¿Quién atiende a una madre lactante que tiene un problema médico?

Si hace unos días hablaba precisamente de cómo la maternidad ha sido para mi un claro ejemplo de cómo acabamos pagando nuestra soberbia ignorancia, ayer Murphy vino a darme un nuevo escarmiento.

Nada más cenar me entró un picor extraño. Estaba hablando por telefóno venga a rascarme, tanto que colgué y me fui al baño. Nada más ver las primeras ronchas en el canalillo ya supe que algo me estaba dando alergia. En cuestión de poquísimos minutos me salieron unos habones enormes por la zona del pecho, espalda, cuello…

Esperé. Los dos niños durmiendo (en el caso del pequeño durmiendo en su decir), toda la familia lejos como para venir y quedarse… si me iba a Urgencias tenía que ir sola y además sabiendo que en cuanto Bebé se despertara y no me encontrara el llanto iba a ser inconsolable por más que hiciera su padre.

Los habones fueron progresando. La espalda la tenía cubierta, la nuca, me subió hasta la cara. Se me empezó a hinchar el cuello y me notaba los labios más gordos de lo habitual.

Decidí llamar al médico 24h de mi compañía privada, que para eso la tengo. Me pasaron con una doctora a la que informé de lo que estaba sucediendo, pidiéndole que por favor me vinieran a ver a casa porque tenía dos niños pequeños, uno de pecho, y si me iba a las 12 de la noche a urgencias iba a ser un problemón. Respuesta “bueno, es que con 15 meses ya va siendo hora de que deje el pecho así que le dejas y te vas a un hospital“.

¿Holaaaaa? Vamos a ver, te llamo para una urgencia médica, no para que valores la oportunidad o no de que le de el pecho a mi hijo. En cualquier caso, claramente esta noche no va a dejar la teta, así que ayúdame de otra manera, ¿no?.

Como por teléfono no obtuve ayuda y me empezaba a encontrar mal (me ardía la cara y el cuello y me notaba el pálpito del corazón en la cabeza), cogí el coche y me planté en Urgencias esperando tardar lo menos posible y rezando para que en el interin no se despertara Bebé.

Y allí vuelta al tema. Me atendieron un médico y una enfermera la mar de simpáticos, todo hay que decirlo, pero que no habían visto una mamá lactante en su vida. Lo primero que me dijo el médico es que tenía que suspender la lactancia mínimo 2-3 días porque si no no me podían medicar. Y se me quedó mirando.

Superando la profunda vergüenza que me da tener delante a un señor que ha estudiado una carrera tan larga y tan complicada y saber yo más que él le dije “pues eso no va a poder ser… sea como sea, mi hijo no va a dejar la teta esta misma noche porque yo tenga esta urticaria así que tendremos que buscar un tratamiento que sí pueda tomar“.

Le hablé de e-lactancia, le hablé de las asesoras de lactancia, le dije que la cantidad que se excreta por la leche materna es mínima, le dije que durante el embarazo del primero me habían pinchado varias veces Urbason, le dije que si un niño de la edad del mío podía tomar el medicamento yo también, le dije que el polaramine mejor no porque era riesgo 2 durante la lactancia…

Me pasaron a una sala común, la enfermera me puso una vía para ponerme el Urbason. Me dice “¿Y cuánto hace que diste a luz?“. “Ayer hizo 15 meses“. Ostras, casi la mato del susto, hasta dió un respingo y ¡se echó a reir!. En ese momento supe que me acababa de convertir en la loca de la teta que iba a amenizar su jornada de guardia.

Pasa el rato, me sigue picando muchísimo, me salen habones nuevos. Viene el médico y delante de toda la sala con otros pacientes escuchando me dice. “Bueno, ¿has reconsiderado dejar de darle el pecho? Porque yo antihistamínicos no te puedo dar. Te quitarían el picor pero no te los voy a dar porque no puedes tomar ninguno dándole el pecho así que tu decides“.

En mis buenos tiempos hubiera liado un cirio impresionante pero estoy muy muy relajada últimamente así que me hice la medio-sorda. “En este rato he consultado e-lactancia y dicen que la loratadina es una alternativa segura al polaramine, es de riesgo cero, ¿qué te parece?”.

Señor llévame pronto. ¡Manda huevos que le tenga que decir yo a un médico qué antihistamínico me puede mandar!.

Sí, loratadina sí podría ser, pero bajo tu responsabilidad. Te la receto y en casa decides si te la tomas en función de cómo te pique“.

Vale, pues loratadina…” Y ya no me pude callar, no ya por mi, sino por las que vinieran por detrás. “Mira, tu no le puedes decir a una madre lactante que deje de dar el pecho. A parte de que desde el punto de vista médico no es correcto puesto que existen tratamientos alternativos, decirle a una madre que cuando llegue a casa le niegue el pecho a su hijo es una salvajada para ella y para el bebé, es una auténtica burrada que yo entiendo que dicen los que no han dado el pecho nunca ni lo han visto dar ni saben nada de lactancia. Soy consciente de que estáis flipando de que le de el pecho a mi hijo con 15 meses pero, por Dios, ¡que es un bebé de un año! Debería ser lo normal y no que me estoy sintiendo como una anormal y una loca de atar, es una auténtica pena que esté pasando esto“.

Pues hay madres que cuando les dicen de destetar destetan y punto, sin problemas” me espetó.

¿Y qué le contestas a esto? Llegados a ese punto yo lo único que quería era que me hiciera el informe y me pudiera ir a casa, estaba claro que más no me iba a medicar y que con él había pinchado en hueso.

El final de la historia es que llegué a casa pasadas las 4 a.m. y me tomé la loratadina recién comprada en la farmacia de guardia, riesgo cero para la lactancia, recetada junto con unos corticoides también de riesgo cero. Que a las 7 de la mañana ya no me quedaba ni una roncha en el cuerpo ni rastro de picor (aunque esta tarde he tenido un nuevo brote) y que por una urticaria como la mía habrá madres que hayan destetado a sus hijos.

Si una madre desteta porque el médico le dice que no hay alternativa cuando sí que la hay, ¿cómo se llama? ¿No es una negligencia? ¿Quién repara ese daño?.

Y lo que quizá sea más grave ¿quién atiende a una mamá que da el pecho si nadie sabe de lactancia, si dar el pecho es algo fuera de lo común? ¿quién las defiende de estas malas praxis?.

Murphy anoche me dió un nuevo zas en toda la boca pero uno realmente triste. No me enfadé ni me indigné sino que me sentí muy apenada. Me sentí un bicho raro, terriblemente sola, incomprendida, sentí que lo más normal del mundo era una cosa extraña y molesta por la que tenía casi que pedir excusas, sentí que si me pasa algo grave no van a saber tratarme, que lo mismo se niegan a tratarme (como hizo mi doctora de cabecera cuando acudí a ella por las mastitis), ¿dónde acudes entonces?.

Y, lo que es aún peor es, fui plenamente consciente de que todos los días hay madres que abandonan el pecho por cuestiones absurdas como estas. Yo no me lo creía, seguro que en más de un post antiguo de hace años hasta lo puse en duda. Yo pensaba que estas historias eran exageraciones, o situaciones sacadas de contexto, o fruto de madres muy extremistas, o directamente historias inventadas. Pero es que me ha pasado a mi, que estoy muy lejos de esas posiciones, que sé muy bien qué es dar lactancia artificial. Me ha pasado a mi, ¡y no doy crédito!.

Porque mi experiencia es la que contaban otras madres a las que yo no creía: es completamente cierto que en el sector sanitario no se valora la lactancia, porque parece que da lo mismo una cosa que otra, como si fuera una banalidad llegar a casa y sustituir tu pecho por un biberón y tu leche por una de fórmula. No se entiende qué es dar el pecho ni se conoce la lactancia, no se estudia y tampoco hay interés en estudiarla. Porque dar el pecho un par de meses tiene un pase si tienes leche y tu leche alimenta (y demás típicos tópicos sin fundamento) pero ya más allá es vicio.

Justo ahora se cumplen 24 horas de lo sucedido, no lo he escrito en caliente pero sigo estando triste, me sigo sintiendo indefensa, muy rara. Sé que si voy a mi médico de cabecera a contarle lo sucedido no voy a encontrar apoyo, sé que cuando vaya al alergólogo probablemente me encuentre lo mismo. Y yo por lo menos tengo personas a las que preguntar, que me pueden ayudar, pero ¿y las demás madres?.

¿Quién atiende a una madre lactante que tiene un problema médico (sin cargarse su lactancia, claro)?.

Mamá (contra) corriente

Este mi blog personal. Hace ya nueve años que empecé a escribir sobre la increíble experiencia que la maternidad había supuesto en mi vida ¡y desde entonces aquí sigo! Soy autora del e-book "Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad", en el que reúno los conocimientos teóricos y prácticos que necesitas para entender tu ciclo menstrual, interpretar tus signos de fertilidad y utilizarlos para maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada. Además de este blog que lees, soy co-editora de Comer con Gusto y autora de otros tres blogs: Pekeleke, mi web de literatura infantil, Miss Cosméticos, mi blog de belleza y Mochilas-Portabebés.es, sobre mochilas ergonómicas.

118 comentarios sobre “¿Quién atiende a una madre lactante que tiene un problema médico?

  • el 28/07/2013 a las 2:58
    Permalink

    Cuando mi beba tenia 6 meses, me dio una tremenda celulitis infecciosa, durante el periodo de 6 semanas vi a 3 medicos, y gracias a Dios, los tres vieron la manera de darme antibioticos sin que tuviera que dejar la lactancia. Claro que la primera salida en caso de dos de ellos fue interrumpir la lactancia, pero solo dije que eso no iba a pasar e inmediatamente buscaron una alternativa y fueron sumamente amables.
    Alucino con que no te envien un doctor a casa!! A veces esto de vivir en un pais del tercer mundo es un privilegio: llamas a la aseguradora a cualquier hora del dia y en 30 minutos tienes al medico en la puerta y en 30 minutos mas, las medicinas en la puerta sin pagar un centavo.
    Saludos desde peru!! Vente a vivir aca!!

