Aprender sobre el sueño de nuestros hijos

Dentro de la campaña de Ecus Kids y su Club de los Pequeños Soñadores, quería contar hoy una anécdota bastante reciente.

El bebé de los vecinos tiene ya 9-10 meses. Con estas paredes de papel de fumar es fácil enterarse de sus andanzas, igual que ellos saben, me temo, hasta la fecha exacta del cumpleaños del mío. Hace algo más de un mes, quizá dos, empezó a llorar de forma mucho más frecuente e intensa, muy especialmente durante la hora de la siesta y por la noche. Para mi el diagnóstico estaba claro, es casi casi de libro: maduración de los ciclos de sueño, angustia de separación…

Una tarde nos los encontramos en el portal y salieron los llantos como tema de conversación mientras subíamos en el ascensor. Para nuestra sorpresa, la mamá decía que no entendía por qué, de pronto, se despertaba con más frecuencia y lloraba tan desconsoladamente, no tenía ni idea de a qué podría deberse. Quizá hubiera sido más prudente permanecer en silencio pero no pude evitar explicarle, en los poquitos segundos que me dió tiempo, lo que yo sé y he experimentado del tema: que los recién nacidos sólo tienen dos fases de sueño y que en esa edad maduran y comienzan a tener ciclos nuevos, lo que propicia los despertares.

Según estaba hablando me daba cuenta, por su expresión, de que estaba pensando en esto que me decían cuando estaba embarazada de mi hijo: vaya, pareces una enciclopedia andante. Un pensamiento que era claramente negativo, como si este saber sí ocupara lugar, como si no tuviera sentido ninguno preocuparse por estas cosas. Pienso que a día de hoy a mucha gente le sigue asombrando que a una le pueda interesar estudiar sobre maternidad, puericultura, crianza… La gente se compra un teléfono móvil de última generación y se empolla el manual hasta no dejar ni una sola aplicación sin dominar, uno es fan de una serie o de una saga de películas y se aprende hasta los diálogos, no hablemos ya de los futboleros, que son capaces de recitarte hasta altura y peso de todos los futbolistas de un equipo. Sin embargo, tienes una conversación con una mamá sobre el sueño de los bebés y pareces una marciana recién aterrizada de un planeta de otra galaxia.

Siempre he reinvindicado la maternidad consciente y lo seguiré haciendo, me parece hermosa y, más aún, un acto de responsabilidad. Conocer a nuestros hijos debería ser una tarea satisfactoria para los padres y, desde el punto de vista práctico, cuando uno aprende sobre el sueño y entiende por qué suceden las cosas, duerme mucho más tranquilo.

Mamá (contra) corriente

Este mi blog personal. Hace ya nueve años que empecé a escribir sobre la increíble experiencia que la maternidad había supuesto en mi vida ¡y desde entonces aquí sigo! Soy autora del e-book "Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad", en el que reúno los conocimientos teóricos y prácticos que necesitas para entender tu ciclo menstrual, interpretar tus signos de fertilidad y utilizarlos para maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada. Además de este blog que lees, soy co-editora de Comer con Gusto y autora de otros tres blogs: Pekeleke, mi web de literatura infantil, Miss Cosméticos, mi blog de belleza y Mochilas-Portabebés.es, sobre mochilas ergonómicas.

37 comentarios sobre “Aprender sobre el sueño de nuestros hijos

  • el 27/09/2011 a las 11:30
    Permalink

    Yo solo he leído a Carlos González y a Rosa Jové, bueno también tengo el libro de Tracy Hogg y ahí vamos. El caso es que a mí me pasa como a tí, solo que por lo general directamente me callo porque ya he comprobado que no vale la pena aconsejar con toda la buena intención del mundo, porque te miran con cara de “¿esta que se creerá?”. Sin embargo en el grupo de lactancia es otra cosa, como vamos mamis con peques en diferentes rangos de edad las que ya hemos pasado por varias etapas sí podemos responder a preguntas de mamis que sí están dispuestas a escucharte.

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:58
      Permalink

      Claro, es que en el grupo de lactancia sois gente interesada con el tema. Lo que me sorprende a mi es que haya tantos padres por la calle tan escasamente interesados en estos temas… me deja bastante anonadada.

      Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 11:33
    Permalink

    Qué post tan bonito. Ojalá todas las mamás tuvieran una conciencia tan profunda como tú. ¡¡Me encantas!!A mí también me miran con cara acusadora cuando me pongo marisabidilla porque en mi caso tiene más delito todavía, ya que por desgracia, todavía soy una mamá en potencia. Un beso.

