Si estás buscando un bebé, seguro que ya conoces que el test de embarazo en sangre mide los niveles de beta hCG presentes en el cuerpo de la mujer.

La semana pasada os contaba que ya se puede comprar un test de embarazo ultrasensible, que permite detectar si estás embarazada desde tan sólo 5 mlU/mL.

Con este tipo de tests podríamos obtener un positivo apenas 8-10 días después de haberse producido la fecundación. O lo que es lo mismo, varios días antes de la primera falta de menstruación.

Pero, además de los clásicos test de orina, existe otra forma de averiguar si estás embarazada o no: con un test de embarazo en sangre.

 

Test de embarazo en sangre

El test de embarazo más extendido es el de orina, ya que permite conocer si estás embarazada o no de una forma muy rápida y económica, y en tu propia casa.

Pero es muy habitual que al acudir al médico para un primer control, nos pida un test de embarazo en sangre.

Con el test de embarazo en sangre podremos confirmar si efectivamente estamos embarazadas o no y comprobar si todo está correcto.

Recordemos, además, que cuando el embarazo está en una fase muy inicial no podremos ver nada en una ecografía. La prueba en sangre sería la forma más precisa para confirmar si estamos gestando o no.

Yo me los hice en ambos embarazos. ¿Por qué? Pues porque como yo he practicado el early testing, la única forma de confirmar un embarazo tan temprano era mediante un análisis de sangre.

 

¿Qué es la hormona hCG y por qué la llaman hormona del embarazo?

El nombre técnico es beta hCG o hormona gonadotrofina coriónica humana.

Un término verdaderamente complicado que sin embargo no hay embarazada que no conozca, ya que podríamos llamarla “la hormona del embarazo“.

La beta hCG se produce en el cuerpo de la mujer una vez que ha habido fecundación, desde el momento en que el embrión se ha implantado en el útero.

Gracias a la acción de la hormona hCG se obra un verdadero milagro:

– Se mantiene el cuerpo lúteo al comienzo del embarazo, para permitir que el embrión vaya creciendo.

– Se segrega progesterona, otra hormona fundamental para que todo vaya bien.

– Se evita que el cuerpo de la madre rechace al bebé que se está gestando.

 

Cuáles son los niveles de beta hCG en el embarazo

Los márgenes pueden variar según el laboratorio y el médico que los interprete.

Yo he rescatado los niveles que me ponen en los test de embarazo en sangre que me realicé en mis dos embarazos.

Para que tengáis una orientación, los valores de referencia de beta hCG en el embarazo serían:

Embarazo 1-2 semanas: 5-120 mUI/ml.

Embarazo 2-4 semanas: 13-1.175 mUI/ml.

Embarazo 4-6 semanas: 45-80.500 mUI/ml.

Embarazo 6-16 semanas: 2.600-175.304 mUI/ml.

Embarazo >16 semanas: 21.160-65.730 mUI/ml.

Segundo trimestre: 10.000 y 30.000 UI/ml

Tercer trimestre: 5.000 a 14.000 UI/ml

Normalmente en torno a la semana 10 de embarazo se daría el pico más alto de hormona hCG. A partir de ahí irían bajando hasta la semana 20 para luego estabilizarse hasta el momento del parto.

Aunque estas tablas puedan serviros de orientación, lo más importante desde luego es la interpretación que le de vuestro ginecólogo.

Además de los niveles que muestre el test de embarazo en sangre hay un dato muy relevante: en las primeras semanas de embarazo, los niveles de beta hCG se doblan cada 2-3 días. 

 

Cuándo daría positivo un test de embarazo en sangre

Cada laboratorio y cada ginecólogo manejará unas tablas.

Normalmente el baremo suele ser éste:

– Beta hCG < 5 mIU/ml = resultado negativo. No habría embarazo.

– Beta hCG entre 5 y 25 mIU/ml = resultado dudoso. Podría haber embarazo pero el resultado no es concluyente porque quizá se haya hecho la prueba demasiado pronto. Es aconsejable repetir el test en unos días.

– BhCG >  25 mIU/ml = resultado positivo. ¡Bebé en camino!

 

Niveles de beta hCG en embarazos múltiples

Si los niveles de beta hCG de tu prueba son muy altos, es posible que estés embarazada de más de un bebé.

Al parecer, en embarazos múltiples la hormona hCG puede tener valores hasta 30-50% más elevados de los que se registran en un embarazo de un sólo bebé.

 

¿Puede haber un falso negativo en un test de embarazo en sangre?

Si te has hecho la prueba demasiado pronto, sí, puede haber un falso negativo en un test de embarazo en sangre.

Yo, que he sido la loca de los tests, tenía un lema: hasta que no viene la regla hay esperanza.

Es muy posible que no hayas tenido el ciclo que creías haber tenido, por ejemplo puedes haber ovulado más tarde.

Así que podías estar embarazada y simplemente te has hecho el test demasiado pronto.

Si no te viene la regla en unos días, seguro que tu médico te manda otro análisis.

 

¿Puede darse un falso positivo en un test de embarazo en sangre?

Sería bastante raro.

Si se obtiene un positivo pero posteriormente se confirma que no hay un embarazo, podríamos estar ante un caso de un aborto muy temprano, lo que muchas veces tristemente se ha llamado “micro aborto” (como si por micro fuera a doler menos, ¿verdad?).

En estos casos, la hormona hCG iría disminuyendo con el paso de los días.

Muy infrecuentemente, podría darse un caso de falso positivo en algunos casos de mujeres cerca de la menopausia, personas que han tenido la mononucleosis hace poco o si existen ciertos tumores.

 

Espero que os haya resultado útil esta información sobre los test de embarazo en sangre y los niveles de referencia de beta hCG en el embarazo. Ya sabéis que quien mejor os puede asesorar y cuidar es vuestro ginecólogo. ¡Mucha suerte en la búsqueda!

 

Más Info | MedLine Plus