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:47
      Permalink

      Me alegra mucho que tu experiencia haya sido buena dentro de lo que cabe. Saludos desde España 🙂

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 3:07
    Permalink

    Hola!!!
    Yo fui una de esas madres que tuvo que hacer el destete mucho antes de lo que me hubiera gustado por un problema médico… A los 18 días de vida de mi hija!!!
    Tuve problemas con la herida de la cesárea y me tuvieron que volver a meter en quirófano para revisarla, y me dijeron que tenía que dejar la lactancia materna durante 3 días y así lo hice… La verdad es que yo no me encontraba bien como para pararme a cuestionar si era lo que realmente tocaba, y a los 2 días intenté que la niña volviera a la lactancia pero no lo conseguí (después de probar los biberones a ver quién podía volverla a enganchar al pecho!!)
    Así qué esas situaciones se dan más a menudo de lo que creemos…

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:45
      Permalink

      Tu fíjate todo lo que tomamos en los días posteriores a una cesárea, que es justo cuando nuestros bebés más maman ¡y luego unos días después dicen que no podemos tomar de nada!. Es de locos…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 5:49
    Permalink

    Tienes toda la razón. La gente no repeta la lactancia prolongada ni siquiera en el ámbito médico. Yo ya he optado por dar la razón como a los locos… Si se compra sin receta es que ni discuto! Esta semana, con mastitis, me fui al médico a que me recetara antibióticos. Si me decía que lo destetara no pensaba ni contarle que mi hijo ya había tomado, por vena, esos mismos antibióticos y no había pasado nada y a discutir del criterio para recomendar el destete. Pero para mi sorpresa, y a pesar que de que le dije que el niño ya tiene 11 meses no me recomendó destete! Pero me dijo que nada de darle la teta mala, que me sacara la leche y la tirara… Dije que si, y me fui corriendo a casa a darle la teta mala, que está dolorida, cómo para ponerme el saca leches! Es triste que tengamos que llegar a mentir… Pero como dices hay batallas que están pérdidas antes de empezar…

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:44
      Permalink

      Yo también miento a veces, sobre todo en las revisiones con la enfermera. El día 30 tengo la de los 15 meses y ya llevo mis mentiras preparadas mentalmente, a eso hemos llegado…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 6:25
    Permalink

    Yo sufrí de depresión post parto. La reconocí, o más bien reconocí que no se me iba a ir sola, cuando mi hijo tenía seis meses. Al primer médico que se lo comenté, mi ginecólogo, me dijo que no podía darme antidepresivos, porque si lo hacía yo tenía que dejar de amamantar. Y eso empeoraría la depresión. Así que me lo aguanté. Finalmente fui a tratarla al año, pero ya estaba que me lanzaba por la ventana.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:43
      Permalink

      Es terrible Susana, cuánto lo siento…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 8:59
    Permalink

    Si tuviera blog podría escribir no uno, sino, varios post sobre el tema, bien largos… En mi caso cuando he ido a urgencias en el hospital donde di a luz, supuestamente prolactancia, me han tratado bastante bien, han sabido que utilizar y cuando la cosa se complicó me han dado opciones, como ir a casa sacarme leche para unas tomas y volver si no aguantaba el dolor a ponerme ese medicamento que ya no era compatible. Eso si, bebé tenía 2 meses. Quizá si hubiese sido ahora…
    Porque en ese mismo hospital “prolactancia” he ido a consultas y me he encontrado con todo lo contrario. No teniendo ni idea de si me podían hacer ese tratamiento, no tener ni idea de la existencia de e-lactancia, recomendarme destetar, no ya por ese asunto en concreto, sino porque bebé tenía ya 1 año y encima dándole a demanda!!! Con lo mayor que es ya tiene vicio y bla bla bla…
    Ese día me fui muy cabreada, y callada. Pero otro día me voy con un contestación y una reclamación!

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:43
      Permalink

      Virginia, si te apetece desahogarte y/o dar a conocer tu historia, no dudes que tienes mi blog a tu disposición. Gracias por compartirlo! Un abrazo.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 9:33
    Permalink

    Qué triste leer esto. Qué triste que nadie sepa, que nadie entienda. Pero más triste todavía me parece que ni siquiera quieran hacerlo, que no escuchen, que no empaticen. Es una tragedia que tengamos que enfrentarnos a este tipo de situaciones. Mi doctora de cabecera, que por cierto es bastante seca, tuvo que ponerme un tratamiento con antibiótico y me dijo “Si a él se lo pueden poner tu puedes tomarlo”. Pues eso, señores, usen la lógica.
    Mi abrazo más cariñoso y todo mi apoyo, claro, que no estás sola

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:42
      Permalink

      El que me atendió el viernes por la noche estaba más perdido… porque en algún momento también hablamos de que si se usaba durante el embarazo se podría usar durante la lactancia y que lo que pudiera tomar un bebé de 15 meses lo podría tomar yo también pero luego reculaba, yo creo que pensaba que era menos peligroso para él recomendar el destete… Toma ya!

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 9:38
    Permalink

    No doy crédito… Qué hace esa gente tantos años de carrera? Mi hermano acaba de terminar Medicina, se prepara para el MIR, y me dijo que de lactancia materna no han hecho casi nada en 6 años! Como mucho anatomía del pecho y algunas enfermedades, poco más. Doy fe, he visto el libro de texto.

    Parece que dar el pecho sea algo que hacían sólo los trogloditas, que hoy en día “no se lleva” y por tanto no se estudia, cagüentó! Cómo ha sobrevivido la humanidad hasta ahora? Y cuando no había biberones?

    Si un médico no sabe algo tan básico, apaga y vámonos, espero no ponerme enferma en este país porque aquí se amamanta 3-4 meses y eso si eres una “loca de la teta” vamos.

    Perdón por el rollo, que me caliento. ¿Has averiguado qué te causó esa reacción?

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:39
      Permalink

      Yo parto de la base de que en un servicio de urgencias deben saber un poco de todo, de todo lo básico, para poder atender correctamente. No les pido gran cosa, simplemente que sepan atender a una persona que está urgente en lo urgente y derivar a un especialista para aquello que no es urgente y no saben tratar. Esto implicaría saber atender a una mamá lactante, ¡digo yo!. Ahora bien, como somos rara avis, pues es como si acude a urgencias una persona con una dolencia que haya que llamar al mismísimo Doctor House.

      Estoy regular, se me quitan los habones pero me vuelven a salir, esta mañana tuve que acudir de nuevo a urgencias y no sé qué pudo causar la reacción, probablemente la cena pero quién sabe… Me han dicho que pida cita con el alergólogo.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 11:35
    Permalink

    Yo también tenía esa sospecha respecto a la atención médica a madres lactantes. Lo has explicado genial! Estoy totalmente de acuerdo en que se podría considerar negligencia. Me temo que lo que nos queda es apoyarnos entre nosotras, difundir información sobre compatibilidad de medicamentos y lactancia entre nuestros círculos para que las madres al menos duden a la hora de seguir las recomendaciones de los médicos sobre que dejen de lactar, y poner cuantas quejas y reclamaciones sean necesarias hasta que se planteen que las cosas tienen que cambiar. Por cierto, me quito el sombrero ante tu arrebato, bravo por no callarte!

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:35
      Permalink

      Fui muy suave, ¡me moría de la vergüenza! Pero qué iba a decir, además delante de toda la sala de pacientes, es lamentable, no podía callarme. Toda la actuación del médico estuvo mal pero el destete a las bravas es una locura intolerable…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 12:04
    Permalink

    Hace casi 6 meses tuve que ir al médico de cabecera porque tenía dolor de garganta, yo imaginaba que unas bonitas placas porque no podía tragar casi. Como no tenía con quién dejar a mi hijo de 2 años me le llevé. Ya en la consulta el médico me confirmó que eran placas:

    – Yo: Necesito un antibiótico compatible con la lactancia y además no sé si estoy embarazada
    – Médico: ¡¡AH!! ¿Y dónde has dejado al otro hijo?
    – Yo: El de la lactancia es este, no tengo más
    – Médico (con cara de vinagre): ¡¡Pero este niño es muy grande!!
    – Yo: 27 meses
    – Médico (con más cara de vinagre): Seguro que las pediatas de aquí están contentas contigo (tono de desprecio), a todas les gusta mucho eso de la teta. Pues no te puedo dar nada, porque en estas circunstancias no hay nada que hacer
    – Yo: Pues quiero que me recete amoxicilina, que al ser un antibiótico de amplio espectro me ayuda con la infección, no interfiere con la lactancia y sé que se puede tomar durante el embarazo
    – Médico (fulminándome con la mirada): Pues te lo tomas bajo tu responsabilidad
    – Yo, cara de paciencia y en silencio, asiento. Mientras pienso que es una lástima no poder recetarme yo sola el antibiótico para no tener que pasar por esto cada vez que voy a ver a este señor…

    Seguro que alguien se pregunta por qué no me cambio de médico. Pues es que para una vez que voy al médico cada año o año y medio me da igual, con que me hagan la receta me vale.

    Tengo otra anécdota, esta vez positiva.

    A los 4 meses de mi hijo tuve que sacarme una muela. La dentista, encantadora, me dijo que no me preocupara, que no iba a doler, que me daba cita para la semana siguiente y que tenía que tomar antibiótico 15 días, una semana antes y otra después. Entonces le dije que tenía un bebé y que necesitaba un antibiótico compatible con la lactancia.

    Ella puso cara de preocupación y me dijo que no sabía cuáles eran compatibles. Le di la dirección de e-lactancia.org y 5 minutos después volvió con una sonrisa de oreja a oreja y agradeciéndome la información porque ahora podría atender mucho mejor a sus pacientes.

    Creo que la medicina es como todas las demás profesiones, hay verdaderos profesionales y gente que se dedica a la medicina como podría dedicarse a cualquier otra cosa. Y eso se nota en la consulta, en el trato al paciente…

    Creo que es una lástima que los profesionales sanitarios no estén formados en estos aspectos, pero pasa con todas las especialidades, a ellos les enseñan a ser médicos, no pediatras, ni cardiólogos… Y con el tiempo adquieren los conocimientos de la especialidad.

    Lo que me parece fuera de lugar es que se nieguen a prestar un mejor servicio, a informarse adecuadamente y a valorar opciones sobre las que hay estudios científicos contrastados y con validez científica, al fin y al cabo no les pedimos que nos receten un remedio que nos ha comentado un alien con el que estuvimos tomando café en su nave espacial….

    Esto aporta a la maternidad dos aspectos, la oportunidad de ampliar tu formación, de indagar e investigar, de informarte, de enriquecerte como madre… y la responsabilidad añadida de que si tú no lo sabes igual el sanitario que te atiende fuerza una situación que no es necesaria (destete “a las bravas” o cualquier otra cosa). Personalmente el primer aspecto me encanta, el segundo me aterra.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:34
      Permalink

      Te agradezco muchísimo que te hayas animado a compartir tu experiencia, tanto la mala como la buena.

      Tu última reflexión la comparto, a mi también me aterra, por eso comento en la entrada que me siento triste y desamparada… da mucho que pensar.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 12:24
    Permalink

    No se a que tipo de profesionales acuden ustedes ni en que países, aunque supongo que en general, como en absolutamente todas las profesiones hay de todo. Generalizar y criminalizar a todo un colectivo por una minoría me paree bastante poco ético, si no, pues dejemos de criticar y automediquemonos en las páginas web como la que se comenta más arriba! En España tenemos un sistema sanitario de calidad copiado por muchos otros países, cerciorense de que sus médicos de cabecera se han formado como MIR, porque en mi entorno (y me incluyo) no creo q haya ningún compañero con especialidad de medicina familiar y comunitaria que no sepa sobre la importancia de la lactancia, el apoyo a la misma el tiempo que la madre considere y los tratamientos e interacciones de los fármacos tanto en el embarazo como en la lactancia! Respeto para la gente que hace bien si trabajo y se preocupa por ello. Gracias.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:32
      Permalink

      España, Madrid capital. Pero te entiendo, yo también pensaba que estas cosas eran de ciencia ficción. Ya ves que no.

      Respuesta
    • el 29/07/2013 a las 9:34
      Permalink

      Supongo q pides respeto porque te pilla de cerca como profesional…sinceramente por mi experiencia con varios médicos de distintos ámbitos (medicina de familia, medicina de urgencias, enfermería) te diré que el hecho de hacer un MIR no les capacita para el tema de la lactancia, que el pediatra de mis hijos me ha confesado q en la carrera casi no se da NADA de lactancia materna y los profesionales que saben más son los q se han formado en este tema POR SU CUENTA, triste pero cierto.

      Y tampoco es cuestión de edad, mi doctora ya era “mayor” y estaba más al día q el “yogurín” q me artendió el otro día, que me dieron ganas de mandarle de nuevo a estudiar!!!!!

      Siento el tono, pero este tema me ha afectado seriamente.