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:58
      Permalink

      Bueno, eso también es un clásico. Algunas mamás de varios hijos, algunos ya mayorcitos, creen estar en posesión de toda la verdad por el hecho de serlo cuando realmente llevan toda la vida criando de forma inconsciente y dejándose llevar. La experiencia importa y mucho, por supuesto, eso lo comprobarás cuando seas madre, pero el saber no es algo que deba desdeñarse porque se carezca de experiencia.

      Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 11:44
    Permalink

    Totalmente de acuerdo, a mi algunas de mis amigas me miran con cara “de que estas hablando?, crees que sabes mucho verdad?”… Y ya he decidido que paso, que escucho lo que hablan y les pasa a sus hijos pero intento no opinar y si lo hago, lo hago con muchisimo tacto. A mi también me gusta saber sobre el tema, cada día más, me tranquiliza saber por qué la gordi está durmiendo ahora mucho peor o por qué con un año dijo que no quería comer más… Allá cada un@ con sus elecciones. Un besito, me ha gustado mucho la entrada

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:56
      Permalink

      Estoy de acuerdo contigo. Lo que pasa es que para mi es difícil callarme cuando oigo tonterías porque luego se expanden a la velocidad del rayo… y así nos va!

      Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 11:51
    Permalink

    Tienes 666 seguidores en face! que se apunte rápido alguno más que da mal rollo!!!! jajajajaj

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:56
      Permalink

      Jajajajajjaja!

      Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 12:20
    Permalink

    Creo que es muy bueno estar informadas sobre los cambios en nuestros hijos, pero muchas veces tanto leer lleva a confusiones, y depediendo de lo que leas, te pueden dar versiones totalmente contradictorias, y en ese caso, que es lo que debes creer??? Creo que en determinados momentos es mejor descubrir la maternidad sobre la marcha y no anticiparnos tanto a lo que pueda o no ocurrir con nuestros peques.

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:56
      Permalink

      Bueno, cuando lees mucho, al final lo que tienes que hacer es forma una opinión, ¿no?. Decidir con qué te quedas, que te parece más correcto. Salvo que hablemos de ciencia pura y dura, que ahí no cabe ideología. De todas formas, es cierto que a veces el exceso de información puede confundir, depende del tema y de cómo nos acerquemos a él!

      Respuesta
      • el 27/09/2011 a las 19:12
        Permalink

        Pero x eso mismo, lo q te cread es tu propia opinion, q no tiene nada q ver con la opinion q pueda tener otra mama. Tampoco sabes si ha leido y se ha informado, por favor no prejuzgueis de igual manera q no os gusta q os digan sabidillas.

        Respuesta
        • el 28/09/2011 a las 1:36
          Permalink

          Pero para tener una opinión hay que haberse formado primero. Con los temas de sueño, por ejemplo, tu puedes haber leído y creer que es apropiado utilizar el método Estivill, por poner un ejemplo fácil. Y otra persona, por ejemplo yo, puedo estar en total desacuerdo. Entiendo que ambas partes en base a lo que hemos estudiado podemos defender nuestras posturas y llegar (o no) a acuerdos sobre la materia. Pero eso es algo muy distinto a no tener ni idea de cómo funciona el sueño en los bebés y, sobre todo, ninguna gana de saberlo.

          A mi no me molesta que piensen que soy una listilla por entender de estos temas o de otros, lo que me causa asombro es conocer padres diariamente que alucinan de que a otros sí nos interese. Es un matiz creo que importante.

          Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 15:54
    Permalink

    Me gusta la comparación que haces con la compra del móvil!! Yo también he sentido muchas veces esa sensación de que te miran como si fueras una “listilla”, lo que no entiendo es para que te cuentan esas cosas si no les gusta que les hables de lo que sabes, si lo que quieren es que les diga sí a todo conmigo que no cuenten!!
    Por cierto en esta casa llevamos unos días que dormimos de vicio…

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:54
      Permalink

      Es que es curioso. Te compras el móvil o el ordenador o lo que sea, lo enseñas por ahí para fardar, demostrando sus mil y una utilidades, y entonces molas un montón. Pero te pones a explicar brevemente los ciclos de sueño de los bebés y te miran como si estuvieras zumbada. Joer, pues no lo entiendo!!!

      Qué bien que durmais mejor!!

      Respuesta
    • el 28/09/2011 a las 8:45
      Permalink

      Te comento que me leí “Duermete Niño” y no estoy para nada de acuerdo con dejarles llorar hasta que se duerman de puro agotamiento, no he leído a Rosa Jové, lo haré, pero aún así no creo que a ningún padre/madre nos guste que nos digan como debemos hacer las cosas o lo que alguien cree que se debe hacer, cada uno lo hace lo mejor que puede o lo que cree que es mejor para su bebé.
      Aún así estoy contigo en que es muy bueno leer e informarse de determinados aspectos de la vida de los bebés que son comunes en todos ellos.

