Trona de segunda edad

No sé si me acabo de inventar el concepto trona de segunda edad o ya existía. Me parece  una buena expresión para definir lo que ocurre cuando tienes una trona en tu casa y, de pronto, tus necesidades cambian porque el niño ha crecido y requiere otras cosas, de modo que sales a comprar otra, que no se parece a la primera en casi nada. Ocurre como con las sillas de paseo de segunda edad: el niño está grande, la necesitas para otros usos y, sobre todo, has aprendido de tus errores.
Nuestra trona de primera edad fue una Chicco Polly 2 en 1 como la de esta foto.La mejor definición que puedo hacer de ella es que es un troncho… Curiosamente, lo mismo que puedo decir del Trio For Me, también de ellos, que usamos nada más nacer el nene. Creo que Chicco no se caracteriza por hacer cosas ligeras ni que ocupen poco espacio una vez plegadas, no es para nada su punto fuerte, y eso que sigue siendo una de las marcas que más me gustan.

¿Por qué compré esa trona?. El gran error que cometí fue decidir su compra antes de tener al niño. Ya sabemos que la gente, con toda su buena fe, quiere hacer un regalo y no quiere que sea dinero y punto. Llegó un momento que ya teníamos todo lo necesario y algo había que elegir, así que nos pareció bien que fuera una trona, al fin y al cabo es algo muy útil y que tarde o temprano íbamos a necesitar. Pero, claro, cuando ni siquiera tienes al nene, no tienes ni idea de cuáles son tus necesidades reales así que, aunque le di muchas muchas vueltas, al final metí la pata.
Yo estaba empecinada en una trona plegable, con la idea de tenerla plegada el mayor tiempo posible y que así ocupara menos espacio en casa. Lo cierto es que las tronas plegables, al tener las patas tan abiertas, ocupan muchísimo espacio desplegadas, son un auténtico trasto. Y esta trona, como muchas de las que se pueden plegar, ocupa un espacio una vez recogida que tampoco es que quepa en todas partes. Además, y esto es un gran inconveniente, una vez plegada no tiene buen equilibrio, por lo que el niño ha estado a punto de tirársela encima varias veces.
Otro punto en principio a su favor era que llevaba ruedas. Lo cierto es que la trona pesa ya de por si un montón y con el niño encima ni os cuento. Arrastrarla con las ruedas es una utilidad que apenas le he dado. Es una trona complicada de transportar, sobre todo si estás que no te vales bien, por ejemplo, cuando estaba recién operada del mioma.
Quizá su mayor inconveniente fuera que, por la forma que tenía, hacía muy difícil arrimarla a la mesa. El niño siempre se quedaba separado, algo que resultaba fatal.
Pero también podría hablar de todos los recovecos que tenía, donde se acumulaba la comida, o del asiento de tipo hule de plástico donde el niño se quedaba pegado en verano y que se empezó a rajar a los pocos meses.
Podría seguir dando argumentos en su contra, pero prefiero centrarme en la segunda trona que nos hemos comprado, así que aquí lo dejo. Creo que queda claro que la trona que teníamos no nos gustaba y buscábamos algo mucho más práctico y ligero. Esta vez buscaba todo lo contrario: una trona de madera, que no fuera plegable, que ocupara realmente poco espacio, que permitiera al niño estar sentado a la mesa como uno más y que fuera lo más sencilla posible (al final te compras una trona con mil accesorios y no usas ninguno y sólo te ocupan espacio en el armario).
Opciones en tronas de madera hay unas cuantas. A mi me costó lo mío decidirme, como siempre. La Stokke quedó descartada desde el principio por tener un precio, a mi juicio, abusivo. Soy la primera en comprar cosas buenas y prácticas aunque sean caras, pero en este caso me parecía claramente excesivo su precio, incluso aunque me la fueran a regalar. Lo cierto es que hoy día tenemos en el mercado varias tronas muy similares (supongo que se podrían considerar imitaciones de ésta) y a precios mucho más razonables.