      Respuesta
      • el 03/08/2013 a las 17:49
        Permalink

        Esto es un poco como todo, Chitín. Yo estudié Derecho, una carrera larga y dura, con un temario bestial. No sé si alguien se pensará que sales de la carrera sabiendo “un huevo” (hablando en plata) pero la realidad es que sabes un poco de todo porque el conocimiento de la materia es tan enorme que sólo puedes llegar a saber de algo si luego te dedicas profesionalmente a ello. Considerando que los médicos no suelen dedicarse a la lactancia materna y está claro que no la valoran, tengo claro que saben de ella lo mismo que yo de derecho internacional público. La diferencia es que si yo no supiera algo, me informaría, y no tendría la prepotencia como para inventarme la respuesta y mal-tratar a mi “cliente” (sustitúyase en este caso la palabra cliente por paciente… o no, porque yo tengo sanidad privada).

        Respuesta
    • el 03/04/2014 a las 17:39
      Permalink

      Sr. CLN, los profesionales a los que acudimos son los de la Seguridad Social en su mayoría. Los países, España-Córdoba en mi caso. Y he de decirle que pertenezco a un grupo de apoyo a la lactancia y que estos casos no son una “minoría”, de hecho es todo lo contrario, los vemos día si y día también en las reuniones y en el foro, y yo misma doy fe de que me ha pasado tres veces. La primera de ellas en la revisión del niño sano. A los seis meses me dijeron que fuese destetando ya a mi hija, que mi leche ya no le alimentaba y que tenía que empezar a darle tres papillas al día… La segunda fue una practicante que vacunó a mi hija a los 12 meses. Me comentó (entre otras perlitas) que lo de tomar teta a esa edad era por vicio, y que si no se la quitaba ya, después me iba a costar mucho… La tercera el otro día, cuando fui a que me recetaran un antihistamínico y pedí que fuese compatible con la lactancia, ya que aun daba de mamar a mi hija de 17 meses. La respuesta de mi médica de cabecera, si bien amable, fue de incredulidad, y me dijo que si no era hora de quitársela ya. También me comento lo de “por vicio” y “te va a costar quitársela”. Al menos ella si consulta la web de e-lactancia. Estamos hablando de tres personas diferentes que trabajan en un mismo centro de salud, eso le parece personal médico formado? Es bien raro que encuentres profesionales médicos informados en temas de lactancia, casi se pueden contar con los dedos, así que quizás sea utd. el que vive en una nube y no se entera de como está el panorama. La inmensa mayoría de las lactancias fracasan o se abandonan por culpa del personal médico desinformado, y es bastante común que te traten de “bicho raro” en el momento que pasas los 6 meses de lactancia, no digamos ya los dos años. Y puede ver por la cantidad de respuestas a este post que no miento. Ah, y al respecto de la “automedicación en las páginas web” que menciona, creo que debería informarse antes de hablar, ya que la web de e-lactancia está creada por médicos y pediatras especializados en lactancia para ayudar tanto a profesionales como a padres con este tema. Y perdone que le diga, pero ha demostrado una vez más el tono despectivo con el que se nos trata, como si no supiéramos de que hablamos.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 12:33
    Permalink

    Me parece increíble, pero me lo creo porque a mi también me “recomendaron” dejar la lactancia a las 5 semanas de tener al peque por una mastitis, precisamente tenía pensado escribir un post sobre ese tema.
    Deberían tener una asignatura obligatoria sobre este tema porque pueden hacer mucho daño.

    María

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:40
      Permalink

      Muchísimo daño. Pero como no se valora, parece que sólo lo valoramos las cuatro locas de turno…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 13:03
    Permalink

    Hola! La verdad es que es lamentable la falta de información que tenemos sobre ese tema los profesionales sanitarios, especialmente triste en el caso de pediatras, ginecólogos y médicos de atención primaria. De todas formas me parece más triste todavía la falta de respeto que y falta de empatía que muestran muchas personas (tanto sanitarios como no sanitarios) hacia la decisión personal, y además avalada por importantes academias, de prolongar la lactancia más allá de los 6 meses. Yo creo que deberías poner una reclamación. Tu lo explicas muy bien en tu post, se ve que sabes del tema, por lo que puedes aclarar las recomendaciones de las OMS o de la AAP o de la AEP sobre el tema y que es vergonzoso que un médico recomiende destete o te insinue que ya es la cosa vicio cuando las recomendaciones son claras. También puedes señalar la falta de desconocimiento frente a fármacos compatibles con la lactancia. Ya si sólo se la remiten al médico y la lee, si es una persona normal se le caerá la cara de vergüenza y quizás estudie un poco sobre el tema, si es un jetas pasará pero quizás se lo piense dos veces ante de soltar algo así la siguiente vez.

    Sobre el tema de la urticaria (yo soy dermatóloga) comentarte que los corticoides no se recomiendan administrar “pinchados” ya que cuando pasa el efecto suele haber un efecto rebote y a veces incluso sale con más intensidad. La recomendacion es antihistaminico aumentando a dosis altas si es necesario y si se hinchan las mucosas entonces si se puede dar un ciclo de corticoides orales, de todas formas hay que mantener los antihistaminicos de forma constante hasta varios dias despues de no tener más ronchas e ir retirándolos progresivamente. También comentarte que en adultos no suele ser por alergias así que si te pasa con el tratamiento yo me ahorraría las pruebas de alergia ya que son molestas y no suelen servir para nada (de hecho si dura menos de 6 semanas no está recomendado hacer ni una analítica).

    Por último me gustaría hacer la reflexión, que aunque la pagina de e-lactancia está genial, realmente creo que no es lo mismo las recomendaciones para la lactancia si tu bebé tiene 1 mes a que si tiene 1 o 2 años. Por ejemplo la recomendación de no dar algunos antihistamínicos es porque actuan sobre el sistema nervioso central y pueden disminuir el nivel de conciencia del bebé por lo que aumentan la muerte súbita, sin embargo, esto sería excepcional en un niño de más de 6 meses. De hecho estos mismos fármacos en niños algo más mayores se dan sin ningún problema.

    Yo de momento llevo 7 meses de lactancia (5 de “feliz” lactancia, que al principio lo pasamos muy mal pero eso me hizo aprender mucho) y la verdad es que de momento mis compañeros no se atreven a decirme nada a la cara, pero tengo claro que si algún día surge no me callaré un pelo.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:31
      Permalink

      Estoy de acuerdo en la reflexión que haces sobre la web e-lactancia, deberían pensarlo para un futuro.

      ¿Me recomiendas entonces poner una reclamación? Debo ser idiota porque aunque a mi me han hecho sentir mal, me frena ponerle la cara colorada a alguien… Pero quizá debería… Ahora, que como sigo con el brote y además es mi hospital más cercano, no sé si me conviene mucho “hacerme famosa”.

      Me han mandado prednisona y cetirizina, ¿cómo lo ves? Si no te importa podría mandarte un mail?

      Un abrazo y gracias.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 13:10
    Permalink

    Hola, soy médico de familia y no soy madre.
    1º Me parece fatal que no te atendieran en casa, yo trabajo para la sanidad pública, hago guardias además de tener mi consulta habitual, y acudo a domicilios, bien sea porque me avisa el 112 o la gente llama directamente al centro de salud, creo (nunca me he visto en la situación) que si tú hubieses llamado a mi centro de salud mis compañeros o yo lo hubiésemos entendido y hubiéramos ido a casa, no debes dejar a los niños solos, sean o no lactantes.
    2º Es cierto que no nos enseñan prácticamente nada sobre lactancia. No te enseñan nada en la facultad, y luego cuando hice la especialidad iba aprendiendo cosas a retazos, dependiendo de el servicio por el que pasara… Desgraciadamente, no hay nada reglado, por lo menos donde yo me formé.
    3º Que no me haya formado no significa que yo no atienda a los pacientes o los deje a medias y sin respuesta. Yo no soy una enciclopedia, y no pretendo serlo, soy médico de familia y mi obligación es intentar solucionar el problema que se le presente al paciente (incluso muchas veces no son cosas estrictamente médicas). Hay muchas cosas que yo no se, lo reconozco, lo digo aquí y también se lo digo al paciente cuando lo tengo delante… Pero cuando no se… busco respuestas, o saco un libro, un recurso en internet, últimamente hasta pregunto por wasap a algún compañero, no puedo decirte que no puedo hacer nada y quedarme tan ancha… Sería como decir… “¿tienes alergia a la penicilina? Entonces no puedo tratarte la neumonía…”
    Afortunadamente, los cuadros por los que he visto a mujeres lactantes últimamente son cosas banales (a ver, que estar malo es un asco). En los últimos meses, una chica con tos de 2 días, no vi nada, por lo tanto, no receté nada, pero tampoco hubiese puesto ningún tratamiento aunque no fuera madre lactante. No suelo pautar jarabitos que no creo que resuelvan el problema, así que con más razón a una madre lactante, en eso sí que insisto… menos es más. Otro caso, otra madre que me consultó por gases, es un problema que en principio puede ser banal, pero todos sabemos lo doloroso que puede llegar a ser… Nunca había tenido que recetar ningún fármaco de ese tipo a una madre lactante, así que le dije que lo buscábamos, sobre la marcha… Pero lo de siempre, el maldito ordenador se petó, no tenía ningún libro adecuado a mano… Así que lo siento, ahora mismo no puedo hacer nada… Pero me busqué la vida, pregunté a amigos médicos si sabían qué podría recetar o dónde podría encontrar las respuestas, entre unos y otros me ofrecieron respuestas y al día siguiente mi paciente tenía una receta de un fármaco que esperaba yo que la ayudase, pero que no le supondría un perjuicio a su bebé, porque no se me pasa por la cabeza decirle a una madre que deje de amamantar a su niño.
    4º Como ya dije antes, no soy madre. Nunca se me ha ocurrido sugerir a una madre que deje el pecho, al menos eso creo. Cierto es que me sorprende que sigan dando el pecho a niños más allá de los 12 meses, aunque no dudo de los beneficios de la lactancia (los de la leche y lo que aporta a la relación madre-bebé), yo creo que yo no podría mantener ese ritmo, pero creo que cada uno tiene que educar a sus hijos como mejor crea y pueda, y la lactancia es una parte importante sin duda. Así que cuando una madre me dice que amamanta a su bebé de 18 meses, no puedo evitar poner cara de “jo, ¡cómo puede!”, tal vez si ustedes me ven con esa cara piensen que estoy haciendo el juicio de “es por vicio”, pero no.

    En resumen, cierto es que hay muchos profesionales mal formados en ese sentido, pero creo que las cosas están cambiando, ahora la mayoría de médicos somos mujeres así que al menos en este sentido estaremos mejor informadas. No se desanimen por encontrar malos profesionales… Los hay buenos, conozco unos cuantos 😉

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:28
      Permalink

      Hola Irene, te agradezco muchísimo que te hayas pasado por aquí para compartir tu experiencia y tu comentario tan sincero.

      Respecto al primer punto, debo decir que en mi centro de salud no te visitan en casa ya te estés muriendo. Por desgracia he llamado varias veces para que me atendieran estando embarazada y me dijeron que me desplazara yo y que si no podía buscara un familiar que me llevara. Y hablamos de un ambulatorio de Madrid capital.

      Los niños se quedaron con mi marido, pero como digo, el pequeño se despierta muchas veces y mama mucho por la noche, de manera que para mi era muy doloroso irme de casa sabiendo que en media hora mi hijo estaría llorando desconsolado sin mi, como así fue…

      No me extraña que te sorprenda lo de dar el pecho con 12 o 18 meses, a mi antes de darlo también me pasaba. Y ahora que lo doy veo claro el desconocimiento que hay, que culturalmente no lo vemos normal cuando es algo sencillo, que sale solo, ¡y eso que yo he tenido problemillas en este tiempo!. Nunca me planteé llegar hasta aquí, simplemente ha fluido, te aseguro que no me supone ningún esfuerzo.

      No sé si eres de Madrid, pero si me pudieras recomendar algún sitio donde acudir que fueran majos y tuvieran idea… necesito un alergólogo (creo).

