Síndrome premenstrual

Voy a dejar para otra entrada contar cómo ha ido cambiando mi ciclo menstrual a lo largo de los años, porque creo que bien la merece. Ahora quiero hablar (y desahogarme de paso) sobre el síndrome premenstrual que me ataca todos los meses y en el que estoy inmersa ahora mismo.
¿Qué es el síndrome premenstrual?. En mi caso, sobre todo, una mala leche increíble. Mientras escribo estas líneas tengo un cabreo monumental y, realmente, no tengo motivos. ¡Dichosas hormonas!.
Hablando en serio, el síndrome premenstrual es un estado de la mujer, que sucede después de la ovulación y hasta la menstruación, caracterizado por un montón de síntomas, a cada cual más molesto, entre los cuales yo destacaría:
– Hinchazón de la tripa. Muchas veces, acompañado de gases. Yo noto burbujitas en los ovarios, retortijones, pinchazos… el pack completo, vamos.
– Dolor de cabeza. Aunque tengo migrañas de manera habitual, con los ciclos hormonales lo noto muchísimo, así que suelo tener jaqueca unos días antes de la ovulación y unos días antes de la regla. Sé que son dolores hormonales porque coinciden en fechas y, sobre todo, porque no se me quitan con ninguna pastilla, sólo puedo mitigarlos un poco y esperar a que pasen.
– Altibajos en el estado de ánimo. En mi caso, es más habitual el bajón que la euforia, pero me encuentro bastante inestable en esos días.
– Sentimientos de tristeza, de culpa, aumento de los miedos… 
– Nerviosismo. Dificultad para concentrarme de los nervios que tengo.
– Cansancio.
– Mala leche sin motivo ninguno, irritabilidad al máximo, facilidad para explotar por cualquier cosa.
– Desaparición de la líbido.
– Sensibilidad en el pecho. No me pasa siempre, pero he tenido meses de no poder ni rozarme con la ropa.
Leyendo un poco, resulta que el síndrome premenstrual es más frecuente entre las mujeres que han tenido hijos. Definitivamente, me apunto para otra entrada comentar cómo está mi periodo después de haber tenido al bebito, porque desde luego que he notado  cambios y uno de ellos es la gran importancia que ahora tiene en mi este síndrome, que antes no sufría.
Y, ¿qué podemos hacer?. En mi caso, esperar a que baje el periodo, es lo único que me lo soluciona. Para la hinchazón de tripa, lo mejor es evitar las comidas muy copiosas, con gas o muy ricas en grasas y beber mucha agua. Para la mala leche, yo evito todo lo que pueda tener excitantes naturales, como la cafeína, porque ya lo que me faltaba para los nervios que se me ponen. Intento dormir más horas para combatir el cansancio, pero poco más puede hacerse.
En casos más graves, conviene consultar con el médico, porque hay personas, al igual que sucede durante la menstruación, que tienen trastornos tan importantes que les impiden hacer una vida normal. Es el típico achaque que no se suele consultar con el médico pero que en algunos casos bien merecería la pena.
¿Os afecta mucho el síndrome premenstrual? ¿Vuestros maridos se ponen a cubierto igual que el mío?.

Mamá (contra) corriente

Este mi blog personal. Hace ya nueve años que empecé a escribir sobre la increíble experiencia que la maternidad había supuesto en mi vida ¡y desde entonces aquí sigo! Soy autora del e-book "Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad", en el que reúno los conocimientos teóricos y prácticos que necesitas para entender tu ciclo menstrual, interpretar tus signos de fertilidad y utilizarlos para maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada. Además de este blog que lees, soy co-editora de Comer con Gusto y autora de otros tres blogs: Pekeleke, mi web de literatura infantil, Miss Cosméticos, mi blog de belleza y Mochilas-Portabebés.es, sobre mochilas ergonómicas.

20 comentarios sobre “Síndrome premenstrual

  • el 21/02/2011 a las 1:30
    Permalink

    A mí me afecta y me afectaba antes también. Lo bueno es que despúés de haber tenido al peque se me han quitado los dolores de la menstruación, que era insufribles.
    Ahora tengo que ir a consultar porque no todos los meses, pero la mayoria, tengo un manchado junto a la ovulación, que se mantiene hasta que tengo la regla…un autentico rollo…

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 1:30
    Permalink

    Bueno, comparado con lo tuyo, lo mío son chorradas jejeje Yo suelo notarme el pecho y la tripa un poco hinchada días antes de bajarme la regla y, más que mala leche, lo que estoy es súper irritable y con poco que me hagan tengo que respirar hondo y reducir mis sentimientos a miradas asesinas (que mi marido reconoce segundos antes de esfumarse en el aire).

