Zapatillas escolares de Mimao: en busca de la deportiva perfecta

Desde que en el año 2010 descubriera que era imposible encontrar zapatos para caminar para bebés con el pie diminuto, mi lucha por encontrar un calzado adecuado no ha cesado. Que si la unimos al sufrimiento que supone encontrar ropa para niños delgados y mínimamente mona (porque el abandono de la ropa de niños varones es total)… francamente, yo esto de disfrutar comprando ropa es que no lo he vivido nunca, ni con el Mayor ni con su hermano.

 

Qué busco en el calzado de mis hijos

Claro, aquel problema de localizar zapatos de tallas muy pequeñas pero que tuvieran suela ya pasó (aunque en breve me tocará con la niña) pero hemos ido evolucionando a otros, que os cuento ahora:

1.- No me vale cualquier calzado porque les sudan mucho los pies. Al Mayor le sudaban muchísimo desde recién nacido y la niña es exactamente igual que el. El Mediano algo menos, pero aún así, suda abundantemente. Con un calzado malo se les cuecen literalmente los pies, se les hacen ampollas por toda la planta, los pudren y por supuesto os podéis imaginar el olorcillo…

2.- Aunque siguen teniendo una talla bastante pequeña en relación a su edad y altura, tienen el pie muy ancho por la zona del empeine, muy gordito, por lo que tampoco les vale cualquier calzado porque los que son muy estrechos de esa zona directamente no pueden meter el pie o no les cierran los velcros.

3.- El Mediano es un destrozador profesional de zapatos. Si me lo llegan a contar antes de conocerle, no me lo creo. Aquí podéis ver el estado de unas zapatillas que tienen unos dos meses de uso no diario. No se aprecia, pero el velcro está a punto de desprenderse.

Zapatillas Adidas de niño destrozadas

 

Zapatillas escolares Mimao: por qué las he elegido

Como veis en las fotos del desastre, algo tenía que hacer, porque comprar zapatillas cada dos meses me parece poco sostenible y me produce una sensación muy fuerte de estar tirando el dinero en plan gif animado de millonaria lanzando billetes al aire.

Pero claro, ¿qué zapatillas escolares elijo? Algo que no destrocen en dos días, que no les haga sudar el pie a mares, que estéticamente esté bien, que se puedan limpiar fácilmente…

Pues así es como llegué a Mimao, en concreto a través del post de Mónica, de Refugio de Crianza.

 

Cómo son

Ya que una imagen vale más que mil palabras, aquí las podéis ver con detalle:

Zapatillas escolares deportivas Mimao

En concreto, son este modelo. Tienen otro modelo muy parecido, ¿quizá algo más de niña?, más tipo bailarina. Me parecen bonitos los dos.

 

Ventajas de las deportivas Mimao

  • Sinceramente, lo primero es que me entraron por la vista. Porque a mi la estética me importa mucho, no me da apuro reconocerlo. Me gusta la calidad pero si no me entra por la vista no hay nada que hacer. A mi estas deportivas me parecen monas, y eso en calzado dirigido a niños ya es mucho decir.
  • Me encantó la plantilla que llevan, de memory foam. Es una plantilla que promete ser 100% transpirable además de antibacterias. Justo lo que necesito.

Plantilla Memory Absorb de las zapatillas escolares Mimao

  • Puntera reforzada, además de la impresión de que es una zapatilla muy sólida, nada endeble.
  • Cierres de velcro hasta el número 38, que no es ninguna tontería, porque mis hijos pasan olímpicamente de los cordones (y a mi me parecen también un engorro para el día a día) y con Mayor estoy ya en el límite de la mayoría de marcas.

Zapatillas escolares deportivas Mimao con velcro

  • Están fabricadas en piel ¡que se puede lavar en la lavadora!

Nuestra experiencia con ellas

El Mediano, fiel a su tradición de lanzarse sobre cualquier paquete de ropa o calzado que llega a casa (para que luego digan que a los niños no les gusta la moda), tardó 30 segundos en plantárselas nada más recibirlas en casa. Ahí le tenéis posando:

Zapatillas deportivas Mimao niño

Que yo quería reservarlas un poquito para cuando dejáramos los 35 grados atrás, pero nada, no ha habido forma. Pero como no se las ha quitado en estos días, ya puedo contaros nuestra opinión sobre el calzado escolar de Mimao:

  • Las zapatillas tienen un ajuste estupendo, incluso a pies con mucho empeine como los suyos.
  • Me gusta que sujetan bien el pie pero no les aprietan y son flexibles, no son para nada un zapato ladrillo, de hecho aunque se las ve robustas, no pesan.
  • Mi hijo Mediano, experto probador de calzado, me dice que os transmita que no se notan los pasos. Realmente la plantilla tiene una pinta de mullida que da envidia. Por cierto, que la plantilla se puede quitar, algo que me parece interesante porque a veces destrozan las plantillas originales y no siempre me resulta fácil sacarla para poner una nueva.
  • Muy bien la puntera y talones reforzados. Creo que estás van a aguantar bien el paso del tiempo.