      Un abrazo.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 14:25
    Permalink

    Siento que hayas tenido que pasar por esto, porque realmente te habrás sentido muy sola y además desamparada.
    Tengo la surte de no haber tenido este tipo de problemas. Pero cada vez que oigo estos casos y me veo en la situación me dan ganas de poner una queja.

    Espero que ya estés mejor.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:24
      Permalink

      Hola Carol, lo peor es que sigo teniendo brotes, esta mañana he tenido que volver y aunque el médico tenía algo más de idea, también ha tenido unas cuantas perlas… Si sigo sin remitir no sé dónde acudir…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 14:28
    Permalink

    Eva, guapa. Hace relativamente poco tuve oportunidad de ayudar a una mamá lactante de 6 meses cuyo médico de cabecera le dijo que o dejaba la teta o se aguantaba un dolor que tenía. Por fortuna existe e-lactancia.org y cada vez somos más las personas informadas.
    Pero realmente tienes TODA LA RAZON en que no hay PREPARACION NI INFORMACION entre el personal sanitario.
    Yo fui una de esas víctimas de las que por pésima información mia y de mis médicos tuve una lactancia fracasada y otra interrumpida.

    Y haces

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:23
      Permalink

      Creo que se te quedó cortado el comentario.

      Para mi esto ha sido un disgusto añadido al disgusto en si de la afección. No es plato de buen gusto para mi tener que “enfrentarme” a un médico e irme a mi casa con la sensación de que me han trato de manera incompleta, pero es lo que me ha tocado.

      Un beso grande.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 14:46
    Permalink

    Es terrible lo que cuentas, lo que contáis, pero las palabras se las lleva el viento… Una quejaor escrito en atención al paciente y así, granito a granito…

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:21
      Permalink

      Quizá debería, sí…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 14:48
    Permalink

    Ains, qué pena pero me suena eso que cuentas. Cuando mis mellizos tenían 11 meses un día me quedé literalmente doblada de la espalda, con una ciática horrible que radiaba desde encima del culo hasta los dedos de los pies. Un dolor espectacular, no podía ni apoyar el pie y por las noches dormía fatal. Pasados unos días viendo que no mejoraba (más bien empeoraba) me fui a hacer una resonancia. Resultado: Una hernia discal y una protusión. Vamos que tenía la espalda fina porque una de los discos se había desplazado y me estaba pinzando la raíz nerviosa.

    Bueno pues el médico me dijo que si quería seguir dando el pecho lo único que podía tomar era paracetamol!!! Y eso que hablé antes con un médico amigo de mi madre que me indicó una medicina para el dolor que podía tomar, información que además contrasté por correo electrónico con e-lactancia (llevaba el mail impreso con el nombre del médico firmado y todo). Bueno pues el tío me dijo que le daba igual, que si no dejaba el pecho no me lo recetaba.

    Me fui a mi casa con el paracetamol y a los 3 días dejé el tratamiento porque no me hacía absolutamente nada. Podía haber ido a otro médico pero me costaba mucho desplazarme (estuve 3 meses hasta que pude andar con muletas y en total 5 meses hasta que volví a andar bien) y como a esas alturas ya me estaba acostumbrando al dolor al final pasé de todo y no me mediqué. La verdad es que no tenía ninguna gana de pelear y pasé todo el dolor a pelo, creo que mi umbral del dolor ha aumentado considerablemente desde entonces 🙂

    Pero me parece indignante que los doctores no te escuchen, que la solución a todo sea destetar, y que tuviera que pasar por un dolor completamente innecesario, y lo peor es que antes de entrar a la consulta ya sabía lo que me iba a encontrar (por eso llevaba un mail firmado por una doctora de e-lactancia).

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:20
      Permalink

      No tengo palabras, es de ciencia ficción. Yo todavía creo que no me ha sucedido, te lo digo en serio.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 14:49
    Permalink

    Entiendo tu pena y la comparto. A los tres meses de nacer el peque al pesarlo la pediatra (de Madrid) me dijo que tenía que tomar leche de fórmula porque no había cogido peso en una semana. Resultado de aquella decisión: Mi hijo alérgicos las proteínas de la leche. Ahora tiene tres años,seguimos igual y si me volviera a pasar hubiera encontrado mucha información sobre la lactancia por internet que la que me dio aquella pediatra

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:20
      Permalink

      Ufff, lo siento muchísimo!

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 15:31
    Permalink

    INCREIBLE!!! Yo le di la teta a mi hijo hasta los 2 años, por recomendación de la pediatra, y las veces que tuve que tomar medicación los médicos que me atendieron tenian en cuenta el tema de la lactancia. Me parece que no lo hacen por ignorancia (desde el punto de vista médico) sino por comodidad. Ahora, si son ignorantes en pensar que puedes volver a casa, tener una charla seria con tu hijo y decirle, hoy no tomas teta, y que el niño lo va a aceptar y los dos van a dormir felices y contentos!!! JA!!! Por suerte somos nosotras las que tenemos el privilegio de amamantar a nuestros hijos. No te sientas rara, hoy muchos pediatras recomiendan dar la teta hasta los 2 años, asi que todavia tienes tiempo de disfrutar de ese momento único con tu niño. Saludos, de una mamá orgullosa de haber dado teta hasta los 2 años!!!

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:19
      Permalink

      Yo con la pediatra de mis hijos no tengo queja y además es muy humilde, pero con los médicos que me han tratado a mi en estos 15 meses he tenido muy mala suerte…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 16:11
    Permalink

    Hola! Llevo siguiendo tus reflexiones de aquí a algún tiempo y, aunque no soy madre, siempre hay algo que aprender. También, he visto en ellas que mantienes un formato cuidado y buena ortografía, de ahí que te vaya a decir lo siguiente, porque me da la sensación de que te preocupas por cómo plasmas tus ideas, de la claridad y de la gramática. Por ello me tomo el tiempo de escribirte esto, espero que no te moleste.

    El apunte que te quería hacer es sobre los signos de exclamación y de interrogación. He observado que si haces una exclamación o pregunta a fin de frase o de párrafo, siempre pones un punto detrás; esto es incorrecto, pues son signos de cierre y no es necesario finalizar con un punto, ya que la frase ya está concluida. Sin embargo, lo haces bien si después de tu pregunta sigue otra, por ejemplo: “(…) ¿cómo se llama? ¿No es una negligencia? ¿Quién repara ese daño?(.)* ” Ese último punto no es necesario. Y, también, si quisieras poner comas podrías mantener la minúscula. Ej.: “(…) ¿cómo se llama?, ¿no es una negligencia?, ¿quién repara ese daño?”. Todo ello en su contexto, por supuesto.

    Otra vez, espero que veas este mensaje como una crítica constructiva hecha desde la admiración por tu blog y no como un ataque.

    ¡Ánimo con las dificultades que te surjan!

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:19
      Permalink

      Hola Alicia, ¿tienes algún enlace donde pudiera aprender más sobre el tema, sobre este en concreto que planteas? Muchas gracias.

      Respuesta
      • el 07/08/2013 a las 15:07
        Permalink

        Te recomiendo que, si alguna vez tienes dudas, consultes la RAE, el diccionario (DRAE) o el panhispánico de dudas (DPD). A mi me suele aclarar bastante bien las dudas de usos y acepciones. Compañeros mios han llegado a escribirles un e-mail y recibir respuesta, ¡muy correctos ellos! Te dejo aquí el apartado de signos de exclamación e interrogación. Un saludo!
        http://www.rae.es/dpd/srv/search?id=bH8aKhoE1D6eF5Wp4C

        Respuesta
        • el 15/08/2013 a las 0:54
          Permalink

          Muchas gracias por el consejo Alicia, lo tendré en cuenta.

          Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 16:18
    Permalink

    Terrible, lamentable, para mí, hasta denunciable. Cuando una mamá es primeriza y nadie le apoya en la lactancia, cree que lo “normal” es dejar de darle pecho pronto, que después ya no alimenta. Y cuando un médico le aconseja lo que sea… Lo hace. Porque cree que el médico es el experto, porque nunca dudamos de ellos. Bueno, hablaré en pasado, ahora SÍ dudamos, y visto lo visto, es lo que debemos hacer.
    Me he sentido ofendida leyéndote, y no me ha pasado a mí!
    Pero también me he sentido orgullosa, porque le has dicho exactamente lo que necesitaba oír. Aunque no te lo parezca, fijo que algo le has removido en la conciencia.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:18
      Permalink

      Sí, yo creo que es denunciable, es una mala praxis en toda regla. No sé si habrá removido alguna conciencia, desde luego les he hecho pensar… Ojalá sirviera para algo.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 17:56
    Permalink

    Como ya te he dicho antes por twitter, yo creo que es una mala praxis. Pero no porque el médico no sepa de lactancia, sino por la actitud. Si un paciente te pide una alternativa, deberías intentar ofrecérsela. Y si no la sabes porque no tienes conocimientos sobre el tema, (lo cual no me parece criticable porque es imposible saber de todo), al menos deberías reconocerlo e intentar derivar a esa persona a otro compañero que sí sepa. O sentarte a hablar y explicarle a la paciente que no sabes qué web es esa y que en tus libros de medicina general se recomienda que no se dé el pecho con los antihistamínicos… Que esa es otra…

    Me alegro de que supieras resolver la situación y evitarte sufrimientos. Espero que estés mejor. Un abrazo gordo.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:18
      Permalink

      Sin lugar a dudas es mala praxis y por tanto es denunciable. Fíjate que algo que a ellos les parece una tontería lo que es realmente.

      Besos.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 20:30
    Permalink

    Siento mucho que te trataran así. No me extraña que te sientas triste (hasta a mí me han dado ganas de echarme a llorar), aunque sigo pensado que eres una mujer realmente valiente. Ojalá tu respuesta haya servido para que algo en la diarrea mental de esos “profesionales” haya hecho clic. ¿Vas a poner una reclamación?. Espero que ya te encuentres mucho mejor.
    Un abrazo grande.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:17
      Permalink

      No sé si la voy a poner o no, no me siento fuerte para ponerme a luchar contra el mundo, bastante mal me siento ya ahora mismo…

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 20:32
    Permalink

    Pues yo creo que la solución a esto es reclamar, por negligencia médica y por negación de atención, tanto al servicio telefónico de tu seguro privado como al seguro de urgencias. Y a esos doctores tan suficientes que te restriegan por la cara que otras madres destetan sin más, yo les pediría que me firmara la negativa por escrito a tratar la afección por estar dando el pecho… A ver si así se van poniendo las pilas. A mi estas cosas no me entristecen, sino que me indignan y mucho, porque me pasa lo que a ti, no paro de pensar en todas esas lactancias que se van por el retrete por cosas como esta.
    Espero que ya estés mejor.
    Un abrazo.

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:16
      Permalink

      Hola Eloísa. Estar estoy regular, he tenido varios brotes y del último he vuelto a parar a Urgencias donde esta vez me ha atendido un médico que sin yo decirle nada consultó en e-lactancia para luego decirme que no lo veía claro y dejarme la frase del día “es que hay más alternativas a la lactancia que alternativas de medicamentos para una mamá lactante”. Ahí es ná!

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 22:04
    Permalink

    Bastantes médicos, y la gente en general, creen que dar el pecho es un capricho. Y parece que tienen que educar a personas adultas que son analfabetas o locas. Y nada más lejos de la realidad. Así de paso tapan su incompetencia, porque no estamos hablando de que se estudien las compatibilidades sino de que consulten una p### web, que la miras desde ek móvil mientras haces cola en la farmacia.
    Hace unas semanas se me juntaron varios males y estuve tomando loratadina más de un mes y jarabe para la tos. Ni se me ocurrió ir al médico y tuve que informar ¡al farmacéutico! De que existía dicha web.
    ¿Y si es algo grave, quién nos trata? ¿Nosotras también?