      Respuesta
      • el 28/09/2011 a las 10:54
        Permalink

        Estoy totalmente de acuerdo contigo en que a nadie le gusta que le digan lo que tiene que hacer, es algo que procuro evitar. En esta anécdota que he contado lo único que hice fue darle mi opinión sobre lo que le pasaba al niño (de un tema demás que es universal) al decir ella que no tenía ni la más remota idea, me pareció que debía hacerlo pero nunca se me hubiera ocurrido, por ejemplo, aconsejarla sobre cómo hacer que durmiera mejor (salvo que expresamente me lo hubiera pedido… y, aún así, con mucho tiento!!). Un beso.

        Respuesta
      • el 28/09/2011 a las 15:18
        Permalink

        Patricia, yo soy la primera a la que no le gusta que le digan cómo tiene que hacer las cosas con sus hijos, pero no me gusta que me lo digan cuando no he preguntado, si yo un día comento con alguien una preocupación o una queja lo lógico es que esa persona me dé su opinión, un consejo o me cuente lo que sabe, si no quisiera que me dijera nada directamente no le hablaría del tema, no?

        Respuesta
        • el 28/09/2011 a las 22:04
          Permalink

          Todo depende de como se digan las cosas, hay veces q lo unico q nevesitas es desahogarte y nada mas.

          Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 16:13
    Permalink

    Me he sentido igual muchas veces…soy una “matrona frustrada” y me chifla el tema,devoro libros,revistas y demas material…Si comento algo trato de hacerlo con suavidad pero si he notado esa mirada de;esta se cree que lo sabe todo????y encima tu solo intentas ayudar….

    Hace poco en un grupo de chicas licenciadas,sobre los 30 años hablabamos de fertilidad y TODAS decian que todo el mes tienes las mismas posibilidades de quedar embarazada…puffff…No tiene nada que ver con el tema y no quise dar ningun master de reproduccion,pero…

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:53
      Permalink

      Da igual que lo hagas con suavidad, cae fatal. A mi me recuerda mucho a la época del colegio, cuando tenías que disimular que sabías para que tus compañeros no te llamaran empollona. Es una verdadera pena no poder demostrar que uno tiene interés por un tema que, además, es bastante importante, y poder explicarle a la gente cómo son las cosas de verdad. Eso que cuentas… es muy habitual, de fertilidad no tenemos ni idea. De verdad que creo que en el colegio deberían enseñarse otras cosas más útiles y esto que comentas es un claro ejemplo.

      Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 16:28
    Permalink

    Me ha gustado mucho este post, estoy totalmente de acuerdo contigo, me parece súper importante aprender sobre el sueño de nuestros hijos, por ejemplo el libro de Rosa Jové “Dormir sin lágrimas”, a mí me ayudó muchísimo a aprender las distintas etapas del sueño por las que estaba pasando mi hija desde que nació y a medida que pasaban los meses, de forma que me ayudaba a entender mejor como se sentía, y bueno como se siente ahora.

    Respuesta
    • el 27/09/2011 a las 18:52
      Permalink

      Sí, yo también he leído ese libro y me parece imprescindible, creo que el tema se ve de una forma mucho más relajada cuando eres consciente de qué es lo que está ocurriendo. El próximo día se lo recomiendo!!! jajaja

      Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 19:08
    Permalink

    Totalmente de acuerdo contigo. A raíz de tener a mi Peque también he leído mucho y poquito a poco vas aprendiendo cosas. Cuando surgen conversaciones en las que puedes aportar tus conocimientos acabo frustrándome por lo cerradas que son algunas personas a cambiar sus ideas preconcebidas. Como comentan por aquí al final dan ganas de mantenerte callada…

    Respuesta
    • el 28/09/2011 a las 1:37
      Permalink

      Yo he aprendido a ser muy prudente y a callar mucho pero dentro de un orden. Para mi la maternidad se ha convertido en algo muy importante y no puedo dejar pasar algunas cosas, sentiría que no estoy aportando mi granito de arena para cambiar el mundo, que en el fondo es lo que de alguna forma me gustaría.

      Respuesta
  • el 27/09/2011 a las 21:53
    Permalink

    Me gusto mucho tu post de hoy y entiendo perfectamente a que te refieres con respecto a que los padres no les interesa saber de el desarrollo de sus hijos, me gustaría saber si podrías recomendarme unos libros sobre esto, la verdad es que me decanto más por los libros científicos que por los de opiniones y teorías.

