Siempre he dicho que el conocimiento lo es todo. Más aún cuando nuestro hijos padecen algún tipo de afección y, de pronto, con el diagnóstico en la mano, nos sentimos desconcertados, perdidos, muy necesitados de acompañamiento y de información rigurosa. Sin duda, la información nos hace libres y nos permite tomar decisiones fundamentadas.

Precisamente por eso, en el post de hoy quiero hablaros acerca del nacimiento de una comunidad online que pretende acompañar a las familias cuyos hijos han sido diagnosticados de alergia a la proteína de la leche de vaca. ¿Sabías que la APLV afecta en torno a un 2 y un 7.5% de los niños en los países desarrollados, siendo la alergia más común en los menores de tres años? Para que las familias afectadas tengan un lugar en el que comprender mejor la alergia de sus hijos, acceder a recursos útiles y formar piña, nace Unidos por la Alergia a la Leche.

La web permite navegar por las mismas secciones que procesos tiene la APL: sospecha, diagnóstico, tratamiento, introducción de la alimentación complementaria…

Unidos por la Alergia a la Leche (web)

Además de información muy útil, por ejemplo para que los padres, familiares e incluso educadores interesados puedan aprender a diferenciar los alimentos que pueden contener la proteína de la leche de vaca, la plataforma proporciona vídeos que responden a las preguntas más frecuentes y un foro donde los padres pueden compartir tus experiencias y día a día.

Algo que me ha gustado especialmente es que Unidos por la Alergia a la Leche envía gratuitamente recursos materiales muy prácticos a las familias.

Entre ellos, me ha encantado las pulseras y chupetero que permiten que un niño pequeño pueda ser identificado como alérgico a la leche y, por tanto, prevenir a su entorno de la necesidad de tomar precauciones.

Unidos por la Alergia a la Leche (pulseras)

También, pegatinas para marcar los productos que están en el entorno del bebé.

Unidos por la Alergia a la Leche (pegatinas)

O mails ya escritos, listos para enviar a las personas que están en contacto con el peque, para que entiendan los cuidados que necesita un niño con APLV.

Si tenéis un peque con alergia a la proteína a la leche o alguien de vuestro entorno la padece, estoy segura de que os puede resultar de interés esta nueva comunidad: alergiaalaleche.es. Si os animáis a compartir, seguro que llegará a más gente 😉