Durante los meses que en este año 2011 he tardado en quedarme embarazada he estado probando intensivamente los test de ovulación y de embarazo porque quería comprobar varias cosas de las que he hablado aquí en otras ocasiones y así poder aportar más detalles.

 

¿Test de ovulación que siempre marcan dos rayitas?

Una de las preguntas que me han hecho varias personas es si es normal que durante el uso de los test de ovulación en un ciclo normal (casi) siempre se obtengan dos rayitas, la de control y la de test, aunque la de test sea muy suavecita. Y es una de las cosas que yo misma he querido comprobar en mi cuerpo para poder dar una respuesta, pues cuando los usé en 2009 me limité a los días que yo consideraba fértiles y nada más. Por eso no traté este tema cuando escribí sobre cómo usar los test de ovulación.

 

Mis pruebas

En esta ocasión, casi todos los meses he estado realizándome tests de ovulación cada día del ciclo, excluyendo los de la menstruación.

El resultado obtenido es el siguiente:

1.- A comienzos del ciclo el test habitualmente no muestra dos rayitas sino únicamente la de control.

2.- A los pocos días (antes del día 10 del ciclo) comienza a aparecer esa segunda línea, rosita suave, es decir, indicando negativo pero presencia de la hormona, y se mantiene así hasta el momento de la ovulación.

3.- En los días que yo ya sabía que eran fértiles (en mi caso, no antes del día 16-17 del ciclo), me hacía tres test diarios para poder detectar correctamente el pico de la hormona. La línea seguía siendo de intensidad suave hasta que de pronto en uno de ellos aparecía mucho más marcada, tanto o más que la línea de control, es decir, positivo.

Esta intensidad de la línea en mi caso se ha llegado a mantener hasta 36-48 horas pero en muchos casos no supera las 12.

4.- A partir de ahí, la línea volvía a ser muy suave. En algunos casos desaparecía unos días y volvía a aparecer poco antes de la regla. Este “volver a aparecer” unos días antes de la regla no quiere decir que el test fuera positivo, simplemente que la línea era perceptible sin dificultad, aún siendo negativo el test. Hay que considerar que si el test de ovulación fuera a predecir el embarazo, la línea empezaría siendo suave pero cada día iría siendo más oscura, hasta llegar a dar positivo, posiblemente un par de días antes de la menstruación. Si la línea es suave y se mantiene así día tras día, nos podemos olvidar de las ilusiones de ese mes.

Esto, como digo, es mi experiencia. Es más que probable que otras mujeres tengan otros patrones.

Mucha gente se confunde y piensa que el test de ovulación le da siempre positivo. A veces las ganas nos pueden.

Interpretar test de ovulación

Hay que tener muy presente, pero que muy muy presente, que el test de ovulación positivo es aquel cuya línea de test es tan intensa o más que la de control. Y esto, aunque nos parezca lo contrario, sucede tan sólo en un momento muy concreto del ciclo.

Entonces, ¿es normal o no que casi siempre salgan dos rayitas en un test de ovulación?

A la pregunta de si es normal que (casi) siempre aparezcan dos rayitas, por lo que yo he podido averiguar: sí.

La hormona que miden los test de ovulación, la LH, se encuentra siempre presente en el ciclo de la mujer y funciona por oleadas. Una de esas oleadas, la decisiva, es la que hará que el test de positivo y nos avisará de que la ovulación va a producirse de forma inminente.

El problema que tiene esto es que cuando te haces los test con ilusión y ansiedad, ver cualquier línea te pone un poco nerviosa y hasta que no llevas unos cuantos meses y has aprendido a conocer tu cuerpo, surgen dudas, sobre todo si se pretende usar el test de ovulación como anticipo del test de embarazo.

Por eso siempre hay que tener cuidado con la interpretación de los test y, ante la duda, optar por la opción más conservadora.

 

e-book 'Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad'

Cómo lograr un embarazo conociendo tu fertilidad - PORTADAHe reunido mis conocimientos teóricos y prácticos sobre fertilidad, método sintotérmico y uso de test de ovulación y embarazo, estructurados de forma sencilla, para que empieces desde YA a conocer mejor tu ciclo menstrual.

Así, podrás reconocer tus signos de fertilidad, interpretarlos y maximizar tus posibilidades de quedarte embarazada.

Si quieres quedarte embarazada y no sabes por dónde empezar.

Si llevas un tiempo buscando un embarazo y éste no llega.

Si quieres aumentar tus posibilidades de quedarte embarazada en cada ciclo de forma natural.

Si estás animada a realizar el método sintotérmico y quieres comprenderlo a fondo.

Si vas a utilizar test de ovulación para ayudarte en la búsqueda de tu embarazo.

¡Este libro es para ti!