    Los gases, molestias y malestares los tengo sobre todo durante la menstruación, pero a veces soy muy sugestionable. Me ha pasado de estar estupendamente, ir al baño, darme cuenta de que me ha bajado la regla y, según tiro de las cisterna, empezar los dolores de ovarios. Pero bueno, nada que no se alivie con mimos y un poco de chocolate.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 7:43
    Permalink

    A me siempre me ha afectado muchisimo…muchos me temen cuando lo sufro!!jejeje

    Lo que pasa es que ahora lo de la mala leche se me ha suavizado, pero se me han incrementado los altibajos emocionales.

    En fin, que se perfectamente de lo que hablas…de hecho, tengo un retraso este mes y llevo sufriendolo bastantes dias.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 8:16
    Permalink

    En mi caso lo he padecido desde hace muchos años, mucho antes de quedarme embarazada, y ha sido terrible. Sobre todo en lo referente a mi estado anímico, altibajos importantes, nerviosismo, tristeza. Aparte de hinchazón de la tripa, dolor de ovarios, mal humor, etc.

    Peeeero he encontrado otra cosa que lo alivia aparte de la bajada de la regla, ¡¡el aceite de onagra!!. Hace ya tiempo que lo tomo y he notado un alivio considerable de los síntomas. De hecho si algún mes no lo he tomado correctamente, olvidando tomas o alguna pastillita, lo noto. Y me lo notan!! vamos que no es cosa mía.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 10:40
    Permalink

    Pues que yo recuerde el mío era muy parecido al tuyo, per hay que sumarle insomnio dos noches antes

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 10:54
    Permalink

    Pues yo desde que tuve al peque lo he notado, los cambios de humor es terrible, los dolores de pecho y de ovarios se me fueron en el embarazo afortunadamente aunque estos 2 últimos meses parece que están queriendo volver pero afortunadamente parece que también se me está yendo la mala leche, quizá sea que después de casi 2 años las cosas están volviendo a su cauce?

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 10:56
    Permalink

    A mi se me pone una mala uva!!!!! y unas ganas de llorar tremendas. Mi mejor remedio el CHOCOLATE!!!!!, mano de santo oye

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 11:31
    Permalink

    Yo desde siempre tuve unos dolores de ovarios que me moría. El día que me bajaba la regla era imposible hacer nada, ni ir a trabajar. Recuerdo que el segundo día de las pruebas de selectividad me vino la regla y así me salieron las tres que se hacían ese día.
    El caso es que después del embarazo desaparecieron los dolores, ahora ni me entero. Y tampoco noto el resto de los síntomas habituales. Una suerte, la verdad.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 11:42
    Permalink

    A mi mucho no, pero estoy de peor humor y lo peor es el dolor de cabeza que tengo toda la semana!

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 12:19
    Permalink

    Aaaaaaarrgggggg!!!, es lo peor y eso que ahora no tengo tantos dolores como antes.
    Aunque ahora llevo mejor los desarreglos emocionales.

    Antes me pillaba unos cabreos del 15 y ahora no.
    Esa semana era como cuando dejé de fumar. Quería matar a todo el mundo jajaja

    El tema ahora va mejorando jejejeje

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 12:25
    Permalink

    A mí me ataca el síndrome dos días antes de venirme la regla, más o menos. Lo que me pasa a mí es que empiezo a sentime triste sin motivos, y en cuanto empiezo a echar cuentas de los días… zas! es que me está por venir la regla. Mi marido se pone a resguardo cuando me viene la regla y durante, porque ahí sí que paresco el león de la metro!

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 15:07
    Permalink

    Supermama, eso me ha pasado a mi durante muchos años, incluso ahora me pasa a veces. No sé que te dirán (coméntamelo si lo haces, vale?) pero en principio es normal. Yo he llegado a confudir ese manchado con la regla, así me pasaba, que no me quedaba embarazada, nunca sabía en qué momento del ciclo estaba, veía el manchado, pensaba que era la regla, me abstenía de tener relaciones precisamente cuando había que tenerlas, un desastre!!.

    Anuda, el chocolate, qué rico!!!. Yo como mejor me quito el mal humor y demás es durmiendo pero, claro, no es fácil.