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:14
      Permalink

      Exacto. Yo no podría haberlo dicho mejor. No te creas que no me preocupa… supongo que tenemos pocas posibilidades de enfermar gravemente pero ¿y si sucede? ¿dónde acudes?.

      Respuesta
  • el 28/07/2013 a las 23:53
    Permalink

    La semana pasada creía que tenía una perla de leche. Decidí ir al médico para asegurarme que el dolor que tenía no iría a más. Fui a urgencias, al hospital donde di a luz, que se supone que es prolactancia.
    Comentario de la ginecóloga tras palparme; “Uy cuanta leche tienes para llevar ocho meses lactando”.
    ¿De verdad? ¿Has estudiado tantos años de carrera para hacerme ese diagnóstico?

    Respuesta
    • el 28/07/2013 a las 23:59
      Permalink

      No sé si estarás de acuerdo conmigo pero creo que ahora todos son pro-lactancia pero luego rascas un poco y… vaya tela!!

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 0:23
    Permalink

    en mi caso fue una reacción al anisakis, y mi bebe tenia 6 meses. dos educadas doctoras se negaron a darme nada pq les dije q polaramine inyectado no, me había mandado al hosptal mi medica de cabecera con un urbason en el culo a ver si me daban algo en el hospital q no inhibiera mi lactancia. su respuesta ante esta loca de la teta, fue q con 6 meses ya había llegado mi hora de vivir :_( hospital publico, amigo de los niños, y con una política bestial pro lactancia, en urgencias se ve q no :_( la loratadina la tengo desde entonces pq me la receto otra doctora por privado con mi móvil conectado a elactancia. tristísimo!!!!

    Respuesta
    • el 29/07/2013 a las 0:33
      Permalink

      Como decía en un comentario anterior, me da la sensación de que esto de los hospitales pro-lactancia es la última moda pero luego vas a urgencias y ni flores… Alucino, de verdad, me parece de película (de terror!!).

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 0:33
    Permalink

    Yo soy alérgica desde hace años. No saben a qué. Me han hecho múltiples pruebas y a todo doy negativo. Tengo que tomar antialérgicos TODOS los días (en el embarazo también y ahora que estoy dando la teta) porque si fallo uno, al día siguiente me da.

    El otro día fui a al médico a que me dieran los resultados de mis analíticas de tiroides y en plena consulta me empezó a dar una urticaria terrible y edema de quincke, todo junto…. se me empezó a hinchar la cara, los labios… delante de la doctora.
    Me dijo: te pinchamos ahora mismo un polaramine. Y le dije que no, que estoy dando la teta. Preguntó cuántos meses tenía el bebé y le dije que seis. Puso una cara de sorpresa y preguntó que entonces qué hacíamos. Me hice pinchar un urbasón y le dije que me tomaba el zyrtec que llevo normalmente, que sí es compatible.
    Creo que se quedó con las ganas de decirme que ya estaba bien de teta, pero verme tan firme y saber qué puedo tomar y cómo administrármelo, le hizo replantearse.
    Tal y como están las cosas y el nivel de conocimientos que tienen en general los médicos sobre lactancia, tendremos que buscarnos la vida para no morir de un shock anafiláctico…
    Saber qué podemos tomar, cómo y alternativas que existen, para pedirlo. Yo llevo todo mi pack de inyectables en el bolso porque en cuestión de minutos se me adormece la boca.
    Eso y poner reclamaciones, claro 🙂
    Besos
    Clau

    Respuesta
    • el 29/07/2013 a las 0:45
      Permalink

      ¡Vaya historia Claudia! ¡Cuánto siento que estés así!.

      Estoy de acuerdo contigo en que tal y como están las cosas, lo mejor es lo que comentas. Pero en estos días pienso ¿y si un día es algo que yo no sé qué tomar? Porque mi obligación como paciente no es la de averiguar qué medicación es la más conveniente. ¿Y si un día enfermo tanto que pierdo la conciencia, alguien velaría por mi lactancia? No puedo evitar que me de cierto temor…

      Por cierto, el último antihistamínico que me han mandado es cetirizina, creo que es el genérico del zyrtec que comentas. Ojalá me vaya bien…

      Besos, gracias por parte por aquí.

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 0:35
    Permalink

    Siento mucho lo que te ha pasado, es muy triste sentirnos tan indefensas, a mi en los 19 meses que llevo de lactancia me ha pasado 2 veces algo parecido:
    Cuando mi bebé tenía 8 meses tuve un primer brote de herpes genial, las que habéis pasado por esto sabéis lo terrible y doloso que es, pues mi ginecóloga me dijo que dando el pecho no me podía dar ningún tratamiento oral, que era una pena “mandarme a destetar por eso” y que (haciéndome un favor) me mandaba únicamente tratamiento tópico. Cuando se me ocurre revisar e-lactancia compruebo que el Aciclovir es riesgo 0, o sea totalmente compatible con la lactancia.
    Hace un par de semanas me despierto con vómitos y sin poder mover el cuello, los vómitos van en aumento y tengo un terrible dolor de cabeza, acabo en urgencias y me dicen que son las cervicales, que me tienen que poner un relajante muscular, pero que dando el pecho sólo puedo tomar paracetamol y nolotil, que el relajante muscular de ninguna manera, que pasa a la leche y puede ser muy peligroso para mi hijo. Intento convencerles y hablarles de e-lactancia, pero ya habían conseguido asustar a mi marido, así que ahí lo dejé. Cuando fui capaz de mirar el móvil consulté en e-lactancia y por supuesto, existen relajantes musculares de riesgo 1, que en este caso su uso hubiese estado totalmente justificado.
    Debo decir que las dos veces conmigo han sido muy amables, no han habido caras raras ni me han dicho de destetar, pero me parece un hecho terrible el que nos dejen sin tratamiento así sin más.

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:54
      Permalink

      Lo es, lo es! A mi no me trataron mal en el sentido de que fueron simpáticos, amables, pero todo lo demás madre mía!! Gracias por compartir tu experiencia…

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 1:29
    Permalink

    A la semana nuestro pediatra me dijo que la lactancia exclusiva s acababa por haber perdido 200 gramos respecto al día de nacimiento. Tuve que relatar en cuanto pude,sin recomendaciones ni su apoyo, eso sí,me dio la enhorabuena aunque intentó que no le diera el pecho a demanda, en fin. . . y por una fisura me dijeron que “la teta era un coñaZo”pues nada así estamos. . suerte

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:53
      Permalink

      Así estamos, efectivamente… tiene tela.

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 5:47
    Permalink

    Hola, sigo tu blog hace años y aunque nunca escribí esta vez me animo porque el tema me toca muy de cerca.
    Cuando mi bebé tenía 7 meses (ahora es como tu mayor) tuve una mastitis muy fuerte. Fui de madrugada a una clínica privada muy prestigiosa de mi ciudad, Buenos Aires, porque creía que iba a encontrar a personas idóneas. También como vos me fui sola y preocupada porque sabía que mi hijito se iba a despertar y lloraría porque no estaría yo para acompañarlo. El médico que me atendió me dijo no solamente que más me valía dejar ya mismo la teta, que para qué si ya tenía más de 6 meses, sino también que lo más probable es que me tuvieran que operar (¡!) para sacarme el atascamiento. Mientras él hablaba impertérrito, me miraba llorar. Me recetó un antibiótico para ver si se me pasaba antes de “tener que operar”. Cuando a la mañana siguiente llamé a mi obstetra para ver si estaba bien lo que me decía el médico, me dijo que el antibiótico que me había recetado no servía para nada en la mastitis y me recetó otro que tenía que ver con infecciones de piel (creo recordar). La lástima es que cuando pude reaccionar como para denunciarlo me di cuenta de que el nombre del médico de guardia sólo estaba registrado en la receta que entregué en la farmacia para comprar el medicamento que no necesitaba. Todavía lo recuerdo y me parece un episodio de ciencia ficción. No sé qué le habrá dado tanta bronca de la situación al hombre ese para tratarme con tanta saña y tener ganas de asustarme con lo de la operación.
    Saludos y suerte con la alergia. Dolores.

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:52
      Permalink

      ¡Vaya historia! Cuanto lo siento… Gracias por compartir tu comentario, un abrazo desde España.

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 8:19
    Permalink

    Hablando de los hospitales amigos de los niños y prolactancia….Primera noche de vida de mi hijo,la tiene que pasar en neonatos (solo era una noche) y en esas que le dan un biberón,en un hospital amigo de los niños…¡Toma ya!

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:51
      Permalink

      Sí, yo estas cosas tampoco me las creía pero últimamente oigo tantas cosas que ya me creo todo…

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 9:13
    Permalink

    Leerte ha sido remover un momento muy difícil de mi vida…mi niño mayor se quedó sin lactancia materna con escasos 5 meses por mi alergia y por la falta de conocimientos de mi entonces médico de cabecera, los médicos de urgencias q me atendieron y por mi desconocimiento de aquel momento.

    Cuando empezó la primavera mi alergia volvió y me dijo q no me diera mis inhaladores…aguanté lo q pude, pero al final mia asma llegó a un punto q tuvieron q ponerme hasta oxígeno…y claro, empezó la medicación oral…nada de lactancia materna, no me dieron opción, yo pregunté por algo alternativo, pero me dijeron q no había nada…yo me fie, q otra cosa me quedaba…tras 10 días de tratamiento, sufriendo por mi hijo, q no podía verme a la hora de las tomas porque no entendía q mamá no le diera teta, aunque yo me saqué la leche con el sacaleches…al volver a ponerle al pecho, no lo quiso…no hubo forma…
    Más tarde comentándolo con mi nueva doctora de cabecera me dijo q no había ningún problema, q bastaba darme el inhalador DESPUÉS de dar el pecho, así q cuando me quedé embarazada de nuevo me informé, descubrí la web de e-lactancia.
    Pero aún así también tuve q pelear por mi hija, por la lactancia y por q me recetaran los inhaladores cuando volvió la alergia…mi maravillosa doctora ha fallecido y para colmo me tocó lidiar con un médico sustituto novato, pero lo conseguí, hasta le hice entrar en e-lactancia, le dije q ya me habái pasado una vez y q no me iba a pasar dos, q era su responsabilidad estar informado y al día de esas cosas, para rematar tampoco estaba el enfermero habitual, y la enfermera suplente le daba la razón, vamos…q me trataron como si fuera una yonqui q tenía q darme el inhalador sí o sí…tras una larga y dura discursióin, al final me pidió disculpas.

    Me alegro q fueras fuerte y q lucharas!! nuestros peques nos necesitan!

    Respuesta
    • el 29/07/2013 a las 9:56
      Permalink

      Perdona q te vuelva a dar la lata…Creo q cuanto antes pongas la reclamación, antes te estás ayudando a tí misma y a otras mamás en tu misma situación, no es cuestión de “hacerse famosa” sino de que empiecen a FORMARSE y a darse cuenta de que ya no nos tomamos como palabra divina lo q nos dice un médico, yo he puesto dos reclamaciones y fue lo mejor q pude hacer, la primera porque al ir a hacer una analítica a mi hijo con 3 meses me hicieron “hacer cola” y sujetar yo misma al bebé para q le pincharan…yo q me mareaba sólo con el olor del hospital…a la semana de poner la queja me llegó una carta para decirme q no era política del hospital el tratamiento q había recibido, q había una enfermera disponible para coger el bebé y q se pasaba directamente a los bebés. Resultado, en la analítica al mes siguiente, ningún problema, llegamos, pasamos, y vino otra enfermera q lo cogió en brazos y lo sujetó porque yo no me siento capaz de ello.
      Segunda reclamación, en mis análisis del embarazo, no disponían del tubito para el test de Combs (relativo a los anticuerpos del Rh), lo pusieron en el tubito q les cuadró y se equivocaron al hacerme la analítica, tuve q repetirla y estuvimos sin datos de los anticuerpos 4 semanas…después de la reclamación, ya tienen los tubitos adecuados, las enfermeras ya se han enterado de lo q es un Test de Combs y a la siguiente mami q la pase, no sufrirá lo q yo pasé.
      Ánimo!! piensa q no lo haces sólo por tí y tú bebé!!!