Finalmente nos decantamos por una Danchair, de Baby Dan. Básicamente es una Stokke pero con formas redondeadas. A mi estéticamente me parece más bonita (dentro de que no son nada del otro mundo) y de idéntica funcionalidad. La compré en Amazon UK, ya sabeis que adoro esa tienda, y me costó baratísima, creo recordar que no llegó a 70 euros al cambio y sin gastos de envío (en España se puede comprar esta trona en varias tiendas, pero a 110 euros de media).

El paso a una trona de segunda edad a mi me ha supuesto un cambio muy importante. El niño puede estar en la mesa como uno más, no sólo para comer, sino para jugar. La trona es ultra ligera. Tanto que puedo moverla incluso con el niño montado encima. Tiene un aro que se puede quitar cuando el niño se hace mayor y también incorpora un arnés de cintura, que yo reconozco que no he usado nunca. Es regulable en altura y el reposapies también, además de ser súper ancho y cómodo para cuando en un futuro el niño se suba solo. Por si fuera poco, se limpia fenomenal, mucho mejor que la de plástico de Chicco.
¿Inconvenientes?. Todas las tronas de segunda edad tienen un inconveniente, de ahí que yo las denomine de segunda edad, descartándolas para usarlas desde que el niño se incorpora a la alimentación complementaria: están pensadas para niños que ya se sostienen muy bien sentados, yo diría que de 9 meses en adelante. Cuando empezamos a dar las primeras papillas, con 5-6 meses, los bebés necesitan una trona con un respaldo alto y, si es posible, con un arnés de 5 puntos (porque mi hijo es de los que se tiran de cabeza a la mínima). Estas tronas de madera no aportan seguridad, realmente son como una silla elevada y, por tanto, hay que tener ojo. A mi el niño se me ha subido de la trona a la mesa un par de veces y hasta al lavabo cuando la primera vez la metí en el baño.
Es cierto que a estas tronas de madera se les puede incorporar un cojín, que hace el espacio más acolchado… Pero aún así media espalda queda fuera, por lo que creo que es buena idea tener en casa los dos tipos de trona. Y como es una cosa que pasa de hermano a hermano, se le pueden estar dando incluso uso simultáneo porque, otra cosa buena de estas tronas es que al final pueden terminar por convertirse en una silla normal y corriente.
En nuestro caso, una gran compra.

Mamá (contra) corriente

Este mi blog personal. Hace ya nueve años que empecé a escribir sobre la increíble experiencia que la maternidad había supuesto en mi vida ¡y desde entonces aquí sigo! Soy autora del e-book "Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad", en el que reúno los conocimientos teóricos y prácticos que necesitas para entender tu ciclo menstrual, interpretar tus signos de fertilidad y utilizarlos para maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada. Además de este blog que lees, soy co-editora de Comer con Gusto y autora de otros tres blogs: Pekeleke, mi web de literatura infantil, Miss Cosméticos, mi blog de belleza y Mochilas-Portabebés.es, sobre mochilas ergonómicas.

37 comentarios sobre “Trona de segunda edad

  • el 23/02/2011 a las 20:43
    Permalink

    yo tengo de estas http://s1.babyearth.com/images/images_big/10-4171-01.jpg y sin duda es una muy buena eleccion, desde los 6 meses la usa y sin problemas. Ahora ya le quitamos la parte del frente y entra perfectamente en la mesa con nosotros. Super liviana ademas y con un diseño contemporaneo. Por suerte, no le erramos en la decision.

    Respuesta
  • el 23/02/2011 a las 21:11
    Permalink

    A mi no se me ocurrió tener una segunda trona pero realmente creo que es una buena elección. La primera y única que tuve era de Prenatal y la verdad es que me fue muy util hasta que mi hijo mayor era enorme y no lo podía poner porque estaba embarazada de más de 6 meses. Así que lo tuve que poner directamente en una silla y rezar para que no se cayera.