Zapatillas escolares Mimao

  • Estéticamente me gustan mucho y ya os digo que soy exigente. A ellos también les gustan, que en el caso del Mediano ya os digo que es importante porque si no no se las pone te pongas como te pongas.
  • El segundo día de uso, Mayor metió el pie en un socavón lleno de barro. Os podéis imaginar… En fin, que las suyas ya las he lavado en la lavadora y fenomenal. Punto importante, que yo lo de llevar calzado guarrindongo no puedo con ello (las zapatillas destrozadas de la primera foto ya me dolían en el alma)

 

En definitiva, que yo estoy contenta y los niños también. Espero que les duren hasta que cambien de talla de calzado, que es lo suyo, digo yo.

¡Por cierto! Que no se me olvide comentar que también tienen calzado de adulto muy molón. Yo me cogí unas sandalias con suela de esparto que me encantan.

Ah, y el primer cambio es gratuito, que eso también está bien, por si no acertamos con la talla, aunque en su caso les van clavadas: un 27 y un 31.

¿Te has animado con Mimao? ¿Has tenido también una buena experiencia? ¡Cuéntame!

Mamá (contra) corriente

Este mi blog personal. Hace ya nueve años que empecé a escribir sobre la increíble experiencia que la maternidad había supuesto en mi vida ¡y desde entonces aquí sigo! Soy autora del e-book "Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad", en el que reúno los conocimientos teóricos y prácticos que necesitas para entender tu ciclo menstrual, interpretar tus signos de fertilidad y utilizarlos para maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada. Además de este blog que lees, soy co-editora de Comer con Gusto y autora de otros tres blogs: Pekeleke, mi web de literatura infantil, Miss Cosméticos, mi blog de belleza y Mochilas-Portabebés.es, sobre mochilas ergonómicas.

3 comentarios sobre “Zapatillas escolares de Mimao: en busca de la deportiva perfecta

  • el 24/09/2018 a las 17:47
    Permalink

    Nosotros tenemos las merceditas ¡que también se pueden lavar en la lavadora! Y esa plantilla es súper cómoda. Estoy por preguntar si hacen algo parecido para adultos.

    Respuesta
  • el 25/09/2018 a las 19:38
    Permalink

    Que yo te diga que me encantan es totalmente creíble, ¿verdad?. Yo tengo las zapatillas y también zapatos, no porque use en el cole ,que no es así. Los cogí para cuando vaya algo más de vestir porque generalmente los zapatos le resultan rigidos y no hay forma de que los use así que a ver que tal con estos. Como aún hace calor, esos no los ha estrenado.
    Las zapatillas las lleva usando ya un mes y de momento genial.

    Respuesta
  • el 14/10/2018 a las 22:09
    Permalink

    Hola, no he probado las zapatillas, pero tienen buena pinta. Me apetecía comentar lo que has dicho de las dificultades para vestir a un niño delgado medianamente mono. Es una vergüenza, en las tiendas hay 4 cosas, y ahora que se llevan los pantalones algo estrechos bueno, algo es algo. Pero la ropa, en general, es sosa sosa…. A mi hijo para que te hagas una idea, le valen los pantalones cortos de talla de un año o 24 meses y de arriba las 2 a 3 años, le estan justas, justísimas, usa ya 3 a 4 años… Una odisea. Y luego cosas como que me gustan las chaquetas de punto y sólo las hay de niña o hay que irse a marcas carísimas… o que mi hijo va en casa en calcetines y ya no encuentras antideslizantes….tiene un pie grande, por cierto… Bueno, que entiendo que te cueste encontrar ropa para tus hijos. Besos.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El RGPD me obliga a informarte de que al dejar un comentario en este post tus datos de carácter personal serán tratados conforme a la legislación vigente:

Responsable: Mamá (contra) corriente - Eva Gracia

Fin del tratamiento: Gestionar los comentarios y evitar el spam

Legitimación: Tu consentimiento (debes marcar la casilla que confirma que has leído y aceptas la política de privacidad)

Comunicación de los datos: No se comunicarán a terceros salvo obligación legal

Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido.

Contacto: hola @ mamacontracorriente.com