      Respuesta
      • el 03/08/2013 a las 17:45
        Permalink

        Sí, Chitín, creo que tienes razón. Lo que pasa es que en este momento me falta tiempo y ánimo. Debería hacerlo, creo que sí que debería… Lo pensaré.

        Gracias por tu experiencia, un besazo.

        Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:50
      Permalink

      Jo Chitín, es que vaya suerte que has tenido, cuánto lo siento!!

      Gracias pero de verdad que no fue nada, no fue luchar, fue lo que pensaba. ¿De verdad les funciona amedrentar a una madre en Urgencias? Bueno, supongo que sí, porque cuando vas acojonada y te encuentras mal y además no tienes información… en fin, no era mi caso.

      Respuesta
  • el 29/07/2013 a las 9:46
    Permalink

    No sé cómo he llegado a este blog pero, al comprobar la fecha en la que estaba escrita, no lo podía creer…Lloraría pero el cabreo me lo impide. Yo colaboro en un grupo de apoyo a la lactancia desde hace 6 años, hemos oido, visto y vivido cosas parecidas y cuando parece que las cosas estan cambiando te encuentras con una historia así, no solo de desconocimiento sino de despropósito de principio a fin. Lo siento. Un abrazo

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:46
      Permalink

      Nada Charo, qué le vamos a hacer… Espero no tener que volver porque lo que ya no espero es que me atiendan bien en ningún sitio! Un abrazo y enhorabuena por tu labor.

      Respuesta
  • el 30/07/2013 a las 15:49
    Permalink

    Caray! Cuantas lactancias fallidas habrá por este tipo de negligencias de los que se suponen son expertos sanitarios?? La mía por ejemplo, a la que además se sumaba mi falta de informacion en el tema…. Pero tu Eva cuentas con mucha información, experiencia y apoyo, así que resolviste genial la situación! Si es que información es poder… Espero que no hayas tenido más brotes y estés ya del todo bien. Besos

    P.d. Yo también soy de la opinión que sería bueno reclamar.

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:44
      Permalink

      Entre unas cosas y otras, llegar a dar el pecho más allá de unos pocos días es algo milagroso, como de hecho reflejan las estadísticas… Aisss…

      Respuesta
  • el 30/07/2013 a las 16:47
    Permalink

    Hola, yo me sentí igual, cuando en una cita de control de mi bebe a los 12 meses el “pediatra” me dice que debo dejar de lactar a mi bebe porque ya esta muy grande y que mi leche ya no le va a alimentar. No entiendo como una persona que estudió tanto pueda decir algo así. Hoy mi bebe tiene 17 meses y todavía toma teta 😉 y seguiré lactando hasta los 2 añitos.

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:43
      Permalink

      Es que mira que son argumentos absurdos… Enhorabuena por vuestra lactancia.

      Respuesta
  • el 30/07/2013 a las 16:56
    Permalink

    Afortunadamente gozo de buena salud y no tengo muchas ocasiones de pelearme con el personal sanitario por estos temas, de todos modos después de casi 3 años de lactancia me suena mucho todo lo que cuentas, desde el médico que me amenaza con terribles consecuencias por tomarme un mísero ibuprofeno hasta el que se cree con derecho a aleccionarme acerca de lo que él considera la duración óptima de una lactancia.
    La ignorancia tiene un pase, puedo entender que un médico desconozca las interacciones de los medicamentos que pauta, lo que no acepto es la prepotencia, el intentar coaccionarte para que destetes para no molestarse en buscar información o alternativas.
    En el primer caso, les recomiendo e-lactancia; en el segundo, reclamación al canto: puede que no sirva, pero por decirlo, que no quede.
    Como anécdota, una tía mía, fallecida hace ya muchos años, era alcohólica; cada vez que tenía que someterse a un tratamiento o tomar algún medicamento, solía explicarle al médico que acostumbraba a beber, en media, unas 3-4 botellas al día, y necesitaba por tanto que el tratamiento pautado fuera compatible con esa cantidad de alcohol. Había que ver la de vueltas que daban los médicos, la de consultas que hacían para asegurarse, en una ocasión me comentaron que llegaron a llamar por teléfono al extranjero para hablar con un especialista en casos de este tipo. No sé si son los mismos médicos que ahora, en plena era tecnológica, ante la duda te recetan un biberón, pero sigo alucinando con las diferencias de enfoque.

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:42
      Permalink

      Qué buena tu anécdota! Pero es cierto que es así, lo fácil que resulta cargarse una lactancia y el cuidado que tienen para otras cosas!

      Al final va a resultar que mientras dure nuestra lactancia mejor no acercarse a un médico, por si acaso…

      Respuesta
  • el 30/07/2013 a las 20:35
    Permalink

    Hola mamá (contra)corriente,
    Por desgracia, como comentan muchas compañeras, el tema de la ignorancia y la arrogancia de los médicos está aún muy extendido y la única forma de contrarrestarlo es con información… y aún así, cuesta salir “indemne”. Suerte de los grupos de apoyo femeninos, tanto para lactancia como para abortos, que sirve para arreglar/corregir sus acciones, aunque sea en parte. Hay profesionales buenos, pero por desgracia cuesta encontrarlos (en la medicina pública y en la privada). Como decís, no hace falta que se sepan de memoria los medicamentos compatibles, pero sí que sepan tratar a los pacientes como personas y las mamas lactantes como personas que se preocupan el doble, por ellas y por el bienestar de sus pequeños. No por ello somos bichos raros.
    Lo primero que me sorprendió de tu post es que con tu segundo peque… y aún no te hubieras encontrado ningún médico “anti-teta” camuflado. No sólo se esconden en urgencias y o son de los de cabecera, según mi experiencia hasta hay pediatras y ginecólogos “pro-lactancia” que sólo lo son “de nombre”.
    Yo me cambié de pediatra ya que la que tenía intentó que la peque tomara suplemento… desde el primer día que la vio! y cuando descubrí con 9 meses que tenía alergia a la leche de vaca, siguió con el tema y nos recomendó que le diéramos un preparado, ya que con mi leche seguro que no tenía suficiente y era muy complicado compaginarlo con el trabajo, así que mejor destetar (a pesar de la alergia o por ello, no fui capaz de entender su razonamiento). Como no le hicimos caso, en octubre haremos 3 años de teta, para gusto de mi niña y mio. Y trabajo, y hasta viajo por trabajo y paso un par de días fuera de vez en cuando. La molestia que todo el mundo me dice que supone dar teta (que aún no sé cuales son), están sobradamente compensada por lo que disfrutamos las dos con ella.
    Mi otra “gran experiencia” con un médico “prolactancia” fue con una ginecóloga de urgencias. Por desgracia, hace casi un año tuve una amenaza de aborto seguida de un aborto diferido que decidí gestionar por manejo expectante (esperar evolución natural en lugar del legrado que la mayoría de médicos recomiendan), tras asesorarme con mi ginecólogo (un buen médico, respetuoso con mi teta y mis decisiones informadas). Durante el manejo y tras un episodio de pérdidas, decidí ir a urgencias para que verificaran si el desenlace se había producido (ya llevaba 10 semanas esperando y esas eran las indicaciones de mi gine). La ginecóloga que me atendió, además de mirarme como una loca por decidir no hacer un legrado (no quiero saber lo que pensaba de su compañero de hospital), me puso de inconsciente para arriba , se escandalizó de la lactancia y después, tan contenta, me recetaba un medicamento para favorecer las contracciones y me decía que mientras lo tomara (como mínimo 3 días), que no le diera la teta a mi niña por si acaso, que total, si sólo tomaba por la noche, tampoco iba a notarlo y ya era grandecita (2 años entonces). Cuando le dije que mirara la web de e-lactancia para verificar lo que decía, me dijo que no, que en el vademecum estaba todo… y claro, cuando no encontró respuestas, salió a consultar a un compañero. Para desgracia de ella (para más inri, era mujer), a quien consultó le dijo que mirara la web de e-lactancia, con lo que a su pesar, descubrió que una paciente le había enseñado algo. Como mínimo me queda el consuelo que mi gine y la persona que le dijo que mirara la web, algo de lactancia saben y, al menos mi gine, es bastante más respetuoso con nosotras.
    Pero como reflexionas en tu post, no quiero pensar cuantas madres dejan la teta por pediatras o ginecólogos que, aunque piensen lo contrario, les importan tan poco sus pacientes y su bienestar físico y mental. Generalizar nunca es bueno, pero no lo es ni para las criticas ni para las alabanzas. Queda mucho por hacer para mejorar el trato que los médicos dan a las personas… y lo malo es que me hace pensar que no sólo en estos dos temas, probablemente en muchos más se aplica el mismo trato. Espero que los profesionales (como los que han respondido este post) aumenten y “eduquen” en buenas prácticas a sus colegas, que por desgracia hace falta.
    besos,
    PD: yo reclamé con la pediatra (pero por otra incompetencia más fácil de argumentar ante cualquier colega), pero no con la gine… y me arrepiento. Si es duro tener un aborto, aún lo es más encontrarse con ese tipo de “profesionales”

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:41
      Permalink

      Hola, perdona la tardanza en responder tu comentario y muchísimas gracias por haber compartido una experiencia como la tuya. Lamentablemente no sé qué decirte, sólo que es desolador el panorama y no creo que de momento vaya a mejorar…

      Respuesta
  • el 01/08/2013 a las 18:55
    Permalink

    En una visita a niños sanos, 8 meses tenía mi hija, la pediatra con cara de terror-susto al comunicarle q le daba el pecho me dijo:
    Aún le das pecho!!! Vale, pero no le vayas a dar más de los 12 meses!!! ????????!!!!!!!???????
    Y yo pensé… por qué no??? Me hice la loca y no le he hecho caso por supuesto, mi hija ahora tiene 18 meses y aún con su teta mas feliz que ná. Alguna vez he pensado que me dirá cuando tenga q decirle que seguimos así…
    He podido comprobar que la sociedad no está preparada para ver a una madre dando de lactar a su hijo de más de 6 meses, he oido cuchicheos a mi alrededor, miradas de asombro y el tipico comentario de: Aún le das teta??? No come comida normal aún??? Es muy grande ya para teta!!!…
    Que ignorancia por favor! Yo nunca me habia planteado darle más o menos tiempo a mi hija, la cosa a surgido así y aunque es un poco esclavo porque no te puedes separar mucho de tu hijo y las noches a veces son duras por los despertares, pienso q para eso estamos las madres y para eso hemos decidido darles la vida, es parte de la crianza.
    Es una pena el tener de esconderme un poco para que mi hija de 18 meses tome teta, se relaje y se duerma por no sentirme juzgada en algo tan básico, normal y de toda la vida del ser humano.

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:33
      Permalink

      Sí, Anabel, he llegado a la misma conclusión que tu. Lo contaré en una entrada porque da para largo… Besos.

