o bisabuelos. Yo creo que estos momentos se abusa mucho de los abuelos, porque el cuidado es cosa de los padres y no de los abuelos, ellos tienen que disfrutar y no cuida.
    Así que disfruta de ella y deja que tu niño también lo hago.
    Muxus

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 15:22
    Permalink

    Comento más que nada para que sepas que has conseguido hacerme llorar…. qué te voy a contar si ya sabes que perdí a mi abuela paterna a 2 semanas de que naciera Ari !!! Quédate con la satisfacción de que ha conocido a tu hijo, e intenta que lo disfrute al máximo !!!

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 15:23
    Permalink

    Yo no quería a mi abuela paterna. Cuando la visitabamos era irascible, tenía hemiplejia y no caminaba ni hablaba bien. Las veces que mi papá la traía a casa, x su dificultad, se orinaba en las camas, criticaba constantemente el proceder de mi madre ante alguna situación.
    Al fallecer, vi a mi padre destrozado y de alguna manera culpando a mi mamá xq el "estorbo" ya no estaba. Me dolió muchísimo. Pasé esos días llorando hasta que se secaran mis lágrimas xq no supimos aceptarla, apreciarla, quererla.
    Si tuviera otra oportunidad, lo haría mejor… pero no la hay.
    Arovecha y dale aunque sea una visita cada dos meses, apuesto que hablará de ti y de tu bebe con sus amigas todo el tiempo.
    Un beso a ti, a tu bebe y para tu bubu tb.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 15:56
    Permalink

    También yo meto la cuña. Nosotros también íbamos con el bebé a todas partes. Con dos meses nos fuimos hasta Galicia y no hubo problemas. Y, a partir de que se acabó la baja maternal, como entonces vivíamos a 15 kilómetros de mis padres, todo el día cogía el tren para recogerle e irme a mi casa. Es sólo cuestión de organizarse.
    Respecto a los abuelos, qué voy a decirte. Yo tuve una relación especial con los míos (era nieta única además) y todavía les echo muchísimo de menos. No sabes cuántas veces he pensado que ojalá mi abuelo pudiese volver durante media hora y conocer a su nieto. Con lo niñero que era, se le caería la baba!

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 16:30
    Permalink

    Mira qe yo tambien me puse chillona, el unico abuelo qe conoci fallecio hace cuatro años, ahorita espero un bebito pa diciembre y no veas tambien como duele qe no este y ni lo vaya a conocer y aparte de mi graduacion qe mi carrera estaba casi dedicada a el, ni moo, se van y mas vale hacer tooodooo lo posible por estar con ellos y demostrarles nuestro amor a ellos mientras esten aqi qe luego, ya te imaginaras como pesa, intentalo y qe afortunaa eres de tenerla igual qe tu gordito, ademas creo qe el tambien te lo agradecera muuucho mucho; si señor.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 18:14
    Permalink

    Ahondando en lo mismo, trata de disfrutar muchísimo de tus abuelos, yo lo hago todo lo que puedo, y nunca es suficiente!
    Mis abuelos maternos fallecieron y sigo echándoles un montón de menos… Los paternos están un poquito más lejos, que aunque estemos en la misma ciudad, hay que cruzarla enterita! Los ritmos diarios son complicados, pero hay que intentar sacar huecos, así que yo también te animo a que cojas el coche y te vayas a verla con más frecuencia, seguro que los disfrutaréis todos muchísimo!

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 20:44
    Permalink

    QUé suerte! Disfrútala. Yo siempre he pensado que entendí tarde a mi abuela, cuando ya no había marcha atrás.

    Así que a quererse mucho!!!

    Un besete

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 23:10
    Permalink

    Me alegro q tengas una abuela q quiera tanto a tu bebito y q gracias a ello hayais recuperado el contacto. Desgraciadamnete a mi no me quedan abuelos. Mi abuela materna murio estando yo embarazada y sin saberlo aun asi q no llego a enterarse. Espero la disfrutes todo lo posible y por muchos años.
    Y efectivamente ahora q tu peque ya es un poco mas grande, te animo a q vayas a verla todo lo q puedas.

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 23:11
    Permalink

    Qué suerte con tu abuela!
    Mi abuela paterna también se quedó viuda justo antes de nacer yo y nos cuidaba a mis hermanos y a mí cuando mi madre iba a trabajar. Yo la adoraba.
    Murió hace ocho años y creo que todos los días la tengo presente. Miles de pequeñas cosas me hacen recordarla y sentirla muy cerca.
    Aprovecha para darle a tu abuela todo el cariño que puedas, Eva. Una abrazo para ella y otro para ti

    Respuesta
  • el 01/06/2010 a las 23:14
    Permalink

    Jolin nena, que entrada mas bonita, me ha encantado.
    Es cierto que da miedo cuando nuestros seres queridos van envejeciendo, es como si te dieses cuenta que cada vez te queda menos tiempo para disfrutar de ellos, y tú cuando eres más joven, eso no lo ves.
    Ahora busco cada momento para estar con mis padres, todos los domingos los paso con ellos y ya puedo tener mil planes superatrayentes, que estar con ellos es lo primero, y ojalá pueda seguir siendolo durante mucho mucho mucho tiempo.

    Besossssssssssssssss

    Respuesta
  • el 03/06/2010 a las 13:51
    Permalink

    Disfruta mucho de ella Eva y ya que ella hace es gran esfuerzo, intenta devolverselo…
    Yo no he tenido unso abuelos cariñosos y atentos conmigo puesto que eran muy jovenes y cuando yo nací ellos acababan de tener un bebé también y bueno…estaban más por su nena, por sus viajes y su buena vida y yo tuve que estar interna en un colegio pq mi madre tenía que mantenernos a mi y a mi hermana pequeña…No sabes la suerte que has tenido, así que yo no dudaría en devolverle parte de esa felicidad que ella te brindo cuando eras pequeña…
    Me ha emocionado mucho leer esta entrada…
    Bss

    Respuesta
  • el 25/06/2012 a las 14:14
    Permalink

    …cuando supe que estaba embarazad, mi primer pensamiento fue para mi madre….ella murió ya hace años pero no hay un sólo día que de una u otra forma no me acuerde ella….mi hijo no la conocerá pero le hablaré mucho de su yaya…..

    Respuesta
    • el 25/06/2012 a las 19:45
      Permalink

      Seguro que ella os está viendo, no lo dudes!

      Respuesta
  • el 26/06/2012 a las 13:18
    Permalink

    Fíjate Eva que yo no soy una persona creyente (mi madre sí lo era) y sí que creo algo así como que ella nos protege (a mí y a mi hijo) que ella está feliz por mí….

    Respuesta
    • el 26/06/2012 a las 16:23
      Permalink

      Aunque no seas creyente, hay energías que fluyen, que se notan.

      Respuesta
      • el 26/06/2012 a las 18:00
        Permalink

        …pues sí, así es….yo siempre he dicho que una muerte acaba con una vida pero no con una relación….y mi madre será siempre mi madre….

        Respuesta
        • el 26/06/2012 a las 20:27
          Permalink

          Qué bonito…

          Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El RGPD me obliga a informarte de que al dejar un comentario en este post tus datos de carácter personal serán tratados conforme a la legislación vigente:

Responsable: Mamá (contra) corriente - Eva Gracia

Fin del tratamiento: Gestionar los comentarios y evitar el spam

Legitimación: Tu consentimiento (debes marcar la casilla que confirma que has leído y aceptas la política de privacidad)

Comunicación de los datos: No se comunicarán a terceros salvo obligación legal

Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido.

Contacto: hola @ mamacontracorriente.com