    Respuesta
  • el 23/02/2011 a las 21:27
    Permalink

    Mi trona es de gracco pero se parece mucho a la de chicco que has puesto de hecho al principio quería la de chicco pero al final me decanté por la otra.
    Es lo que tu dices que ocupa mucho abierta, aunque plegada la mía no ocupa nada, pero tampoco la suelo plegar.
    La verdad es que no estoy descontenta con ella, pero no me importaría tener una de esas como las de los bares que ocupan bastante menos y se pueden arrimar mejor a cualquier lado.

    Respuesta
  • el 23/02/2011 a las 21:27
    Permalink

    Qué bien eso de comprar algo sabiendo que le vas a dar mucho uso, que cumple tus peticiones y que sale a buen precio!

    Respuesta
  • el 23/02/2011 a las 23:21
    Permalink

    Pues yo elegí la trona de IKEA de hecho compré tres, una para mi casa, otra para casa de la abuela, y otra para la casa del pueblo. Baratas y prácticas, fáciles de limpiar, estables y que ocupan poco espacio. Como mi hijo es tan alto a los 20 meses cuando nos cambiamos de casa dejamos ya de usar trona y él empezó a sentarse en la silla normal de adultos. Así que no me ha hecho falta trona de segunda edad. Ya ves cada caso es distinto. Y mira que cuando estaba embarazada me enamoré profundamente de la Stokke!!

    Respuesta
  • el 23/02/2011 a las 23:33
    Permalink

    Podria decir que el comentario de Arual lo he escrito yo, jejeje.
    Y podria decir que has descrito a la perfeccion la trona de primera edad que yo tenia, que en mi caso era de chicco pero con todas las pegas que le pones.

    Respuesta
  • el 23/02/2011 a las 23:38
    Permalink

    Ahora tengo las tronas de Ikea y de momento me van bien, aunque encuentro que tienen poco peso, ideales para mi caso, pues ocupan poco espacio y las puedo apilar una encima de la otra. Otra cosa será cuando los peques sean un poco más mayores, ya veremos.

    Respuesta
  • el 23/02/2011 a las 23:52
    Permalink

    me siento identificada.

    tengo una trona hiper parecida, pero de Jané, del año 2006. con Ferran la usé poquísimo. me resultaba de lo más incómodo. la bandeja queda muy alta, se hace difícil dar de comer, si dejas un plato, el niño mete la mano. vamos, una porquería. así que utilicé la hamaca mucho tiempo a modo de trona. lo ponía en el sofá sentado y así le di de comer hasta que ya se aguantaba sentado y me lo ponía en las piernas y le daba de esa manera de comer.

    lo de los mil recobecos… sí, y cuando vomitaba, por todos lados. fíjate que la limpié antes de guardarla, y al bajarla para Joel, había mil sitios por donde se había metido porquería.

    con Joel, sin embargo la utilizo más. como el asiento se reclina, y él en la hamaca se quejaba por estar bajo, en la trona está donde quiere estar.

    las ruedas ruedan mal, se lían, pero lo paseamos por la casa cuando cambiamos de estancia, o cuando Ferran está jugando en su cuarto y yo necesito hacer cosas, se lo meto, bajo la silla abajo del todo y están a la altura.

    mi trona de 2ª edad será una de ikea, lo tengo hiper claro! mi padre le cogió una, aunque aun es chiquitín y no aguanta mucho rato, me parede cómoda porque se arrima bien a la mesa.

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 0:21
    Permalink

    Pues yo compré directamente la trona de madera para niños de más de 18 meses ( aunque a los 9 ya la sentaba en ella…)
    Para cuando empezamos la alimentación complementaria, usábamos el Bumbo, que es un asiento que se puede usar a partir de los tres meses, donde quedan encajados y los puedes poner en el sofá…

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 0:41
    Permalink

    nosotros tenemos la stokke y estamos encantados. Antes de ponerle ahi le daba e comer en la hamaca, fueron pocos meses.
    Ahora han sacado una especie de hamaca q se puede acplar a la stokke, para mas peques. supongo q un dineral tambien.