      Respuesta
  • el 03/08/2013 a las 12:22
    Permalink

    Yo he tenido episodios así en las dos lactancias. En la primera, con retención placentaria, intentaron quitarme la lactancia “sólo tres días”, y la ginecóloga se sorprendió de que siguiera dando el pecho. La niña tenía tres meses… me informé, y resultó que con ese medicamento no sólo era posible dar la teta, sino que quitarla era CONTRAPRODUCENTE. Hala. Con la anestesia del legrado, me aconsejaron esperar unas cuatro horas después de despertarme para continuar con la lactancia. El anestesista sabía más que la ginecóloga.
    Este año, fui a ponerme un diu hace un mes, la niña tenía cuatro meses. La gine me preguntó que qué tal tenía las reglas, y yo le dije que todavía no me había venido tras el parto. Se sorprendió muchísimo de que siguiera con la lactancia.
    No es que se sorprendiera en plan mal, en plan “no tedrías que dársela”, creo que simplemente es que la mayoría de las mujeres no llegan hasta los cuatro meses… muy triste, pero desde luego cierto…
    La otra es que por un dolor de espalda, fui al médico. Y otra vez igual, que dando la teta, paracetamol… a lo que contesté ¿y el enantyum que me dieron en el posparto? ¿lo puede tomar con una niña recién nacida y ahora que tiene cinco meses no? Se quedó a cuadros, razonó, y me lo mandó… Riesgo cero en e-lactancia, en el vademécum dice que es incompatible. Y repito, es que te recetan en el hospital para el posparto.
    Muy fuerte. Y no es generalizar, son mis casos concretos. Si no hubiera sabido lo que sé, o fuera la mitad de cabezota, mis lactancias habrían durado tres meses. Es lo que hay, por desgracia.

    Respuesta
    • el 03/08/2013 a las 17:29
      Permalink

      Es deprimente. Yo ahora me doy cuenta de que he tenido suerte porque en estos 15 meses he estado muy bien y no he necesitado ir a ningún médico, con lo cual, quien evita la situación evita el problema. Pero ya veo cómo está el panorama…

      Respuesta
  • el 04/08/2013 a las 2:48
    Permalink

    Me he quedado alucinada al leer el post y los comentarios. Casualmente llevo unos días pensando en cómo sería la mejor manera de actuar si me pongo enferma y después de leer esto me he quedado peor de lo que estaba.
    Mi peque cumple 6 meses en un par de días y recuerdo, cuando nació, la segunda noche de hospital, el niño no paraba de llorar y una de las enfermeras, en vez de darme algún consejo útil, va y me suelta que le de un biberón para que no pase hambre o le ponga un chupete para calmarlo. Cuando se lo comenté a mi ginecólogo al día siguiente me dijo que por uno no pasaba nada, pero que no era recomendable. Y yo a cuadros, cansada, dolorida de la cesarea, sintiéndome muy insegura porque nunca antes había tenido que cuidar a un niño y en el hospital no se aclaran con lo que me dicen. Y ya no me meto con los consejos de los allegados.
    Al principio fue difícil, pero después de mucho consultar en internet, aplicar un poco de sentido común y hacer lo que me pedía el cuerpo ahora lo llevamos muy bien y me alegro de no haber echo caso a l@s que recomendaban biberones.
    De momento sólo he tenido un resfriado tonto, pero, ahora, no quiero ni pensar en qué pasaría si me pongo enferma de algo serio. Guardo un poco de leche en el congelador, para las emergencias, pero no es lo mismo y el peque no se queda contento.

    Respuesta
    • el 15/08/2013 a las 0:56
      Permalink

      Bueno, vamos a pensar que no nos pase nada serio, porque las cosas que nos pueden pasar son cosas que se pueden curar con medicación normalita y entre e-lactancia y el 2.0 ya sabemos qué podemos tomar.

      Yo no tengo leche para emergencias… a mi hijo las tetinas le dan arcadas, no me serviría de nada tenerla…

      En fin!!!

      Respuesta
  • el 10/08/2013 a las 21:25
    Permalink

    Hola de nuevo,

    Pues lo dicho, que sin algo de formación por nuestra parte, no me extraña que haya tantas mamas que dejen la lactancia entre otras cosas, ayudadas por los consejos de algunos médicos. Estos días he estado de vacaciones y tras darle una pensada he decidido presentar una “recomendación” sobre mejoras posibles en el hospital que me atendieron. Fácil que piensen que a buenas horas me quejo (hace ya más de 6 meses), pero es que el post me ha hecho pensar que, si las que sabemos algo de lactancia no nos plantamos, dificilmente lo harán las que no tienen formación.
    A ver qué me dicen sobre tener ginecólogos ignorantes (e irrespetuosos) en el tema lactancia (y el de manejos expectantes, pero creo que este tema es aún más controvertido de razonar: todos ven bonito sobre papel lactar, pero no está tan claro desde el punto de vista científico que nosotras decidamos como manejar nuestras pérdidas…). Os cuento.
    Un abrazo

    Respuesta
    • el 15/08/2013 a las 0:45
      Permalink

      Sí por favor, no dejes de contarnos. Te lo agradezco muchísimo. Un abrazo para ti también.

      Respuesta
  • el 17/08/2013 a las 0:16
    Permalink

    Hola a todas, me entristece mucho leer vuestras experiencias (y me indigna) pero no me sorprende.
    Quiero animaros a poner por escrito las quejas que sea necesario para que esto cambie, y también los agradecimentos si alguien os ayudó de una manera especial. En los hospitales las cartas de los usuarios contribuyen en gran medida a generar cambios, alientan a quien hace lo correcto (muchas veces nadando a contracorriente), y pueden poner frente a sus propios actos al que actuó de una forma inadecuada, además a veces nos hacen tomar conciencia de la repercusión de asuntos en los que simplemente no habíamos reparado.
    Y quiero contar una noticia que me parece buena: trabajo en San Sebastián de los Reyes, en el Hospital Infanta Sofía, hemos impartido 9 ediciones de un curso de formación en lactancia materna que ha sido muy demandado y valorado por los profesionales, aún queda mucha gente por formar y algunas de las personas que han recibido los cursos no han cambiado mucho su proceder, pero la mentalidad de valorar la lactancia parece ir desperezándose. Nos queda muchísimo por hacer en muchas partes del hospital, y ahora nos privatizan, con lo que entre la incertidumbre y la desmotivación daremos pasos atrás o nos estancaremos (espero que de forma transitoria) pero yo pienso seguir peleando. El año pasado se aprobó un protocolo para que las madres lactantes que necesiten ingresar puedan hacerlo acompañadas de sus bebés en cualquier lugar del hospital salvo en las unidades cerradas como psiquiatría, UCI o REA (aunque aún gran parte del personal desconoce su existencia y eso deberíamos solventarlo). Hace unas semanas un médico de Urgencias me llamó al busca para preguntarme por la compatibilidad de una medicación que quería prescribir a una madre lactante y además de contestarle y contarle de la existencia de e-lactancia para futuras consultas fui en persona a buscarlo para agradecerle la llamada (me emocionó…)
    Algo está cambiando y ya es imparable, los sanitarios que no cojan esa ola se verán arrastrados por ella… escribid para acelerar ese cambio: “me separaron de mi hijo porque nació por cesárea y es rutina en este hospital y no en otros”, “en neonatología no hay espacio suficiente, las sillas son incomodísimas para una madre recién parida y no puedo sacarme la leche al lado de mi hijo”
    No sabéis la fuerza que teneís, ayudadnos a los que luchamos desde dentro!!!

    Respuesta
    • el 17/08/2013 a las 0:19
      Permalink

      Hola Silvia, muchas gracias por dejarme tu comentario, la verdad es que me has animado mucho. No sé si podrías pasarme más información sobre cómo redactar una carta/queja explicando lo que me pasó en el hospital donde me atendieron y qué cosas deberían cambiar. Si fuera así la verdad que te lo agradecería. Un abrazo.

      Respuesta
      • el 17/08/2013 a las 2:17
        Permalink

        Me alegro mucho.
        En cuanto a la redacción creo que lo mejor suele ser usar nuestras propias palabras, tratar de exponer los hechos de la manera más objetiva posible (el desconocimiento de la compatibilidad/incompatibilidad de medicamentos con el amamantamiento por ejemplo) y aportando información relevante (la OMS recomienda amamantar al menos 2 años y posteriormente según desee la madre y su bebé) y marcando un objetivo (desearía que esto no volviera a ocurrir, desearía que formaran adecuadamente a su personal, desearía una explicación, desearía un trato respetuoso y basado en evidencias científicas no en juicios de valor, desearía una disculpa…etc)
        No olvides las fechas y los nombres de las personas que te atendieron si los sabes
        Y si hubo algo bueno también reseñalo, incluso aunque fuese en otra ocasión (una de cal y una de arena… para que no se queden con sólo la queja). Aunque me da que en este caso no lo hubo
        Espero haberte ayudado
        Mucho animo

        Respuesta
  • el 20/08/2013 a las 11:57
    Permalink

    Madre mía, me parece inaudito que en los tiempos que estamos esto suceda, me he pillado un cabreo del 13 leyendo tu estupenda narración, y por suerte mientras lacté con mi hija no tuve ningún problema, menos mal, porque yo hubiera sido d elas tontas que hubiera claudicado…. pues no sabía esto de e-lactancia ni la menos idea de los medicamentos….. En cualquier caso, todo mi apoyo, yo dí de lactar hasta los 11 meses y porque mi hija ya no quiso más, estuve mucho tiempo después sacándome la leche y seguía dándosela pero llegó un momento que la niña no la quería así que con todo el dolor d emi corazón pues la fuimos dejando poco a poco.
    Ahora estoy en la búsqueda (ardua) de mi segundo embarazo y ojalá si algún día logro volver a ser mamá, mi hij@ tendrá la teta de su mami esperando….
    Un besazo enorme, creo que nunca te había escruto, pero me encanta leerte y me encantan tus proyectos. Un abrazo fuerte.

    Respuesta
    • el 20/08/2013 a las 23:23
      Permalink

      Muchas gracias Alicia, un beso para ti y suerte con esa búsqueda, si te puedo echar una mano con el sintotérmico dímelo.

      Respuesta
      • el 22/08/2013 a las 9:23
        Permalink

        Muchas gracias guapa, ahí vamos con el sintotérmico, creo que me voy conociendo mucho más, hace como unos 5 ciclos que lo sigo pero son tantas las ganas de ver ese +, que siento que hay meses en los que me obsesiono con las temperaturas y los síntomas, en fin…. si me surge alguna dudilla no dudaré en echar mano de tus sabias respuestas. Te diré que tengo de cabecera tu cuadro de sisntotérmico del mes que quedaste embarazdaa de tu segundo bebé, jajaja, creo que me lo sé de memoria pero aún así no dejo de mirarlo y compararlo con los míos…. jeje. En fin, tengo que aprendera llevarlo de forma menos “obsesiva”.
        Un besote guapa y MUCHÍSIMAS GRACIAS por la labor tan estupenda que haces con el blog.

        Respuesta
  • el 20/08/2013 a las 14:51
    Permalink

    Jeee yo si que sabia todo el desconocimiento que hay de la alctancia materna. Y yo siq ue debo ser un bicho raro raro….estoy embarazada de 37 semanas mi hijo hace tres años en breve y sigue piidiendo tetita para dormirse. Siempre ha dormido conmigo en la cama , asi que no me he dado cuenta de cuando se servia el mismo mientras yo dormia. La pediatra me empezo a dar hojitas con la comida que le tenia que dar desde los cionco o seis meses. Y nunca les he hecho caso, creo que la alimentacion de mki hijo no me la tiene que decir un medico, salvo que se encuentre enfermo o sea alergico…. nunca le he dado papillas de sobre, y no ha comido cosas trituradas. Hasta hace bien pocono existia la batidora y la humanidad no se extinguio no? Mi posicion ha sido la de “no comment”. La pediatra preguntaba, ¿que tal va con lacomida? yo decia: bien bien… y ahi terminaba.
    Ah, se me olvidaba, he procuradono darle de comer, come el solito, salvo que me pida ayuda y ya esta pidiendo que le enseñe a manejart el cuchillo. lo he hecho asi porqueme resultaba muycomodo, practico y he creido que era lo mas sano y mejor para el, pero todo el mjundo me dice quee he tenido mucha suerte… en fin en fin. Con la segunda si me pasa lomismo tambien sera suerte? o es que la logica es lo mas normal?….