    Ana, retraso? mmmmm…. a ver si va a ser otra cosa!! jajajaja

    Belén, cuando comentaste lo del aceite de onagra, lo probé. Pero no sé si fue porque no fui constante, no noté nada. Lo cierto es que solo he tenido constancia en esta vida para tomarme mis medicamentos del asma y las vitaminas durante el embarazo, para lo demás soy un desastre.

    Suu, sí, yo tampoco suelo dormir mucho, los nervios se me ponen a todo meter y no hay forma.

    Mis chicos y yo, pues lo mismo!

    Tricius, jajajaja, pues ale, a comer chocolate!!

    Silvia, pues sí, una suerte, menos mal!

    Cartafol, me imagino, qué rollo.

    La teta reina, mejor, mejor!.

    Adry, jajajaja.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 17:00
    Permalink

    Te cuento, te cuento…pero no te digo cuando, porque tengo que encontrar un momento para mi, para poder ir al medico, que me mande al gine…etc…(ahora no tengo medico privado, antes era mas facil)
    Pero si es cierto, que antes me dijeron que era normal. Pero, tengo anemia de hierro constante..y estos sangrados no ayudan. Solo lo solucioné cuando me tomaba la pildora…pero no puedo tomarla porque me dan unas depresiones tremendas!

    Asi que solución creo que no tiene. Aun así lo consultaré y te cuento.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 17:25
    Permalink

    Ya sé yo que no tuviste constancia. Para notar efectos sobre el síndrome premenstrual es importante que lo tomes al menos dos meses. Después todo va sobre ruedas. Ya sabes que te lo recomiendo porque los beneficios son muchos. A mi me va bien incluso para las molestias menstruales.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 17:35
    Permalink

    Ya te he dicho en el comentario anterior que, afortunadamente, no sufro de síndorme premenstrual

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 21:05
    Permalink

    uff, te estaba leyendo y parece q estabas describiendo el mío… q ha ido empeorando después de cada embarazo. Lo peor sin duda el jaquecón, porque como tú bien dices no se quita con nada. Y la mala leche tb es considerable,… en fin, q se le va a hacer, mi marido me regaña xq dice q tendría q r al ginécologo, pero yo le veo mala solución.

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 23:25
    Permalink

    Tengo todos y cada uno de los síntomas que comentas jejej, son lo peor. Menos mal que ahora entre embarazo y lactancia llevo 15 meses sin regla!! Como me salga bien, engancho con el siguiente embarazo Jejeje. Un besito ah mi marido el pobre es santooo!!

    Respuesta
  • el 21/02/2011 a las 23:33
    Permalink

    Supermama, el problema de la depresión y la píldora es, valga la redundancia, un problema. ¿Quizá con una más floja?. A ver qué te dicen.

    Belén, puff, qué pereza, la verdad. Ya sabes que yo ahora tengo la mente ya en otra parte 😉

    Laky, bien por ti!.

    Porfinyomisma, nada, mucho ánimo, es lo único que te puedo decir.

    María, mujer, pero para tener otro embarazo tendrás que tener la regla al menos un mes, no? jajaja

    Respuesta
  • el 21/05/2011 a las 22:38
    Permalink

    yo desde que tengo novio me afecta más xD

    Respuesta
  • el 03/08/2016 a las 0:05
    Permalink

    Yo tampoco tenía spm antes del embarazo, pero mi regla ha vuelto con ganas, lo paso fatal, me pego una semana que exploto con cualquier cosa y me cuesta mucho darle el pecho a la peque de lo que me duele.
    Contra la ira incontrolable he descubierto la teanina, un compuesto del té verde que puedes comprar en cápsulas. Pero como cuando una está a punto de estallar, necesita algo pero ya, yo abro una cápsula y me pongo el contenido debajo de la lengua. Esto ha salvado la vida a mi niña y a su padre más de una vez

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El RGPD me obliga a informarte de que al dejar un comentario en este post tus datos de carácter personal serán tratados conforme a la legislación vigente:

Responsable: Mamá (contra) corriente - Eva Gracia

Fin del tratamiento: Gestionar los comentarios y evitar el spam

Legitimación: Tu consentimiento (debes marcar la casilla que confirma que has leído y aceptas la política de privacidad)

Comunicación de los datos: No se comunicarán a terceros salvo obligación legal

Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido.

Contacto: hola @ mamacontracorriente.com