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 0:50
    Permalink

    yo primero compre la de ikea, pero encontre una oferta por internet de la babyhome eat, por unos 50€ (vale unos 120), aprobeche y compre un saco para la silla y la barrera decama
    la trona muy recomendable, el unico pero es que los clips de anclaje estan un poco duros, pero la trona esta muy bien, es lavable muy facilmente, ocupa pero no es un armatroste, y aunqie se pliega facil no solemos plegarla

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 0:56
    Permalink

    Nosotros seguimos con la trona de IKEA y la verdad es que hace su uso. con el tema de comprar cosas que se pliegan, pues tras unos meses descubrimos que, al menos en mi casa, no servía para nada ya que el 80% de los días están plegadas, así que eso es algo que nos da lo mismo. Cuando el peke sea más mayor buscaremos algo que se pueda adaptar, aunque tal como va nuestra vida creo que me paso al modelo japonés, todos sentados en el suelo y punto! jajaja

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 0:57
    Permalink

    Queda claro que Chicco no es tu marca favorita. Yo no la he probado, la verdad.
    Pero una trona poco movible, pesada la verdad no es de mucha ayuda. Yo tuve una Jané que nos prestó un gran servicio, pero quedaba alta para la mesa igualmente.
    Tu compra me parece fabulosa, barata, manejable, de fácil limpieza. A ver cuánto tiempo quiere durar en ella. Mi hijo antes de los dos años decidió que quería sentarse a la mesa en la silla de mayores…..

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 1:13
    Permalink

    Mamá Blue!, qué chula! Es súper bonita esa trona, y parece ligera, me gusta. Lo único que creo que no se regula en altura, no?.

    Sanra, ¿por qué no podías al estar embarazada? no lo he entendido bien, lo que no podías era moverla o usarla?.

    Mis chicos y yo, la de Chicco esta además es que es súper cara!. "La de los bares", muy buena definición, jajaja, yo quería una de ese estilo, son súper cómodas.

    Gem, pues sí, pues sí!.

    Arual, la de Ikea tiene muy buena fama. A mi la Stokke nunca me gustó, además yo he sido siempre muy anti marcas hiper caras de puericultura, luego me he ido tragando mis palabras, pero en aquella época no podía ni verla jajajaaja.

    mamadejulio, y eso que me he dejado pegas!!.

    Madredemellizos, las de Ikea desde luego tienen buena fama, por algo será.

    Bel, cómo te comprendo!!. Pues nada, si te va bien la de Ikea, más barato imposible, al final la cosa es dar con alguna que te vaya bien!.

    LadyA, el bumbo ese me encanta, lo descubrí tarde pero me encanta!!!

    Supermamá, he visto la hamaca esa, la verdad es que la idea me parece muy buena pero, vamos, empiezas a sumar y te sale la trona completa por medio sueldo, me parece una pasada!!.

    Brujilla, genial, buena compra.

    Papalobo, las cosas que se pliegan no sirven para nada, creo que es el clásico error de primerizos, no?. Yo me paso el día sentada en el suelo, ya me he acostumbrado a ponerme a su nivel y no me parece ni raro.

    Belén, yo estoy encantada con la trona nueva y de momento al nene le gusta pero, vamos, es que la uso lo justo para comer y le bajo. Ahora parece que quiere subirse solo, lo único que como tiene el aro puesto, no puede conseguirlo (y el aro de momento no se lo puedo quitar, que no me fío nada de él!).