    Respuesta
    • el 20/08/2013 a las 23:08
      Permalink

      Sí, yo creo que en general se confía demasiado en el criterio del pediatra/enfermera para asuntos que realmente no son médicos, yo también intento ser lo más escueta posible…

      Respuesta
  • el 30/08/2013 a las 15:48
    Permalink

    Es triste pero sí, hoy en día la experiencia que has vivido es lo más normal, como también se deduce de los comentarios. Quisiera compartir mi vivencia con mi hija mayor. Entonces tenía a penas 3 meses recién cumplidos. Un resfriado que duraba más de lo habitual, una tos rara, y mil consejos de familiares me hicieron plantarme en urgencias de un gabinete de médicos de familia (sanidad privada). El resultado del análisis de sangre hicieron saltar todas las alarmas y sin un pronóstico claro de lo que tenía, lo primero que me dijeron es que tenía que destetar a mi hija y cortar todo contacto con ella. No os podéis imaginar la primera noche de ingreso lo que supuso para mí… Aunque pedí medicación compatible, aunque casi “supliqué” que alguno de todos aquellos médicos se miraran e-lactancia, no conseguí nada. Estuve en total un mes entero en el hospital, que por cierto también era pro-lactancia pero parece ser que solamente en la planta de maternidad. Lo único que hicieron por mí en este sentido fue prestarme un sacaleches. Durante todo ese mes, día y noche seguí sacándomela para no inhibir la producción. Evidentemente no fue fácil, me costó sudor y muuuuchas lágrimas. Sin más ayuda que la que pude encontrar en la red y mi sentido común, pero puedo decir que conseguí volver a lactar a mi niña hasta los 14 meses. Y porque yo no quise más (ese es otro tema!).

    No siempre que dejas la lactancia la puedes recuperar, no sé aún qué factores fueron decisivos en mi caso, pero os aseguro que por constancia y tozudez no fue. Ánimo a las que estén en una situación similar. A veces, querer es poder.

    Respuesta
  • Pingback:Mitos sobre la lactancia materna: “Si das el pecho no puedes tomar casi medicamentos” - Crianzaconamor

  • el 24/09/2013 a las 20:30
    Permalink

    Me encanto la nota, me siento muy identificada. Doy la teta a mi hijo de 23 meses y ya le respondi de mala manera a una fila de medicos me dijeron “sacale la teta, ya es hora”.
    Hora de que? Quien te pregunto??? Mi propio medico me receto un antibiotico completamente conTraindicado para la lactancia y cuando le digo, me responde: sacale la teta. Estamos todos locos???
    A todos los que se meten a opinar sobre mi lactancia, los mando a freir churros: mi hijo va a dejar la teta cuando el quiera! Y al que no le guste, que mire para otro lado.

    Respuesta
    • el 26/09/2013 a las 8:26
      Permalink

      Jajajaja Pues ole tu!

      Respuesta
  • el 13/10/2013 a las 23:03
    Permalink

    hola…me entristecen las historias que lei…mi pediatrame dijo cuando mi hijo tenia dos meses k tomara lactancia mixta porque no cogia peso..aguante otro mes solo con pecho y al ver k seguia igual le di biberon un par de meses junto a la teta hasta que recupero peso yo sola decudi no darle más biberon y mentia a la pediatra y a los que me preguntaban…era mama primeriza y aun asu volvi a los cuatro meses a darle solo pecho y lo tomo hasta pasados los 3 años y ha sido un niño sanisimo….

    Respuesta
  • el 25/10/2013 a las 2:24
    Permalink

    Hola, yo me encuentro ante un gran problema.
    Un mes antes de dar a luz, me salió un exantema de lo más horroroso, ni los profesionales de la salud habían visto algo parecido, todo el cuerpo enrojecido con un sarpullido enorme de pies a cabeza.
    Me mandaron corticoides que no me hacían nada y atarax, que tampoco me hacía nada, pasaban los días y los picores eran horrorosos, me dijeron que aguantara que cuando diese a luz, todo iría desapareciendo.
    DÍ a luz hace un mes (por cesárea), DOY EL PECHO A MI HIJO y la verdad que a los 3-4 días empezaban a desaparecer dicho exantema y a reducirse bastante los picores que tenía……
    OJO! los picores desaparecieron solo durante 1-2 días y volvieron con fuerza, El EXANTEMA que me salió durante el embarazo estaba casi desaparecido, pero los malditos picores no, HA PASADO UN MES, y me estoy volviendo loca con los picores, no cesan, son 24 horas y me está volviendo a brotar un exantema nuevo, es decir me estoy llenando de ronchas otra VEZZZ por todo el cuerpo…
    HE VISITADO ginecólogos y dermatólogos de sanitas, he visitado por la seguridad social y nada…. me han mandado muchos tratamiento y no se quita…. esto es insoportable

    Los tratamientos son: ATARAX, BILAXTEN, EBASTEL, LORATADINA, POLARAMINE
    CREMAS DE LA DERMATÓLOGA DE SANITAS VALORADAS EN MÁS DE 70 EUROS EL TRATAMIENTO: BALNEUM, XEMOSE, A-DERMA, ETC
    He probado con vaspit, cuatroderm, talquistina de polvos y cremas, manzanillas, y un largo etc de cosas en un mes

    LLevo algo más de un mes y no puedo más.
    En la farmacia ya me han dejado caer que esto es hormonal, que hay una hormona que me está provocando esto. Algunos especialistas también me lo dejaron caer.
    Y en la farmacia me han dicho que deje de dar el pecho a mi hijo Y PROBABLEMENTE se me quite…. pero no es seguro
    La matrona me dice que aguante con los picores, pero que es muy importante dar el pecho al niño, y que no se me ocurra quitarlo.
    YO NO QUIERO DEJAR DE DAR EL PECHO A MI NIÑO, POR FAVOR, A MI ME ENCANTA Y A ÉL TAMBIÉN….
    Pero no aguanto ya más estos picores, me están matando y me estoy volviendo loca, es constante, 24 horas, ni dormir puedo, me despiertan y acabo fatal.
    QUE HAGO? dejo de dar el pecho, yo no quiero, el lunes tengo ginecólogo de nuevo y le voy a decir que no puedo más. ¿ Y SI ME DICE QUE DEJE DE DAR EL PECHO ?
    Q opinan ustedes? Esto es un sufrimiento
    Gracias

    Respuesta
    • el 25/10/2013 a las 5:52
      Permalink

      Te hicieron analisis de sangre?? porque las picazones en todo el cuerpo pueden ser por falla del higado. No se de donde sos, pero pregunta en la farmacia por alguna hierba para té que alivie el higado!!

      Respuesta
    • el 27/10/2013 a las 16:59
      Permalink

      Estimada Sara,
      debes de estar pasándolo fatal, el picor es tan desagradable y produce tanta desazón!
      Me pregunto por qué crees que tiene alguna relación con que amamantes a tu hijo, ya que comenzó antes y que yo sepa no hay cuadros de prurito asociados a la lactancia. Durante la gestación a veces hay acúmulo de sales biliares (que no parece tu caso ya que tus analíticas son normales) que produce mucho picor, y desaparece/mejora tras el parto. El cuadro que tu refieres parece una urticaria crónica o recurrente(te han dado algún diagnóstico) y dar el pecho ni lo mejora ni lo empeora, en general las medicaciones con las que se trata son compatibles con la lactancia y desgraciadamente no muy efectivas (o de efecto no muy duradero para evitar recaídas).
      Cuando amamantas, casi todo es atribuible a la lactancia y casi siempre sin fundamento alguno, pueden sugerirte dejar el pecho por miles de motivos que no son tales (anemia, cansancio, pérdida de peso, cualquier medicamento o enfermedad, necesidad de graduarte la vista o de teñirte el pelo, depilación láser, porque tu hijo engorda poco o mucho… vamos por lo que se te ocurra).
      Si por tu caso te lo sugieren pide una explicación y algún fundamento científico (artículo o referencia bibliográfica) y después decide tú que quieres hacer
      Un abrazo y mucho ánimo

      Respuesta
  • el 25/10/2013 a las 23:28
    Permalink

    Hola, si hasta 3 analíticas me han hecho y todo esta bien, hígado incluido.

    Respuesta
  • el 10/08/2014 a las 9:02
    Permalink

    Hola necesito su ayuda, tengo 4 meses de embarazo hoy tuve q acudir al medico por infeccion irinaria y de garganta ademas de que me duele horrible la cadera y al parecer con contracciones leves, tengo un bebe de 19 meses y lo sigo amamantando pero la doctora me dijo q absolutamente nada de pecho desde ya que porque el utero se contrae mientras amamanto y podria perder a mi bebe y no se que hacer sera que tiene razon mil gracias por su ayuda

    Respuesta
    • el 10/08/2014 a las 11:26
      Permalink

      Estimada Lupita
      Entiendo que estarás asustada, supongo por tu correo que la recomendación de dejar de amamantar al tu bebé de 19 meses viene del medico de cabecera. Creo que si las contracciones que describes como leves fueran preocupantes te hubiera remitido al hospital para ser valorada por un ginecólogo. No te encuentras bien, estás empezando con tratamiento para tu infección de orina, descansa, bebé líquidos y si sigues notando contracciones acude al ginecólogo. Creo que puedes seguir amamantando por el momento. Si tienes una amenaza de aborto real si puede estar justificado interrumpir el amamantamiento por un tiempo (al igual que se recomienda abstención sexual transitoria). Un abrazo y que te mejores.

      Respuesta
  • el 18/08/2015 a las 23:02
    Permalink

    Hola! Estoy en la misma situación que tu! Con la urticaria y con todo! Estoy desesperada. Cuanto te duro la urticaria? Que resulto ser lo que te la causo? Saludos

    Respuesta
    • el 25/08/2015 a las 17:09
      Permalink

      No sé qué la causó, tal cual como vino se fue. Me duró 2-3 días.

      Respuesta
  • el 02/10/2016 a las 10:43
    Permalink

    Hola mamá contracorriente!, no soy de dejar comentarios pero he encontrado tu blog desde el viernes y no he parado de leer algunos de tus articulos, soy mamá primeriza, tuve un embarazo increible y dí a luz en Junio, voy a cumplir cuatro meses de lactancia debo decir que el primer mes fue super dificil y doloroso, pero ahora me encanta, es algo maravilloso!!, solo que debo confesar que no tengo nada de ganas de volver a mi vida sexual sé perfecto que no debo descuidar ese lado!, mi esposo entiende y es paciente per¿o cómo han hecho ustedes para combinar lactancia, relaciones, libido?. Felicidades por tu blog hermoso y lleno de información. Quisiera compartir otras inquietudes y discutir otros aspectos de lactancia pero talvez mas adelante.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El RGPD me obliga a informarte de que al dejar un comentario en este post tus datos de carácter personal serán tratados conforme a la legislación vigente:

Responsable: Mamá (contra) corriente - Eva Gracia

Fin del tratamiento: Gestionar los comentarios y evitar el spam

Legitimación: Tu consentimiento (debes marcar la casilla que confirma que has leído y aceptas la política de privacidad)

Comunicación de los datos: No se comunicarán a terceros salvo obligación legal

Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido.

Contacto: hola @ mamacontracorriente.com