    Gracias

    Respuesta
    • el 28/09/2011 a las 1:31
      Permalink

      ¿Sobre el tema del sueño? A mi me parece que está muy bien el de Rosa Jové, Dormir sin Lágrimas. Y uno más global, también suyo, la Crianza Feliz, aunque por tratar muchos temas a mi me pareció un pelín flojo.

      Respuesta
  • el 28/09/2011 a las 7:50
    Permalink

    Cuánta razón llevas. La maternidad/ paternidad es probablemente el hecho más trascendental que podemos hacer a lo largo de nuestra vida y, en cambio, y sin embargo sabemos muy poco respecto a reproducción, crianza, psicología evolutiva… Bien, así nos luce el pelo. Con el poco tiempo que llevo leyendo sobre maternidad, he aprendido muchas cosas que antes desconocía. Realmente, la información está a nuestro alcance, sólo falta que nos comprometamos en serio y queramos acceder a ella.

    Respuesta
    • el 28/09/2011 a las 10:55
      Permalink

      Eso es lo que yo pienso. Evidentemente cada uno elige sus opciones de vida pero esta me produce especial lástima porque se pierden muchas cosas en el camino por desconocimiento.

      Respuesta
  • el 28/09/2011 a las 8:54
    Permalink

    No entiendo ese asombro en la gente, para mi es de cajón estar al tanto de las etapas por la que va pasando mi hija, para de esa forma saber que son normales y ayudarla en la medida de lo posible.
    Incluso a algunos parece molestarles. ¿Será que les toca la fibra sensible porque ellos no se han preocupado por saber más sobre sus hijos?
    Besitos

    Respuesta
    • el 28/09/2011 a las 10:56
      Permalink

      No sé por qué molesta. Anoche hablaba con mi marido que, en general, España es un país donde el conocimiento está muy mal valorado, salvo que sea sobre fútbol, toros, baloncesto, noticias del corazón… Desde que tengo uso de razón he estado disimulando cosas que sabía, por ejemplo, hasta mi nivel de inglés, porque a muchos les cae mal. Es algo cultural, me temo.

      Respuesta
  • el 28/09/2011 a las 13:15
    Permalink

    Hola!!

    No sabes como te entiendo!! Imagina si a ti te miran con cara rara.. a mi que aun no soy mama.. me miran como si me metiera donde no me llaman cuando hablo de educación de los niños, no importa lo mucho que haya leido o los años dando clase a peques… al final acabo por morderme la lengua

    Respuesta
    • el 29/09/2011 a las 19:03
      Permalink

      Aissss… pero es una pena que te calles cuando tienes algo que aportar!!!! Hay que cambiar eso, pienso que si tu cuentas una cosa o haces un comentario, es lógico que la gente te aporte su granito de arena, ¿no crees?.

      Respuesta
  • el 02/10/2011 a las 17:15
    Permalink

    Me encanta encontrar un post sobre este tema, la verdad es que yo hasta hace bien poquito no entendía por qué mi princesita fiera se despertaba de repente tantas veces durante su siesta o sus noches, y a ves con gritos incluidos, pero me fui informando y leyendo algunos artículos y me he dado cuenta de que es un proceso normal, aunque espero que se le pase muy pronto.

    Respuesta
    • el 03/10/2011 a las 12:07
      Permalink

      Seguro que se le pasa pronto, ya lo verás!. Un beso.

      Respuesta
  • el 14/11/2011 a las 12:55
    Permalink

    ¡Qué bien me ha venido esta entrada!

    Mi hijo tiene 9,5 meses, y desde hace un par de semanas se despierta chorrocientas veces por las noches. Yo creía que era por molestias en la boca, ¡pero ahora ya entiendo qué le pasa!

    Respuesta
    • el 14/11/2011 a las 16:26
      Permalink

      Me alegra mucho que te haya venido bien la entrada!!!.

      Respuesta
  • el 16/08/2012 a las 15:55
    Permalink

    Sí que es curioso, chocante y preocupante que la actitud general sea la de mirar mal y pensar “ya está la sabionda” o “¿y para qué tanto leer? lo mejor es la práctica….” pero como tú dices no creo que sea algo exclusivo de temas sobre maternidad o crianza….si demuestras mucho interés o formación sobre otros temas, también te miran como un bicho raro……

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El RGPD me obliga a informarte de que al dejar un comentario en este post tus datos de carácter personal serán tratados conforme a la legislación vigente:

Responsable: Mamá (contra) corriente - Eva Gracia

Fin del tratamiento: Gestionar los comentarios y evitar el spam

Legitimación: Tu consentimiento (debes marcar la casilla que confirma que has leído y aceptas la política de privacidad)

Comunicación de los datos: No se comunicarán a terceros salvo obligación legal

Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido.

Contacto: hola @ mamacontracorriente.com