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 9:20
    Permalink

    No podía sacar a mi hijo. pesaba mucho el niño y se encallaba en la trona

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 9:37
    Permalink

    yo compre una del ikea de plastico blanca por 30 euros, con patas y bandeja desmontable, ultraligera y facil de limpiar. La recomiendo muchísimo, una de las mejores compras que hice

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 10:31
    Permalink

    Nosotras tenemos dos como las de arriba, Chicco mamma, una fué de la princesa mayor y la otra la compramos cuando tuvimos a la mediana, el mejor invento del mercado. Mis hijas comen sentadas en ellas y las acerco a nuestra mesa, la uso para dejarlas sentadas y atadas en ellas mientras me ducho, a veces les dejo la bandeja puesta y así pintan o juegan encima y duermen la siesta en ella, las recuesto para atras y allí se quedan dormidas, no podría vivir sin ellas!
    A la princesa mayor la saqué de ella con cinco años y estas dos van por el mismo camino

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 12:38
    Permalink

    Y la verdad es que la uso poquisimo, no tenía la necesidad ni de comprarla y me la dejó una vecina,es parecida a la que has descrito, cuando no está donde la suelo colocar parece incluso la habitación más grande, en el pueblo tenemos una de madera que mis padres la han reciclado ya que era mia y de mis hermanos y allí está estupendamente, eso sí hay que tener más cuidado por lo que tu dices son más ligeras.

    Respuesta
  • el 24/02/2011 a las 18:26
    Permalink

    Pues yo tengo también la Chicco y pienso igual que tú. Ahora tenemos la del Ikea, baratita, fácil de limpiar y muy útil!!!

    Respuesta
  • el 25/02/2011 a las 0:25
    Permalink

    Yo tengo la de Stokke. Me la regalaron mis compañeros de trabajo cuando tuve a mi hija mayor hace 6 años. Por aquel entonces no había tantas similares como hay ahora, de ese tipo sólo existía esa y si te gustaba, pues pagabas. Afortunadamente ahora hay más opciones. Aún así, considero que ha sido un dinero muy bien empleado. Porque yo la usé desde el principio (no tuve otra antes), en cuanto empecé a darle las primeras comidas, hasta hoy, y siempre con muy buenos resultados. Estoy muy contenta con ella. Yo destacaría de esta trona además, que es super estable. Es que mi hija se movía mucho, se empujaba con los pies contra las patas de la mesa y si hubiese sido otra trona de las de 4 patas estoy segura de que la hubiese volcado, pero afortunadamente ésta no se vuelca por mucho que se muevan.

    Respuesta
  • el 25/02/2011 a las 1:02
    Permalink

    Mamá Blue!, claro, si es que esta trona me suena que la miré y la descarté por eso, porque para mi era importante que se pudiera regular en altura. En cada casa se necesitan unas cosas, verdad?.

    Sandra, jo, un problema, eh!

    Mamá por sorpresa, ¿cuántas tronas de estas habrá vendido Ikea?.

    Cartafol, no veo yo a mi nene tanto tiempo en una trona jajaja

    Tanpancha, pues ya ves, una trona de toda la vida, para que veas.

    Suu, qué exitazo la de Ikea!. A mi la de Chicco me conquistó mucho en su día pero ahora no se la recomendaría a nadie.

    Supermatxu, sí, me acuerdo que otro día que hablé de tronas me lo comentaste. La verdad es que está genial y fíjate lo que te ha durado.

    Respuesta
  • el 25/02/2011 a las 11:54
    Permalink

    Buenas!!!

    Yo no sé si seré rara o no, pero os cuento mi caso.
    Mi casa es pequeña, lo justo (60m2) y como metiera una trona de esas la llevaba cruda porque nos tendríamos que salir algunos de nosotros.
    Nos regalaron esta trona:
    http://www.chicco.es/ProdottiChicco/SchedaProdotto/tabid/172/art/06060980480000/Default.aspx
    A mi gusto… supercómoda y muy útil. La ubicas en una silla la atas por los dos lados y listo.
    Se supone que es para mayores de 12 meses, pero mi hijo la usa desde los 5,5 que empezó a comer con cuchara (también es cierto que mi hijo se sienta sin apoyos desde el mes 5).
    Para mí… ¡el mejor invento! Útil, práctica, cómoda de llevar y de ubicar en cualquier lado.
    El precio, si no recuerdo mal, 40 €.
    Por este precio tengo trona hasta que mi hijo se siente en una silla o no quepa en la trona, jejeje.

    Un saludo a todas.

    Respuesta
  • el 25/02/2011 a las 12:02
    Permalink

    Helena, ya había visto este invento, de hecho hay gente que dice que le gusta mucho y le ha servido un montón… Yo la única pega que le pondría es que mi hijo se mueve mucho mucho y es bastante bruto y me pregunto si no terminaría por volcar la silla, supongo que es imposible… Pero, desde luego, como invento para ahorrar espacio me parece fantástico. Y un gran precio!!. Un beso.

    Respuesta
  • el 25/02/2011 a las 12:11
    Permalink

    Yo tengo la trona stoke y estoy encantadisisma. Trae un respaldo que ha estado usando durante mucho tiempo, luego tambien tiene unos cuñas que se añeden a las patas para evitar el volcado de la silla, fue una gran inversión pero valio la pena

    Respuesta
  • el 26/02/2011 a las 3:10
    Permalink

    Yo también tengo la Stokke y es genial.

    Respuesta
  • el 26/02/2011 a las 20:22
    Permalink

    Pues a nosotros nos regalaron una de jane que cuando se la fui a probar se me rompió el anclaje de al arnés y todavía estamos esperando (3 meses después) a que el corte ingles nos traiga la pieza. Así que tuvimos q comprar una de ikea, que creo que me gusta mas que la jane. Y también nos regalaron una reina de madera que se adapta a las sillas, aun no la hemos probado. A mi me gustaba la de stokke. Vuestra compra me parece fantástica, me la guardo para cuando estemos en vuestro tiempo. Un besazo

    Respuesta
  • el 27/02/2011 a las 1:48
    Permalink

    Evita, la inversión es grande pero, oye, si te valió la pena, genial. Yo creo que ahora mismo hay tronas prácticamente idénticas a ella, como esta que he comprado yo, y bastante más baratas, por lo que cada vez merece menos la pena. Pero también te digo que si uno se quiere pegar un gusto, pues oye, tan feliz!

    Mamaymuchascosasmas, genial, es una trona muy vendida, por algo será!

    Maria, guárdatela, y sobre todo apúntate lo de comprarla en Amazon Uk, que sale más barata aún.

    Respuesta
  • el 09/09/2012 a las 18:32
    Permalink

    Hola!

    Una pregunta sobre la trona. Cuando la compraste, compraste también el cojín o sólo la trona? Me da la impresión de que solamente la trona. Qué tal sin el cojín? Está cómodo el niño, has echado de menos el cojín alguna vez, no lo consideras necesario? Estoy en el momento elegir trona y tengo algunas dudas al respecto.

    Gracias!

    Respuesta
    • el 09/09/2012 a las 22:07
      Permalink

      La compré sin el cojín y nunca lo he echado en falta. Si lo tuviera estaría siempre sucio porque a mi hijo se le cae todo! Si hubiera sido más bebé quizá si lo habría cogido pero como el ya tenía mas de un año la verdad que no lo he necesitado.

      Respuesta
  • el 15/09/2012 a las 13:26
    Permalink

    Gracias! Mi niña es aún muy peque, así que creo que necesitará el cojín. Pero con cojín, yo creo que una trona sola puede funcionar. Yo conozco gente que ha tenido la stokke desde el principio. Ya te contaré lo que hago al final. Por cierto, qué opinas de la Baby Cook? Crees que merece la pena?

    Besos.

    Respuesta
    • el 16/09/2012 a las 23:11
      Permalink

      Yo es que tengo una Thermomix así que la Baby Cook como que no… De todas formas, te diré que la usé poco para hacer purés, al final recurría siempre al método tradicional de cocer y triturar a parte. Es posible que esta vez haga menos purés y más trozos, lo tengo que pensar.

      Sobre lo del cojín, yo ahora me estoy planteando qué hacer con el pequeño. No me parece mal lo del cojín pero esas tronas no llevan tirantes que vayan desde los hombros, solo desde la cintura. Asi que a menos que se tenga muy bien sentado, en principio para los primeros meses de papillas a mi no me valdrían, necesito algo que sujete más.

      Respuesta
      • el 24/10/2012 a las 20:27
        Permalink

        Hola!

        Te cuento lo que hice al final. Después de darle muchas vueltas, le compré una trona de madera en Amazon, Timba, de Safety First, y aparte el cojín.

        La niña se sienta y se sostiene sola perfectamente desde antes de los 6 meses, (tiene 6 y medio), con lo cual decidí que empezábamos directamente con esa. De momento muy bien. Le gusta, se entretiene jugando en ella, y yo estoy contenta.

        Qué has hecho tú con Bebé,no has aprovechado la de Mayor?

        Besos.

        Respuesta
  • el 04/06/2014 a las 10:32
    Permalink

    En mi casa la verdad es que tenemos poquísimo sitio y no me podía plantear comprar una trona grande ni de coña, porque no entra en la cocina. Y la solución que encontramos es comprar la trona inglesina Brunch. Llevo usándola un par de meses y estoy encantada.
    Mira, es ésta: http://www.matiasmasso.es/inglesina/BRUNCH. Se coloca sobre la silla normal y ya está. A veces la usamos para poner a la peque en el suelo tranquilita y un trasto que me evito. La usará hasta que pueda sentarse en la mesa en la silla normal. Es como un alzador, para que nos entendamos. Y luego es que está muy bien de precio. Me costó en torno a los 70 euros

    Respuesta
    • el 10/06/2014 a las 19:37
      Permalink

      Sí, nosotros hemos tenido una de ese estilo y estaba muy bien, lo que pasa es que luego Bebé empezó a ponerse bruto, a querer subir y bajar y la tuvimos que cambiar, pero para los primeros meses genial.

      Respuesta
  • el 24/03/2015 a las 9:43
    Permalink

    Hola
    Me podéis dar opinión de la trona de jane activa Evo? Es que no se que hacer, tengo la de chicco que me la dejaron mi hijo se ha cargado toda la tela plásticosa esta que trae a parte el duerme ahí la siesta a veces y es incomoda porque suda muchísimo, y encima tiene mil recovecos para limpiarla y decidí buscar la de jane porque me pareció mejor por la tela, he visto q es reclinable, lo que le echa para atrás es la limpieza y el espacio que ocupa. Que me decís? Necesito una trona con arnés porque mi nene se sale todo el rato tiene 18 meses.
    Gracias

    Respuesta
  • el 30/07/2015 a las 10:37
    Permalink

    Hola! Pues lo de darle uso mucho tiempo me parece una idea fundamental, algo en lo que todos los papis pensamos…por eso nosotros nos decidimos por la trona Gusto de Inglesina. El precio es un poco más elevado que las de Ikea que comentáis, pero la marca es de confianza y calidad. La Gusto se puede guardar fácilmente (eso nos va perfecto porque no tenemos mucho espacio en el piso que digamos…), y el peque está súper comodo y seguro. Además, se puede reclinar en varias posiciones según el niño esté más cómodo. En definitiva, que nos encanta! Animaos a contar vuestras experiencias!

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El RGPD me obliga a informarte de que al dejar un comentario en este post tus datos de carácter personal serán tratados conforme a la legislación vigente:

Responsable: Mamá (contra) corriente - Eva Gracia

Fin del tratamiento: Gestionar los comentarios y evitar el spam

Legitimación: Tu consentimiento (debes marcar la casilla que confirma que has leído y aceptas la política de privacidad)

Comunicación de los datos: No se comunicarán a terceros salvo obligación legal

Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido.

Contacto: hola @ mamacontracorriente.com